Publicidad
La Junta prorroga el cierre perimetral de Castilla y León hasta el final del estado de alarma

La Junta prorroga el cierre perimetral de Castilla y León hasta el final del estado de alarma

ACTUALIDAD IR

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco. | ICAL Ampliar imagen El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco. | ICAL
Ical | 07/01/2021 A A
Imprimir
La Junta prorroga el cierre perimetral de Castilla y León hasta el final del estado de alarma
Sanidad AMPLIACIÓN | En Ávila, Segovia y Palencia cierran el interior de los bares así como los centros comerciales, las instalaciones deportivas, las salas de juegos y los bingos; esta medida podría extenderse a otras provincias
El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, anunció este jueves que durante las próximas dos semanas se aplicarán nuevas restricciones en Ávila, Segovia y Palencia, las provincias que presentan una peor evolución de los casos de COVID-19 en los últimos días. Así, a partir de este domingo, entra en vigor un decreto que contempla el cierre del interior de los bares, los centros comerciales, las instalaciones deportivas y las salas de juego y bingos.

Además, confirmó que el cierre perimetral de la Comunidad se mantendrá de forma indefinida mientras dure el estado de alarma, así como las restricciones a seis personas de las reuniones y el mantenimiento del toque de queda entre las 22 y las 6 horas, debido al rápido incremento de los contagios por COVID-19 en los últimos días y por el que también se ha puesto a todas las provincias en el nivel cuatro de alerta.

Estas medidas se acordaron en el Consejo de Gobierno celebrado este jueves, el primero de 2021, en el que participaron los miembros del comité de expertos que asesora a la Junta en la lucha contra la pandemia, tal y como anunció el martes la consejera de Sanidad, Verónica Casado.

Estas medidas extraordinarias entrarán en vigor a partir de las 00.00 horas del próximo 10 de enero, atendiendo a la solicitud de los sectores afectados para disponer de margen para organizar sus equipos de trabajo y funcionamiento de sus establecimientos.

Mañueco, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, hizo un nuevo llamamiento a la responsabilidad individual e insistió que en estos momentos la “máxima precaución es necesaria para salvar vidas”, y recalcó que “todo lo que hagamos ahora servirá para reducir contagios, proteger a las personas, salvar vidas y hacer el menor daño posible a la economía”.

y argumentó que estas nuevas medidas se toman después de las lecciones aprendidas durante la primera y la segunda ola y sabiendo que “cuanto antes se tomen medidas que se han demostrado eficaces, antes controlaremos la nueva ola”. Además, explicó que, siguiendo el criterio unánime del comité de expertos, y teniendo en cuenta el incremento de la tasa de prevalencia y los altos porcentajes de ocupación de las UCIs y las camas de los hospitales, a partir de ahora el criterio para la toma de medidas restrictivas será la tasa de incidencia acumulada a siete días, en lugar de los catorce que se venía utilizando hasta ahora, mientras que también se tendrá en cuenta el dato del día anterior y no el consolidado de los últimos cinco días se venía realizando.

El presidente recalcó que el objetivo de estas nuevas restricciones, que se toman siguiendo la recomendación de los expertos, es “minimizar los daños de la tercera ola” y más cuando desde la última semana del pasado año ya se viene observando una tendencia creciente de los contagios, situación que se ha acelerado en los últimos días.

Colaboración


Por otra parte, el presidente también destacó la necesaria colaboración de los ayuntamientos, a través de sus policías locales, y de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, para el cumplimiento de las restricciones. En este sentido, aseguró que ha trasladado al delegado del Gobierno la petición de reformar los controles. “Vamos a insistir en la importancia del cumplimiento de las normas para evitar que la desidia o la irresponsabilidad de unos pocos ponga en peligro a todos”, aseguró, a la vez que indicó que ésta ha sido una de las peticiones que con más insistencia ha realizado el comité de expertos.

El presidente también anunció que será obligatoria para todos los establecimientos abiertos al público la instalación de carteles informado del aforo permitido, a la vez que explicó que se trata de medidas esenciales que hay que respetar de forma estricta para evita la adopción de medidas más restrictivas y que “tanto daño hacen a la actividad económica y al empleo”.

También avanzó que, con el objetivo de seguir apoyando a los sectores más afectados por las medidas restrictivas a las que está obligando la pandemia, la Junta prepara un nuevo paquete de ayudas directas para el mantenimiento del empleo en el sector hostelero, por un montante total de 20 millones de euros.

Por último explicó que los establecimientos de hostelería podrán seguir ofreciendo los servicios de comida a domicilio o para llevar y afirmó que las ‘peceras’, las terrazas cerradas en su totalidad, están prohibidas y deben computar como aforo de interior. “No puede haber ‘peceras’, solo puede haber terrazas con las protecciones necesarias pero con ventilación”, sentenció.
Volver arriba
Newsletter