Publicidad
Fresno: una tierra fértil de gran riqueza y tradición

Fresno: una tierra fértil de gran riqueza y tradición

ESPECIALES IR

Ampliar imagen
Patricia Ferrero | 22/11/2020 A A
Imprimir
Fresno: una tierra fértil de gran riqueza y tradición
Descubre tu provincia Un municipio del sur de León que saca lo mejor de la tierra y lo convierte en su gran seña de identidad
Hablar de Fresno de la Vega es hablar de tradición hortícola. Este municipio del sur de León, enmarcado en las riberas del río Esla, que baña y fertiliza su término junto a las aguas del arroyo Valdearcos, es todo un vergel donde la producción agraria marca las pautas de un pasado, la excelencia del presente y también de un futuro, a todas luces, esperanzador.

Sin duda, la agricultura es una de las grandes señas de identidad de este municipio, cuyo máximo exponente es su pimiento de cuatro morros, de color brillante y gran tamaño. Un producto muy arraigado que, desde 1984, cuenta con su propia fiesta, la Feria del Pimiento de Fresno de La Vega, declarada de Interés Turístico Comarcal. Un encuentro que se celebra a finales del mes de septiembre y que es más que una referencia para toda la provincia leonesa; es una cita obligada para todos los amantes del pimiento, de la agricultura y las hortalizas en general, pero sobre todo, un encuentro cargado de tradición, maridado con otros productos de la zona.

La Feria del Pimiento de la vega de Fresno acoge, cada año, a más de 50.000 personas llegadas de toda la provincia. Por eso es el escaparate perfecto para decenas y decenas de productores, que cada año ponen a disposición de los usuarios lo mejor la tierra, directo de la huerta a la mesa. Todo ello aderezado con infinidad de propuestas que incluyen música y degustaciones, entre otras cosas.

Fresno lleva las hortalizas y el pimiento en su ADN, y eso se refleja en sus parajes, en sus gentes y, como no podría ser de otra manera, en su economía. Tanto es asi que el cultivo del pimiento morrón y de otros productos de la huerta es el sustento de numerosas familias del pueblo, y esto ha contribuido, además, a la creación de empresas conserveras dedicadas a ello, que generan puestos de trabajo para muchas personas en cada campaña, así como también a la obtención de la Indicación Geográfica Protegida Pimiento de Fresno-Benavente.

Orígenes y tradiciones

Los orígenes de Fresno de la Vega como población son inciertos, si bien se cree que en la zona existió ya presencia pre-romana, atraída por la fértil y dadivosa vega, magnánima en sus cosechas. Así, la afluencia romana se evidencia por la aparición de ciertos vestigios en estos territorios, en lo que pudo ser asentamiento de algunas villas. El rico terreno de la vega de Fresno no podría pasar desapercibido, evidentemente, y mucho menos para los romanos. Y precisamente de origen romano aparenta ser la ménsula que en la actualidad se conserva en la entrada de la iglesia de San Miguel, por ejemplo.

Sin embargo, Fresno empezó a coger fuerza y renombre a partir del primer milenio. De hecho, una de las primeras alusiones o menciones documentales de las que se tiene noticia data del año 986.

En lo que respecta a las tradiciones, destacar que una de las de mayor arraigo es el Ramo de Navidad y el Canto del Ramo; una costumbre ancestral que, año tras año, pone en valor una cultura marcada por la religión y, cómo no, por la fuerte presencia de la tierra. Todo ello con las mujeres como grandes protagonistas.

Esto y más es Fresno de la Vega, un municipio en el que la riqueza de la tierra ha marcado la línea y que, a día de hoy, sigue siendo una gran referencia en el mundo de la agricultura y las hortalizas. Una presencia que cada año se reafirma con su tradicional Feria, pero sobre todo por la calidad de su huerta.
Volver arriba
Newsletter