Publicidad
Riaño se llena en una semana

Riaño se llena en una semana

ACTUALIDAD IR

El embalse de Riaño este lunes prácticamente lleno, una estampa inusual para esta época del año. | SAÚL ARÉN Ampliar imagen El embalse de Riaño este lunes prácticamente lleno, una estampa inusual para esta época del año. | SAÚL ARÉN
T.G. | 24/12/2019 A A
Imprimir
Riaño se llena en una semana
Medio Ambiente Es la mayor reserva de agua de León con una capacidad de 651 hectómetros cúbicos de los que en tan solo siete días las lluvias y el deshielo han llenado casi un centenar
«Así sí, pero no a estas alturas del año». Esta frase sale una y otra vez de la boca de quienes en los últimos días han contemplado los ríos de León desbordados. El deshielo madrugó tanto que casi se adelantó al propio hielo. «Aquí hemos cogido setas de cardo hasta hace cuatro días y si las ha habido es porque no ha helado», comentaba un hombre en Benamariel, cerca de la estación de aforo de la CHD por la que ha pasado muchísima agua estos días. «Si aquí está esto así, imagínate cómo estará allá arriba Riaño», remataba. Y «allá arriba» la mayor reserva de agua de León que cuenta con una capacidad de 651 hectómetros cúbicos estaba acaparando todo el agua que llegaba a ella y que fue mucha de modo que en siete días albergó 90 hectómetros cúbicos pasando de tener almacenados 520 a 610. Ha llegado a alcanzar en algunos momentos hasta un 94 % por ciento de agua de su capacidad, cantidad que han ido aminorando soltando agua de manera paulatina hasta los 127,9 metros cúbicos por segundo y situándose ayer en poco más del 93 % de su capacidad.

Según los datos que maneja la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) se trata de valores «muy por encima» de los registrados el año pasado y también de la media de la última década. La provincia de León contaba este lunes con unos 1.180 hectómetros cúbicos de los casi 1.300 que puede llegar a almacenar. Esta ha sido una «situación excepcional», tal y como ha reconocido el organismo de cuenca que ha registrado «aportaciones máximas históricas» en tan solo 24 horas a las reservas de agua de León.

El pasado lunes 16 de diciembre fue cuando las lluvias llegaron a León con más intensidad y la previsión de seguir persistentes durante unos cuantos días más aunque ya llevaban varios días haciendo acto de presencia y alimentando poco a poco las reservas de agua. Pero fue en esta jornada cuando las presas de Riaño, Porma y Barrios de Luna retuvieron una punta instantánea conjunta superior a los 1.000 metros cúbicos por segundo. En concreto, la cuenca vertiente al embalse de Riaño aportó más de 400 metros cúbicos por segundo, con una punta próxima a los 600 metros cúbicos; mientras que en el Porma, se superaron los 210, situándose el máximo caudal instantáneo próximo a los 260 metros cúbicos por segundo.

Máximo histórico

Ver el embalse de Riaño a estos niveles es más propio de la primavera que del mes de diciembre. También los niveles que registran el resto de las reservas de agua de León como pueden ser el Porma o Barrios de Luna. La CHD expresó este lunes que todos los embalses que gestionan de la cuenca del Duero se encuentran a casi el 84% de su capacidad total, con 2.414 hectómetros cúbicos almacenados según los últimos datos que maneja el organismo de cuenca. En diez días, como consecuencia del paso de las sucesivas borrascas, han acumulado cerca de 800 hectómetros cúbicos, situándose en el máximo histórico del último siglo y más de 1.000 hectómetros cúbicos por encima de la media de los últimos diez años. Según la CHD, los embalses han permitido laminar importantes caudales punta que se han situado cerca de los 300 metros cúbicos por segundo en el caso de Barrios de Luna, en la misma línea que el Porma. Por su parte, en Riaño se soportaron puntas cercanas a los 600 metros cúbicos por segundo. «Estas circunstancias ponen de manifiesto el papel que juegan los embalses en la laminación de avenidas y en la atenuación de los efectos de las crecidas provocadas por los ríos no regulados aguas abajo», inciden desde la CHD. Esta informó además este lunes que dichas aportaciones, dado el estado actual de los embalses, se han podido gestionar reteniendo más del 90% del agua, laminando por tanto las avenidas.

Esta situación ha provocado una «inusual disminución de los niveles de resguardo de los embalses en estas fechas,», explica la CHD que pretende recuperar en los próximos días, coincidiendo con la remisión del temporal y de las lluvias, para estar en las mejores condiciones a fin de poder gestionar posibles próximos episodios.
Volver arriba
Newsletter