Publicidad
Marchán: "Ni en mis mejores sueños me podía imaginar un Mundial así"

Marchán: "Ni en mis mejores sueños me podía imaginar un Mundial así"

DEPORTES IR

Marchán, con la medalla de bronce lograda en el Mundial. | L.N.C. Ampliar imagen Marchán, con la medalla de bronce lograda en el Mundial. | L.N.C.
Jesús Coca Aguilera | 03/02/2021 A A
Imprimir
Marchán: "Ni en mis mejores sueños me podía imaginar un Mundial así"
Balonmano / Liga Asobal El pivote del Ademar se siente "cansado pero bien físicamente" y señala que "este torneo te pone más en el mapa. Tengo ofertas de Francia y Alemania, pero aún no firmé con nadie"
Fue la gran novedad en la lista de España para el Mundial y, lejos de tener el papel secundario que se podía intuir dado que era el debutante, acabó siendo protagonista principal, ganándose la titularidad y siendo clave en la medalla de bronce. De vuelta a León, adonde llegó ayer mismo horas antes del único entrenamiento en el que participará antes de la reanudación hoy de la liga, el pivote del Abanca Ademar Rubén Marchán analiza cómo vivió el torneo, su futuro en un año en el que termina contrato y lo que espera de la segunda vuelta con la escuadra leonesa.

–¿Qué sensaciones te deja el Mundial?
–Muy buenas y positivas, jugar por primera vez un gran campeonato y hacerlo terminando con una medalla en el cuello y habiendo tenido bastantes minutos es estupendo, la única pena que queda es ese partido contra Dinamarca, pero debutar, jugar y muchos días de titular, tener ese broche final... ni en mis mejores sueños me podía imaginar algo así.

–¿Te ha sorprendido tener tanto protagonismo? ¿En qué momento te das cuenta de que no vas a tener ni mucho menos un papel de relleno?
–Jordi Ribera ya me lo había dicho, que esperaba que disputase bastantes minutos. A lo mejor de inicio no me exigía como a los demás por ser novato e ir entrando en el sistema, pero yo era consciente de que para mí era un test, que depende del rendimiento que hiciese en el Mundial podía tener o no continuidad en la selección, así que en cada partido me exigía el 100%.

–¿Cuántas veces ha pasado por tu cabeza el último tiro contra Dinamarca?
–Ahora bastante más que durante el Campeonato, que después del partido salimos tocados pero no había tiempo para lamentarse, había que preparar el partido de Francia que todos los integrantes nos recuperamos bien, estábamos cansados pero pusimos todo lo que tuvimos y se hizo bastante bien desde el minuto 1. Tras la medalla sí que te acuerdas, yo creo que fue una mala fortuna, que conseguí que el balón pasara a Landin pero se estrelló en el larguero y en vez de rebotar dentro se fue fuera. Es que ves luego las imágenes y se quedó a centímetros de ser gol...

«Pienso bastante más en el tiro contra Dinamarca ahora que tras el partido. Es que se quedó a centímetros...» –Se suele decir que es más difícil mantenerse que llegar pero, ¿con lo cerrado que suele ser el grupo con Jordi Ribera aquí es al contrario?
–Es cierto que es un grupo que lleva hecho mucho tiempo y todos se conocen entre ellos y el sistema, no es nada fácil llegar y lo sabía desde el minuto uno, pero mantenerte tampoco lo es.

–Tras el maratón que supone un Mundial, sólo tres días después de la medalla vuelve ya la liga y con cinco partidos en dos semanas. ¿Cómo te encuentras para afrontarlo?
–Físicamente bien, pero cansado, porque son muchos partidos con pocos días de descanso y encima el viaje de vuelta a España fue de noche que casi no hubo descanso. Luego a hacer la PCR para poder reincorporarme al equipo, muchos actos... pero es lo que toca y hay que rendir igual.

–¿Puede afectarte aún más dentro de un mes que llegue un bajón que ahora en estas primeras semanas?
–Dependerá de cómo esté el equipo en y de cómo podamos gestionar las rotaciones. Miras el planning del mes y hay muchísima carga, de partidos y de viajes, que también cansan.

«Venir a León fue un punto de inflexión, pero España está muy atrasada a nivel económico con otras ligas» –¿Qué consejos te daban tus compañeros, que muchos están acostumbrados a esta situación, para evitarlo?
–Es que casi todos los casos son diferentes. O tenían más días de descanso otros años, o están en equipos con más fondos de armario y que podrán rotar más, o en ligas que empiezan más tarde y tienen ahora unos días para recuperar. Conmigo ha sido un poco loco todo: llegar a casa, ir al entreno a tocar la pista, deshacer las maletas y a jugar.

–En la Asobal ya te conocía todo el mundo, pero ¿crees que este Mundial va a provocar que en Europa tengas una mayor vigilancia?
–Creo que sí, al final un Mundial lo ve todo el mundo y siempre hay más seguimiento de mas jugadores, este torneo te pone más en el mapa y hace que te des más a conocer, aunque jugando en el Ademar el nivel de visualización que tenías ya era de por sí mucho mayor que en otros equipos.

–¿Cómo puede afectarle al equipo haber estado trabajando con tan pocas piezas en León durante el parón?
–No mucho, no hablamos de una pretemporada donde no nos conozcamos. Ya sabemos cómo jugamos y ahora será cuestión de volver a recordar conceptos, pero en eso se tarda menos que en formar equipos, así que creo que el Ademar seguirá siendo el Ademar y esperamos iniciar esta segunda vuelta como terminamos la primera.

–El mercado de fichajes del balonmano se mueve siempre en Navidad y durante el Mundial en Francia ya te dieron firmado por el Nantes. ¿Cómo está tu situación?
–Sí es verdad que tengo bastantes ofertas, de Francia, Alemania y algún otro país europeo, pero a nivel de firmar y comprometerme a día de hoy no lo he hecho con nadie. Tengo contrato con León y me queda una vuelta entera.

–Cadenas sí daba por perdida tu continuidad. ¿Sea con una de las ofertas o con otra son cantidades muy distintas a las que puede manejar Ademar?
–Por desgracia el balonmano español se quedó muy atrasado en cuanto a nivel económico con respecto a otras ligas, encima ahora con la pandemia peor. Todo es cuestión de ver lo que hay y escuchar a todas las partes.

–Cómo cambió tu carrera aquella llamada de Cadenas hace dos años...
–El venir a León ha sido un punto de inflexión, que Cadenas se implicase de esa manera conmigo trabajando y yo también que puse de mi parte con un preparador físico y un nutricionista... él me dijo en su día que le gustaría verme en la selección en un gran campeonato, yo que era un sueño y un objetivo... y se ha terminado consiguiendo.
Volver arriba
Newsletter