Publicidad
Valencia de Don Juan: El sur, un punto cardinal para no perderse en León

Valencia de Don Juan: El sur, un punto cardinal para no perderse en León

ESPECIALES IR

T. Giganto | 20/11/2020 A A
Imprimir
Valencia de Don Juan: El sur, un punto cardinal para no perderse en León
Descubre tu provincia El turismo en la provincia abre sus horizontes en el sur donde se conjuga cultura y naturaleza
En el sur de León el horizonte lo dibujan los Oteros y las vegas de los ríos Esla y Cea. Campos de cereal, inmensas extensiones de maíz, frondosas huertas y fructíferos viñedos colorean un paisaje que por tan cercano es a veces desconocido. A escasos 20 kilómetros de la capital leonesa es posible descubrirlo haciendo una parada en Valencia de Don Juan. Allí la Historia es la primera en dar la bienvenida al viajero. Esta le espera erigida sobre el río Esla y tiene la forma de majestuoso castillo. Desde él se puede atisbar la Vega del Esla, unas vistas espectaculares que merecen contemplarse como también hay que mirar a la fortaleza militar para conocer su historia.

Hay que remontarse al siglo XV de cuando data su construcción en una ubicación que ya fue antes elegida en época romana para asentarse allí en el denominado por entonces Castrum Covianca. De aquella denominación viene el nombre de Coyanza, aún utilizado y que pone el gentilicio a los vecinos del pueblo, que posteriormente pasó a ser Valencia de Campos y a continuación, Valencia de Don Juan. El periplo de los nombres del municipio lo explican a la perfección en la visita al museo que el castillo alberga en el interior de su torre del homenaje, una oportunidad de poder contemplar también importantes hallazgos arqueológicos como cerámicas o yeserías así como objetos de la Edad de Bronce a la que se remonta el primer asentamiento en la zona. Entre los muros del edificio histórico, que recientemente ha entrado en el selecto club de la Red Nacional de Castillos y Palacios, hay mucho más por descubrir como la historia de los Acuña y Portugal, que ponen la heráldica al castillo así como el vínculo actual de la fortaleza con la Casa de Alba.

Pero en Valencia de Don Juan hay mucho más que visitar más allá de su castillo y a la cultura se le suma el turismo de naturaleza gracias a trazados como el paseo del río y la Vía Verde, dos sendas que pueden recorrerse en bici o a pie en cualquier de las épocas del año. El paseo del río Esla comienza junto al castillo, debajo del puente que lo cruza y recorre el cauce a su paso por Valencia de Don Juan en una zona de gran atractivo y muy transitada por los vecinos que aprovechan el entorno para disfrutar de un paseo tranquilos como también lo hacen en la Vïa Verde. El viejo Tren Burra dejó también a su paso por Valencia de Don Juan su trazado que ha sido aprovechado como recurso natural con 11 kilómetros en los que además puede hacerse una parada para descansar en zonas como el paraje de Bracas, entre Valencia de Don Juan y Castrofuerte, donde han instalado bancos y mesas en un entorno especialmente cuidado. A estos planes que pueden hacerse durante todo el año se le suma también el Polideportivo Municipal que alberga una atractiva oferta de piscinas lúdicas durante el periodo estival. Además, Valencia de Don Juan ya ha anunciado lo que será un nuevo paseo que unirá la localidad con la vecina San Millán de los Caballeros pasando por el Molino de las Tres Puentes, una muestra de la importancia de la pasado molinero en la zona que ha sido objeto de rehabilitación en los últimos años con la esperanza de poder recuperarlo al completo en un futuro.

Una visita al castillo, un paseo por el entorno coyantino y una parada obligatoria en la Casa de la Cultura. En ella tiene lugar durante el invierno una extensa programación con representaciones teatrales, conciertos y presentaciones de libros en una apuesta del Ayuntamiento por la cultura segura en estos tiempos de pandemia a los que se han adaptado siguiendo con rigor las medidas establecidas por las autoridades sanitarias con aforos limitados, distanciamiento social y poniendo a disposición de los asistentes gel hidroalcohólico, entre otras. Allí mismo, en la planta superior de este edificio se encuentra el Museo de la Indumentaria Tradicional Leonesa (Mitle), un lugar en el que recorrer la moda de hace un siglo con la exposición temporal ‘La Moda Elegante’, una pequeña muestra de las más de 3.000 piezas con las que cuenta este museo. Hasta junio el Mitle abre los miércoles, jueves y viernes de 18:00 a 20:00 y los sábados, domingos y festivos de 10:00 a 12:00 y de 18:00 a 20:00. Este mismo horario de visitas es el que tiene el museo del Castillo.

Y para acabar con el recorrido de Valencia de Don Juan no puede dejar uno de perderse por sus calles para descubrir sus bares y restaurantes, sus comercios locales y alguna que otra sorpresa como la casa del ‘Gaudí’ coyantino. Acercarse dando un paseo hasta Cabañas, la pedanía del municipio, tampoco tiene desperdicio y ya de estar en el sur, bien merece una visita a cualquiera de los pueblos de los pueblos de Los Oteros o de la Vega del Esla, una muestra de que el sur de la provincia es un punto cardinal para no perderse en León.
Volver arriba
Newsletter