Publicidad
Ponferradina 0 - Fuenlabrada 3: 'Otro golpe difícil de digerir'

Ponferradina 0 - Fuenlabrada 3: 'Otro golpe difícil de digerir'

DEPORTES IR

Ampliar imagen
J. A. | 01/07/2020 A A
Imprimir
Ponferradina 0 - Fuenlabrada 3: 'Otro golpe difícil de digerir'
Fútbol / Segunda División El Fuenlabrada golea a la Ponferradina, que encaja su segunda derrota consecutiva, en un partido que se marchó en tres minutos
Cuando recibes un golpe sin duda la mejor forma de levantarse es propinando otro. Sin embargo, cosas de la vida, puede ser también ese primer impacto un imán para recibir más. Algo así es lo que le ocurrió este miércoles a la Sociedad Deportiva Ponferradina, que buscaba olvidar con tres puntos la dramática derrota de Riazor y se encontró un castigo en forma de goleada que alarga el bache, aleja un poco más el sueño del ‘playoff’ y deja esos 50 puntos que dan la salvación virtual aún en la lista de pendientes.

A pesar de un buen inicio, se le fue el partido a la Deportiva en tres fatídicos minutos de una segunda mitad en la que el Fuenlabrada arrasó El Toralín aprovechándose de una zaga berciana que echa mucho de menos a sus inquilinos habituales y que fueron hace meses el pilar de la gran temporada de los blanquiazules.

Porque arrancó el partido con novedades, las que puso Bolo sobre el césped y las ausencias incluso en la grada. Manu García y Noguera fueron los más destacados en el primer aspecto y la no presencia en la convocatoria de Russo o Ríos Reina en el segundo. Más allá de unas rotaciones que fueron numerosas también en un Fuenlabrada con defensa de 5, la Deportiva salió a ganar el partido.

En el primer minuto nadie acertó a meter en la portería de Femenías, que disfrutaba de su primera titularidad en el fútbol profesional, hasta tres centros que se pasearon por delante de la portería fuenlabreña.

En un buen inicio de la Deportiva, el VAR anuló un gol de Kaxe por fuera de juego previo de SonUn prometedor inicio para una Ponferradina que demostraba salir con más intensidad que su rival al campo y siguió apretando hasta llegar a ahogar durante los primeros 20 minutos a un Fuenlabrada impreciso en la salida de balón y centrado en achicar agua.

Y es que llegaba el equipo berciano especialmente por la banda de un Son que demostró ser competencia más que seria también en el extremo, pero no acertaba en la definición con disparos altos del propio jugador sevillano desde la media luna del área y de Ivi desde lejos. No cesó en su empeño la Deportiva y en una de esas acciones por la banda derecha Son recibía el balón y lo colgaba al primer palo para que apareciera Kaxe y lo tocara mínimamente batiendo a Femenías. Sin embargo, el VAR revisaba la jugada y determinaba que el extremo diestro del conjunto berciano se encontraba adelantado, anulando el gol por fuera de juego previo al remate.

Un susto que tampoco sirvió para despertar al Fuenlabrada, que se encontró poco después con una acción prácticamente idéntica que en este caso salvaba el joven Femenías casi a bocajarro ante el duro cabeceo del propio Kaxe de nuevo a centro de Son.

Sí que le sirvió entonces como toque de atención lo ocurrido al equipo de Sandoval, que poco a poco fue despertando y encontrando cierta continuidad para al menos alejar el juego de su área. Fue de menos a más el Fuenlabrada y con la primera media hora de juego y el parón para la hidratación encontró sus mejores minutos del partido aunque sin inquietar el regreso de Manu García.

No tiró a puerta el conjunto madrileño, que con sus carrileros y buscando la velocidad de Jeisson y Caye a la espalda de Trigueros y Noguera encontró la principal manera de intentar hacer daño a la Ponferradina.

Borró el Fuenlabrada a la Deportiva en la segunda parte, endosando en tres minutos dos goles definitivosNo ocurriría de cualquier forma mucho más antes del descanso, que sería el preludio de una segunda mitad en la que todo estaba aún por decidir y cuyo inicio fue opuesto al del partido.

 Porque en la reanudación el que salió mejor fue sin duda el Fuenlabrada, que también en unos 3 minutos dispuso de dos ocasiones claras utilizando una de sus grandes armas durante la temporada, el balón parado. Iribas, que entró en el descanso, hizo gala de guante en la bota para regalarle primero a José León y después Jeisson dos balones de gol que ninguno de los dos acertó a mandar a las mallas a pesar derematar solos ante Manu García.

Sufría la Deportiva y se crecía el Fuenlabrada con lo ocurrido, mandando el equipo madrileño ya en el balón con Cristóbal y Randy tomando las riendas del partido. Eso era sinónimo sinónimo de peligro y en un visto y no visto lo demostró. En la primera, encontró a Anderson abierto dentro del área y el angoleño ponía el balón en el corazón del área pequeña para superar a Manu García en su salida y que Jeisson hiciera a placer el 0-1.

Estaba noqueada la Ponferradina y estaba dispuesto a aprovecharlo el Fuenlabrada, que un par de jugadas después robaba un balón en campo rival y en tres toques ponía el el 0-2 en el marcador. Randy Nteka iniciaba la jugada, Jeisson la montaba para que Caye dejara el balón al primero en la frontal del área y el francés conectara a la primera un gran disparo ante el que nada podía hacer Manu.

Restaba aún media hora de partido y Bolo agitó todo lo que pudo el banquillo sin encontrar en ningún momento el resultado esperado. No inquietó prácticamente en ninguna ocasión la Deportiva al conjunto visitante, apenas en algún balón parado y en un penalti que pidió un desaparecido Yuri y que el VAR descartó.

De hecho, antes del final lo único que llegaría sería un castigo mayor. Manu García, en una noche en la que debía reivindicarse, cerraba un partido negro con un error garrafal en la salida por alto que permitía a Juanma regalarle a Pathé Ciss el 0-3.
Volver arriba
Newsletter