Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR

La Pastorada Leonesa, en Madrid

CULTURASIR

Un momento de la Pastorada que tuvo lugar en Madrid. Ampliar imagen Un momento de la Pastorada que tuvo lugar en Madrid.
Gabriel Alonso-Carro | 10/01/2018 A A
Imprimir
La Pastorada Leonesa, en Madrid
Tradiciones El Auto de Navidad tuvo lugar en tres céntricas parroquias madrileñas durante los días del fin de año
Durante los días del fin de año madrileño tuvo lugar, en tres céntricas parroquias, la representación de La Pastorada: Auto de Navidad leonés. Estamos de enhorabuena por la iniciativa de José Ángel Ruiz, que no solamente ha impulsado el proyecto sino que también se ha ocupado de su dirección interpretativa, adaptación y arreglos musicales -junto con la valiosa ejecución artística de profesionales de la orquesta de la Comunidad Autónoma de Madrid, el concurso del excelente Coro de Cámara Cantiga y la fundamental representación teatral de un grupo parroquial de la Capital (con la dirección escénica de María Ferrandis)-.

El resultado del conjunto es una delicia, que ojalá en lo sucesivo pudiera disfrutar más público, a medida que alcance más difusión esta hermosa pieza dramático-musical popular navideña (en esta preciosa y acertada adaptación).

La Pastorada leonesa representa el anuncio del Ángel a los pastores y zagalas (que son los auténticos protagonistas de la misma) del nacimiento de Jesucristo y cómo, finalmente, deciden abandonar sus rebaños e ir al Portal de Belén a adorar al Niño.

El Auto navideño es un fruto granado del folklore del Reino de León, creado e interpretado por el pueblo sencillo -transmitido por tradición oral- y que se representa en Nochebuena al filo de la Misa del Gallo para ambientar la celebración litúrgica. También se escenificaba el día de Navidad, para que pudieran presenciarlo los lugareños de otros pueblos. El esquema de las Pastoradas es muy similar en todas sus variantes: comenzando por los personajes (como el pastor protagonista, Rabadán, o el compañero escéptico -ante lo sorprendente del relato que se va narrando-). De ello podemos deducir, junto con el uso de la lengua romance -en verso- y del leonés antiguo, que es una tradición que se remonta a la Edad Media. Es una composición que refleja la devoción, la autenticidad y la emoción religiosa de la gente del pueblo con ocasión de la Natividad de Jesús.

Según el programa de mano entregado: «representar este auto es una costumbre navideña, propia de ambientes rurales, y es algo en lo que participa todo el pueblo, todos se implican y toman parte en ello. Se trata de los hechos que narran los evangelios para las festividades de Nochebuena y Navidad, sin formar parte de la liturgia de esos días: hay diálogos declamados, cantos solistas y del coro, actuación de personajes. No tiene por qué ser representada en la iglesia, puede serlo en otro lugar amplio o en la plaza del pueblo, para que pueda asistir a la representación el mayor número posible de personas».

El artista leonés, alma y corazón de esta nueva versión actualizada, José Ángel Ruiz, comenzó su carrera musical estudiando piano en León y fue organista en la Basílica de San Isidoro.Posteriormente ingresó como pianista y barítono en el Coro de la Comunidad Autónoma de Madrid. También ha trabajado con el Grupo Alfonso X El Sabio. Su padre formó parte de la Coral Isidoriana y de ahí su cariño y conocimiento de esta joya de la tradición folklórica leonesa.

Al cumplirse este nuevo año 2018 medio siglo de la grabación de La Pastorada, con actores de RNE, ha tenido la magnífica idea de realizar una nueva adaptación musical con los textos ya actualizados en su día por D. Maximino Marcos (filólogo) y recogidos de la tradición oral y melódica popular por D. Felipe Magdaleno (fundador de la Coral citada). Prueba de su filiación leonesa es que ha depositado varios ejemplares de la nueva partitura en la Basílica de S. Isidoro dedicados a estos inspiradores: la Coral, el fundador de la misma y el director actual.

La nueva versión adaptada por José Ángel Ruiz está pensada para Coro y Orquesta, respetando el espíritu e identidad original, mucho más sencilla vocal e instrumentalmente hablando. Pero no cabe duda de que ha sido realizada con sumo gusto y mano sabiamente delicada. En esta serie de representaciones el secreto, según el músico, ha sido contar con un grupo coral e instrumental no excesivamente grande para no perder el carácter popular de la composición: además de -en los arreglos- buscar los colores y conectar con los diversos fragmentos de la Pastorada, comentó el compositor.

El reto, según sus palabras, también consistía en intentar evitar la monotonía intentando acompañar el avance progresivo de la teatralización con los ritmos músico-vocales (buscando la diferenciación entre las diversas partes de la obra).

José Ángel Ruiz confiesa haberle dedicado tres meses de trabajo desde julio del ya pasado año 2017. El gran cambio respecto a la grabación realizada hace cincuenta años ha sido la incorporación de la orquesta, respetando las fuentes y la actualización filológica empleadas entonces. No obstante, declara el arreglista y director, no ha intentado llevar a cabo una presentación purista del Auto navideño, folklóricamente hablando, sino aportar -según su criterio estético-: armonización, musicalización, mayor refinamiento y orquestación.

Doy fe de que el resultado es sobresaliente y digno de todo encomio y difusión. Merece la pena presenciarlo.

Las representaciones que tuvieron lugar en Madrid fueron a beneficio de la Fundación Mary Ward (religiosas «irlandesas») y sus proyectos socio-culturales en Sudán del Sur: el país más jóven del mundo y castigado por una cruel guerra civil. La colaboración de músicos, actores y cantantes fue totalmente altruista. El reto es ahora traer a tierras leonesas esta maravillosa versión actualizada de la Pastorada.

La iniciativa lo merece y, si ha sido un éxito en la Capital -con excelente acogida-, es una obligación moral apoyar este tipo de proyectos que, surgiendo de leoneses, muestran los tesoros de nuestra más querida tradición cultural (para que los disfruten el mayor número posible de ellos).

Hago votos para que instituciones políticas y culturales, así como la sociedad civil (fundaciones, asociaciones, etc) sepamos ayudar y sostener la difusión y divulgación de este auténtico y privilegiado regalo de Navidad.
Volver arriba
Cerrar
Iniciales LNC

Editorial

Icono viñeta con el texto Lolo

La Viñeta

Silueta de la escultura La Negrilla

La Negrilla

Carta

A pie de calle