Publicidad
Un corazón (o 4) tendido al sol

Un corazón (o 4) tendido al sol

A LA CONTRA IR

Ampliar imagen
Fulgencio Fernández y Mauricio Peña | 22/04/2021 A A
Imprimir
Un corazón (o 4) tendido al sol
A la contra "Corazones limpios porque, sinceramente, esos corazones dibujados por los multimillonarios futboleros que ahora salen defendiendo a ‘los modestos’ me parece otra mentira más de un gran proyecto para el mal"
El titular que sugiere la foto parece una evidencia: «Un corazón (o varios) tendido al sol». Que es, a su vez, el título de una famosa canción en la que no deberíamos olvidar uno de sus versos: «Nuestra sociedad / es un gran proyecto para el mal».

Y en medio de ese gran proyecto para el mal, cada día más latente y más potente, surgen los corazones. En medio de ese gran proyecto para el mal de los telediarios laten los corazones de una tierra que está a la cabeza de las donaciones de sangre, de órganos, de gente atendida en Cáritas o Cruz Roja con el apoyo de todos, de puertas abiertas a la solidaridad.

Cuando todo esto empezó no faltaron restaurantes que abrían para dar de comer a quien lo necesitaba, bares que ponían café por la ventana a los camioneros en ruta sin ningún lugar donde detenerse, de voluntarios que llevaban comidas a los impedidos... mil historias que fuimos plasmando a las páginas de los periódicos. Hasta que irrumpió nuevamente el protagonismo de los que construyen un gran proyecto para el mal, para el enfrentamiento... en el que los malos siempre son los otros.

Que vuelvan los corazones, pero los de gente con valores. En esta tierra comenzamos a verlos dibujados con las manos cuando nuestra Lidia Valentín batía otro récord, escribía otra página brillante... Corazones limpios porque, sinceramente, esos corazones dibujados por los multimillonarios futboleros que ahora salen defendiendo a ‘los modestos’ me parece otra mentira más de un gran proyecto para el mal. O para la pasta.
Volver arriba
Newsletter