Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad

Sólo 16 alcaldes de la provincia de León ejercen su cargo de forma altruista

Sólo 16 alcaldes de la provincia de León ejercen su cargo de forma altruista

ACTUALIDAD IR

Ampliar imagen
I. Herrera | 30/01/2018 A A
Imprimir
Sólo 16 alcaldes de la provincia de León ejercen su cargo de forma altruista
Hacienda La que más emolumentos percibe es la alcaldesa de Ponferrada, con dedicación parcial
¿Cuánto cobra un alcalde? Pues depende, y a la vista de los datos no responde a una cuestión de tamaño del municipio, que podría servir para estimar la responsabilidad que recae sobre sus hombros. Un informe del Ministerio de Hacienda publicado recientemente sobre las cantidades que perciben los regidores municipales (con datos de 2016) coloca a la cabeza en la provincia a la alcaldesa de Ponferrada, Gloria Fernández Merayo, con unos emolumentos de algo más de 59.000 euros al año, y eso que tiene dedicación parcial. Le sigue el regidor leonés, Antonio Silván, que con dedicación exclusiva percibe 270 euros menos al año que la berciana.

En total, 24 alcaldes leoneses cobran más del salario medio provincial, que se sitúa en 17.856 euros, como se puede comprobar en la tabla que acompaña esta información en la página siguiente. Y sólo 16 desempeñan su cargo de forma altruista, sin ganar ni un euro del ayuntamiento al que representan, una cifra que parece baja tanto en comparación con el resto de provincias de la comunidad como teniendo en cuenta el elevado número de municipios en León que apenas llegan al millar de habitantes.

Aunque eso de la población no parece tener mucho que ver con el dinero a llevarse al bolsillo, pues llaman la atención casos como el del alcalde de Lucillo, Pedro de Cabo, que con 391 vecinos censados (según datos del INE) y con dedicación parcial, gana como alcalde 21.143 euros al año; el de Cuadros, Marcos Martínez, con dedicación parcial y 30.300 euros de sueldo público que pagan los 1.986 habitantes a los que representa; el de Bustillo del Páramo, Faustino Sutil, regidor de un ayuntamiento con una población de 1.235 personas, sin dedicación (sólo en asistencia a reuniones) y con un salario municipal de 24.990 euros anuales, o el de Puebla de Lillo, Pedro Vicente Sánchez, un municipio de 693 vecinos cuyo alcalde, sin dedicación, gana más de 20.000 euros.

El documento de ‘Información estadística e informes empleo público local. Ispa 2017’ colgado en la web del Ministerio de Hacienda refleja las cantidades consignadas por los alcaldes (también hay datos de los concejales) tanto por retribuciones propiamente dichas como por asistencias a las reuniones de la corporación. Lo que no incluyen las cantidades recogidas son las compensaciones por dietas de viaje y similares (que habría que sumar a mayores). Han sido los propios ayuntamientos los que han remitido la información, aunque no todos han cumplido; en el caso de León son 31 los incluidos en el listado de los que no han facilitado los datos (como Astorga, Boñar, La Pola de Gordón, Riaño, Vegacervera o Valverde de la Virgen, por citar sólo algunos de estos 31).

El Ministerio ha extraído en otra lista a los municipios cuyos alcaldes no perciben ni un euro por su labor: Alija del Infantado, Boca de Huérgano, Cármenes, Mansilla Mayor, Maraña, Matallana de Torío, Pajares de los Oteros, Posada de Valdeón, Prioro, Riello, Santa María de Ordás, Urdiales del Páramo, Val de San Lorenzo, Valderas, Vallecillo y Villaquejida, siempre de acuerdo a los datos publicados por Hacienda.

El informe señala además de la cuantía la dedicación exclusiva, parcial o nula de los alcaldes. La ‘exclusiva’ se corresponde con los alcaldes que han percibido una retribución durante todo el año con una dedicación de esta naturaleza. En la dedicación ‘parcial’ se han englobado tanto los que han percibido una retribución por una dedicación a tiempo parcial durante todo el año, como aquellos supuestos en que, aunque durante parte del periodo hayan estado en régimen de dedicación ‘exclusiva’ o en el de ‘sin dedicación’ su régimen se ha modificado durante el ejercicio, de forma que en cómputo anual pasa a ser ‘parcial’. Por último el régimen ‘sin dedicación’ no implica la ausencia de actividad, sino de acuerdo con lo recogido en Ley Reguladora de las Bases del Régimen Local, no se devenga ningún tipo de retribución, percibiendo únicamente asistencias.


Volver arriba
Newsletter