Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
Sábado, 23 de marzo de 2019 Logo
Buscar en la web
Mostrar menú Cerrar menú

Opinión

OPINIóN

opinion@lanuevacronica.com

EL EDITORIAL IR

‘Ninis’ del medio rural

La Diputación pone en marcha dos programas para formar a los jóvenes desocupados que viven lejos de las ciudades, una iniciativa acertada pero que puede convertirse en un arma de doble filo si adquieren una formación que tienen que desarrollar en las ciudades

La Formación Profesional ha sido una oportunidad perdida para formar a jóvenes en lo que necesita el medio rural

León Activo y Activa León son dos programas que tienen como principal objetivo conseguir que los llamados ‘ninis’ del medio rural, los jóvenes que ni estudian ni trabajan, puedan completar de alguna manera su formación para conseguir un futuro laboral que la realidad les niega. Se trata de una iniciativa que ayer mismo fue presentada por el presidente de la Diputación, Juan Martínez Majo, a alcaldes de toda la provincia y que ya había sido presentada esta misma semana a alcaldes de la comarca del Bierzo. Es un proyecto verdaderamente acertado y completamente necesario, que se centra en aquellos que más pueden dotar de un futuro de desarrollo y crecimiento donde más hace falta: en nuestro deshabitados pueblos. La formación, la motivación a fin de cuentas, de estos jóvenes de entre 16 y 30 años es una de las claves en la lucha contra la despoblación. Sin embargo, llama la atención que tenga que ser la institución provincial la que se preocupe de estos aspectos, cuando las competencias en materia de educación y formación no son precisamente suyas. Una de las claves del éxito de estos programas es que esa formación de los jóvenes sea para que verdaderamente puedan en el futuro desarrollar su trabajo en el medio rural, porque hasta ahora la llegada de la educación a nuestros pueblos ha servido para formar talentos que tienen que encontrar sus oportunidades en la ciudad. La Formación Profesional ha sido una gran oportunidad perdida en este sentido.

LA NEGRILLA IR

Dibujo de La Negrilla

El hombre que más desgasta la carretera entre León y Salamanca (tendrá que pagar un plus por el re-asfaltado de la A-66) organizó ayer un acto protagonizado por los alcaldes y los presidentes de las cámaras de comercio de ambas capitales. Acudieron también muchos empresarios leoneses y salmantinos y, cuando llegó el turno de las preguntas, uno de los charros aprovechó el foro para reprochar el fracaso del diálogo social en su ciudad. Creíamos que estas cosas pasaban sólo entre leoneses...

A PIE DE CALLE

¿Cómo se mide la felicidad?

El Día Internacional de la Felicidad es una ocasión para repensar uno de los anhelos humanos más universales y de todos los tiempos. Es una cuestión personal y a la vez una cuestión colectiva que refiere a ser y hacer lo que uno valora como bueno en un planeta compartido.

Algunas iniciativas interesantes como el Índice de Felicidad Nacional Bruta o el Índice del Planeta Feliz de la New Economic Foundation ponen en el centro al ser humano y su percepción sobre su felicidad y bienestar, y no al crecimiento económico como un fin en sí mismo.

Estas nuevas formas de incluir la felicidad en la forma de entender el desarrollo en un país cuentan además con enormes datos de opinión de hombres y mujeres, de personas adultas. Sondeos, encuestas de opinión… Esto no ocurre con niñas, niños y adolescentes a los que nuestras sociedades aún no escuchan y que son la amplia mayoría de los que viven en la pobreza y exclusión social. La felicidad y el bienestar remiten a lo que las personas valoran y, actualmente, en el mundo, no contamos con esta información de niños, niñas y adolescentes.

Por todo esto, en el Día Internacional de la Felicidad, debemos recordar que todas las niñas y los niños tienen derecho a ser felices, pero también a opinar y a ser escuchados, tal y como se comprometió España, al ratificar la Convención sobre los Derechos del Niño de Naciones Unidas, en 1990. M.C.

Envía tus fotos de denuncia o cartas

Imagen cursorlectores@lanuevacronica.com
Imagen fax987 97 50 50
Imagen sobre carta postalLA NUEVA CRÓNICA
Pza. de Sto. Domingo 4 - 2º • 24001 LEÓN



* Las cartas dirigidas no deben exceder de 20 líneas mecanografiadas y es imprescindible que vengan acompañadas de una fotocopia del DNI. LA NUEVA CRÓNICA se reserva el derecho de publicar tales fotos o textos, así como de resumirlos o extractarlos.

Newsletter