Publicidad
Medalla en espataleo

Medalla en espataleo

OPINIóN IR

18/09/2016 A A
Imprimir
Medalla en espataleo
Lo dijo primero Ortega y horas después lo refrendó Gasset:«Con la calor por so, y con el frío por arre, no me levantó de la cama ni aunque esturrunte que pasa Amancio el de Busdongo —que también es Ortega—con la esparcidora de billetes de 500 euros conectada a toma de potencia del Banco de Santander y la de fuerza del Zetor ».

Y es que mira están atorrantes en las nuestras televisiones de pago (si no las pagas no te las dejan sacar del Carrefúr ni por la gatera, ¡qué tiempos aquellos cuando Abilio El Grande del Hogar! que lo apuntaba a mano en la libreta hasta que cobraras la leche de Rofer), vuelvo al suco que me esnorto, que están atorrantes con las Olimpiadas, que mira que son cansinos, que ya dicen Doradía, Doración y Todas Ésas a la salida de la misa del domingo: «El rapá ese del tenis, el Nadal, tiene que estar reventadico, ayer por la noche cuando me levanté a tomar la pastilla de la artrosis, que me toca a las cuatro y veinte en punto, otra vez que estaba jugando con otro para volver a ganar la medalla de oro del tenis en la Olimpiada».

- ¿Y ganó?

- Hombre claro, se conoce que lo ponen a jugar a las cuatro de la mañana para ver si le da el sueño, pero no pueden con él.

Y después de Nadal otra vez los nadadores, que se van a acabar ahogando por cansancio, menos mal que no nadan al estilo perro, que es muy ahogadizo, sino teníamos una tragedia como no se ve desde que operaron al Mambís de la rodilla buena, «que un equívoco lo tiene cualquiera», decía el chófer del coche de línea.

- ¿Y ganamos muchas medallas?

- Un bronce en espataleo femeninio de aguas bravas.
Volver arriba
Newsletter