Publicidad
Cuarentena Cultural (XVII)

Cuarentena Cultural (XVII)

CULTURAS IR

Ampliar imagen
L.N.C. | 20/04/2020 A A
Imprimir
Cuarentena Cultural (XVII)
Reseñas Los redactores y colaboradores de La Nueva Crónica ofrecen una serie de propuestas para cultivar el espíritu durante el tiempo que dure el confinamiento / Carlos del Riego, Joaquín Revuelta y Teresa Giganto

La recomendación de Carlos del Riego


El toque Lubitsch: 'Ser o no ser' y 'Ninotchka'
A pesar de todo hay que sonreír, incluso reírse a carcajada si se tiene ocasión. El genial director alemán Ernst Lubitsch dirigió dos películas ideales para reír y sonreír. Dos ‘pelis’ en las que ridiculiza los totalitarismo, el de un lado y el de otro, y lo hace con un ingenio asombroso, con una visión cómica que parece imposible cuando se trata de gente tan perversa. En ‘Ninotchka’ (1939) desenmascara al comunismo, se ríe de él y muestra sus contradicciones y disparates; además de la Garbo, hace un pequeño pero excelente papel Bela Lugosi, perfecto como comisario soviético. ‘Ser o no ser’ (1942) deja en evidencia la suma estupidez y cinismo de los nazis, a los que coloca en tal tesitura que casi parecen unos pobres descerebrados; la protagonista, Carole Lombard, murió en accidente dos meses antes del estreno. En ambos títulos (se diría complementarios) abundan los chistes y situaciones desternillantes, las sugerencias inteligentes y las escenas colosales, y todo a pesar de la seriedad de los temas. Son ‘pelis’ para ver mil veces y terminar siempre sonriendo.

La recomendación de Joaquín Revuelta


Película: 'La muerte del Sr. Lazarescu'
Tenía un muy grato recuerdo de la primera vez que me enfrenté a esta larga película rumana, cuya revisión, en las circunstancias actuales, no ha hecho más que engrandecerla. Narra la odisea de un viejo solitario y bebedor, cuyo estado de salud se va deteriorando de forma paulatina en su periplo por los hospitales y ante la indolencia de los médicos y la comprensión de uno de los sanitarios que acude en su auxilio. En Filmin.

La recomendación de Teresa Giganto


Crímenes con aires gallegos
El sabor de un albariño bien fresco, el calor de un caldo gallego, el vapor que sale de unos mejillones cocinados nada más salir del mar, el olor a salitre, las vistas a la Ría de Vigo… Un viaje a Galicia en el que no falta ningún ingrediente y al que hay que añadir el humo de los cigarrillos de Leo Caldas, el inspector de policía protagonista de tres libros de Domingo Villar tan adictivos como brillantes. La primera novela policiaca de este escritor gallego es ‘Ojos de agua’, una historia que transcurre al tiempo que lo hace la investigación del crimen de un joven músico. Galicia, un crimen, una investigación y Leo Caldas son puntos en común que tiene esta con la segunda novela, ‘La playa de los ahogados’, y con la última, ‘El último barco’. En las tres, editadas todas ellas por Siruela y escritas originalmente en gallego, coincide un trabajo muy pulido en cuanto a la manera de ser de los personajes, tan pulcro como la propia narración en la que la crónica de la investigación se entrelaza con historias personales. Domingo Villar tiene la capacidad de que procrastines para seguir con él caminando bajo la lluvia fina y la bruma propias de Galicia, conseguirá que le acompañes en interrogatorios incisivos a sospechosos, que te sientes con él en su bar de siempre para conversar con su ayudante Estévez, un aragonés que no soporta la ambigüedad gallega y que es el contrapunto ideal para ponerle un tono de humor a historias sobrias y detectivescas tras la que siempre hay un malo con el que dar. Domingo Villar relata y engancha como nadie siendo capaz de plantarte en el mismísimo Vigo sin salir de casa. Un viaje ideal para estos días en los que la única manera que tenemos de viajar es con los libros.
Volver arriba
Newsletter