Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
El temporal mutila al Campano, árbol casi milenario de Ancares

El temporal mutila al Campano, árbol casi milenario de Ancares

EL BIERZO IR

Daños en el simbólico castaño casi milenario de Villar de Acero, 'El Campano'. | L.N.C. Ampliar imagen Daños en el simbólico castaño casi milenario de Villar de Acero, 'El Campano'. | L.N.C.
D.M. | 20/11/2019 A A
Imprimir
El temporal mutila al Campano, árbol casi milenario de Ancares
Medio Ambiente El peso de la nieve desgarra parte del emblemático castaño de Villar de Acero, uno de los iconos naturales de la zona
El temporal de viento, agua y nieve de los pasados días ha herido duramente al 'Campano', el  gran castaño de Villar de Acero, casi milenario, de 16 metros de perímetro y 32 de altura, considerado el árbol más grueso de la península.

Con los vientos de los últimos días se había caído alguna ramas menores, explica una de sus propietarias, Cristina González. Pero el peso de la nieve sobre las hojas el pasado jueves ha hecho desgarrarse a algunas ramas maestras que suponen un importante daño al árbol. 

"Sentimos una gran pena, al fin y al cabo, somos nosotros los que estamos de paso, el Campano va a seguir ahí, como lo ha estado desde hace 800 o 900 años". El Campano ha venido perteneciendo a la familia de Cristina desde hace muchas generaciones. Aún tiene producción de castañas "quizá no tantas como lo que en su día debió tener", pero este año ya no las recogieron por el peligro que suponía "la poda natural que estaba teniendo el árbol. No se podía estar debajo, es peligroso". De hecho, advierte a posibles visitantes o curiosos que con la situación del árbol puede suponer un riesgo acercarse". 

La familia agradece la tarea de Espacios Protegidos de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y león, a través del agente forestal de Villafranca y el servicio en Ponferrada, que están pendientes de su situación. También a la Asociación de Árboles Monumentales A Morteira, la Caixa y todos los que en los últimos años han colaborado y se han preocupado por conservarlo. "Ya nos habían dicho el árbol buscaría su propio equilibrio, que haría una poda natural", si bien el temporal ha podido hacer mella más allá de este proceso.

Ahora técnicos de Espacios Naturales lo visitarán en los próximos días para valorar los daños y ver cómo proteger a este emblema de los bosques de la sierra de Ancares y de la Reserva de la Biosfera de los Ancares Leoneses. 
Volver arriba
Newsletter