Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
La utopía viaja en paloma

La utopía viaja en paloma

CULTURAS IR

Ampliar imagen
L.N.C. | 02/12/2018 A A
Imprimir
La utopía viaja en paloma
La protagonista de la semana La revista National Geographic publica en su último número un amplio reportaje sobre los palomares de León, la asociación de amigos de los palomares... y demás utopías que soñó Irma Basarte en su blog ‘La utopía del día a día’
Ella sonríe cuando llega a un lugar y la presentan como Irma ‘La utópica’ prescindiendo de su apellido real de Basarte. Irma sabe que «se bautizó» ella misma aquel día de 2008 que puso en marcha su blog ‘La utopía del día’, la misma en la que sigue creyendo con tanta fe como entonces o como sigue creyendo en otra idea que puso en marcha un par de años más tarde —la utopía de otro día— cuando parió ‘La asociación de amigos de los palomares’.

Ahí sigue. De vez en cuando a sus sueños les pone letra y no hace mucho colgó en su blog una reflexión de ese grande de los pensamientos cortos, (y de los largos) que es Eduardo Galeano: «Mucha gente pequeña, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, puede cambiar el mundo».

Una idea que ilustraba la noticia que convierte a ‘La utópica’ en el personaje de la semana. Una revista del prestigio de National Geographic ha llevado a su último número, el de diciembre, un extenso reportaje sobre los palomares, la utopía más presente en el trabajo de Basarte. Recuerda la revista que «el hipogeo de Torre Pinta, cerca de Otranto (Italia) es un palomar que fue edificado en el siglo XVII sobre los posibles restos de una construcción precristiana que en época paleocristiana fue transformado en lugar de culto...». Para saltar paso a paso a la realidad actual en León donde, en palabras de Basarte, «cada palomar es una historia, un paisano, una paisana, una familia».

El definitiva, cosas pequeñas que pueden cambiar el mundo, utopías que viajan en paloma. Con Irma.
Volver arriba
Newsletter