Publicidad
Un corazón que palpita a golpe de teatro

Un corazón que palpita a golpe de teatro

CULTURAS IR

'Los treinta', de Trejoviana Teatro, escrita y dirigida por Mercedes Saiz. Ampliar imagen 'Los treinta', de Trejoviana Teatro, escrita y dirigida por Mercedes Saiz.
Mercedes G. Rojo | 12/01/2021 A A
Imprimir
Un corazón que palpita a golpe de teatro
Caminos femeninos del arte leonés (XCVI) Mercedes Saiz, actriz, directora, dramaturga y profesora de teatro, optó por luchar por lo que ama desde su propia ciudad
«Si todos los profesionales del teatro explicáramos nuestras infinitas horas dedicadas a estudios, ensayos, producción, viajes, maquillajes y funciones, puede que eliminásemos toda la banalidad y el falso brillo que nos acompaña como un perfume barato».  
Mercedes Saiz, profesional del Teatro

Acosados por una pandemia que ya va camino de un año, por catástrofes inesperadas en algunos lugares (el pan nuestro de cada invierno, en otros), el mundo de la cultura es uno de los sectores primeramente castigados. Es casi de héroes, en tiempos como estos, seguir trabajando por y para el teatro y aún más hacerlo desde una pequeña ciudad de provincias. Pero nuestra protagonista de hoy es una de esas valientes que lejos de quejarse de la permanente crisis de la que el sector viene adoleciendo desde hace años, ya hace también unos cuantos que decidió dejar de quejarse y poner su granito de arena para que algo tan inherente al ser humano como es el teatro no desaparezca de nuestras vidas. Hablamos de la leonesa Mercedes Saiz Martínez, actriz, directora, dramaturga y profesora de teatro que optó por luchar por lo que ama desde su propia ciudad, porque «a quien le pica el veneno del teatro no se cura, por eso este arte nunca morirá», recuerda en alguna entrevista.

Amante incondicional del Teatro, realizó sus estudios de Arte Dramático (1993-1997) en la antigua escuela de Arte Dramático de León, consiguiendo así «el sueño que desde pequeñita le palpitaba en su corazón». Formada con nombres bien conocidos en el panorama leonés, al término de sus estudios consiguió trabajar como actriz profesional (1998-2011) por todo el territorio nacional y otros puntos del mundo (París, Puerto Rico, Bogotá, Guadalajara (México), México D.F.) formando parte de compañías teatrales como Miló, Cantárida, Quiquilimón o Teatro Corsario, con la que consiguió el premio Max al Mejor espectáculo revelación por ‘La barraca de Colón’. Cuando una enfermedad truncó su profesión como actriz, se volcó en la docencia y otros aspectos y fundó en León Aula T de Teatro, pasando a dirigir montajes para varios grupos de teatro amateur como Trejoviana Teatro y Fila Tres, con los que ha obtenido varios premios. También escribe adaptaciones y obras teatrales.

Declaración de intenciones

Lejos de unirse a los lamentos generales del sector, que siempre ponen la responsabilidad de su crisis en los otros, especialmente en las instituciones, Mercedes mira hacia dentro, y ya en 2013 escribía al respecto un breve pero contundente artículo en Tam tam press. Bajo el título de ‘El teatro es un gigante’ llama la atención a los verdaderos protagonistas de este mundo y les hace un llamamiento a la unidad con una clara consigna «menos palabras y más acción», cada uno en su puesto, para conseguir «dignificar la profesión», para «reinventarse», algo que pasa por «cuidar de los jóvenes, hablarles de nuestro gigantón (…) abocados a nuevas fórmulas, a ayudarnos unos a otros», en una clara apuesta por potenciar la cultura más allá de todo y de todos.

Mercedes Saiz no está dispuesta a llorar y así su decisión pasa por dar talleres de teatro, escribir, dirigir… Sin ayudas, pero siempre con la mirada hacia adelante. Y con esa idea funda, en 2011, Aula T de Teatro, hoy Asociación Cultural, de la que es presidenta y directora y profesora de la escuela teatral, un centro que también se ha convertido en sala de ensayos para distintos grupos leoneses. Tiene muy claro que «sus alumnos más mayores no se dedicarán nunca al teatro profesional», que informará a los jóvenes y a los pequeños –algunos de los cuales tal vez lleguen a convertirse en futuros actores o actrices– sobre las escuelas oficiales de Arte dramático; pero sobre todo que su mayor deseo es convertirles en «futuros espectadores, que tengan criterio y sepan elegir calidad». Y es que el mundo del teatro no tiene futuro sin los espectadores.

Aula T de Teatro

Academia de teatro autogestionada, «una alternativa a todas aquellas personas que, sin tener el objetivo de llegar a ser actores profesionales, sí desean experimentar a fondo lo que significa una experiencia teatral de calidad». Cuenta con un grupo estable de profesores más colaboradores puntuales pertenecientes al actual panorama teatral de la ciudad. Iniciada en torno a los adultos se ha ido ampliando hasta la población de 3 a 5 años, franja muy poco tenida en cuenta en este tipo de actividades.

Pretenden que el alumnado conozca lo más granado del género (Molière, Chéjov, Sastre o Skakespeare), pero también convertirse en «un proyecto de investigación, dirigido hacia personas con inquietudes teatrales que quieren descubrir las muchas virtudes creativas, terapéuticas y sociales que encierra la práctica teatral».

El centro alterna las clases teatrales con cursos monográficos impartidos por profesionales de expresión corporal, clown, maquillaje..., y representaciones de los diferentes grupos de teatro que centran en el mismo su actividad.

Teatro Candela

Grupo permanente de teatro de la Fundación Cerezales Antonino y Cinia. Bajo su dirección, desde 2013 reúne a un grupo de vecinos de Cerezales y amigos de la Fundación para aprender técnicas interpretativas, expresión corporal y voz. Con reuniones cada dos sábados en la sede de la FCAYC, en torno a 8 actores culminan cada año ciclo formativo subiéndose al escenario exterior de la Fundación para ofrecer al público el trabajo desarrollado durante el mismo, con propuestas muy diferentes en las que a menudo transitan por lo más clásico del teatro, en ocasiones con enfoques muy personales.


Teatro Cuatro


También ha colaborado con esta compañía que comenzó su andadura en la Escuela Municipal de Artes Escénicas de León (2005), por ejemplo con un curso sobre Tragedia y Comedia, o el montaje de ‘Ligazón y La rosa de papel’ de Valle-Inclán (2017), en el diseño de escenografía, montaje musical y Dirección y dramaturgia.
Volver arriba
Newsletter