Publicidad
Ponferradina 0 - Fuenlabrada 0: 'Un punto más cerca, dos más lejos'

Ponferradina 0 - Fuenlabrada 0: 'Un punto más cerca, dos más lejos'

DEPORTES IR

Ampliar imagen
J. A. | 10/04/2021 A A
Imprimir
Ponferradina 0 - Fuenlabrada 0: 'Un punto más cerca, dos más lejos'
Fútbol / Segunda División La Ponferradina no puede pasar del empate ante el Fuenlabrada en un partido lejos del mejor nivel de los bercianos, que se alejan del ‘playoff’ con la salvación casi confirmada
Dicen que las temporadas acaban poniendo a cada equipo en su sitio y una tal larga como la de la Segunda División, con 42 eternas jornadas, parece que a falta de 8 aún por disputar deja a la Ponferradina en el suyo, que no es otro que la de un gran equipo que logrará la salvación sin ningún apuro aunque en la realidad de estar aún lejos de la pelea por estar entre los equipos que buscan la élite.

Amenaza con hacérsele larga la temporada al equipo de Jon Pérez Bolo, que de vuelta a El Toralín y ante un rival inferior al menos en cuanto a clasificación, estuvo lejos de su mejor nivel, sufrió por momentos y aunque pudo también llevarse los tres puntos, tuvo que conformarse con uno que seguramente fuera lo más justo tras lo visto sobre el terreno de juego. Puntos muy válidos para terminar de lograr esos 50 que marcan la permanencia, pero que no son suficientes para engancharse a esa pelea por el ‘playoff’ que queda más lejos.

Porque le está costando encontrar a la Deportiva esa versión que demostró ser capaz de ganar a cualquier rival. Ante el Fuenlabrada, con prácticamente el mismo once que cayó en Girona (entraron Pascanu, Curro y Yuri) sufrió mucho el conjunto berciano durante los primeros 35 minutos de partido, en los que, eso sí, marcó en la primera que tuvo aunque con Pablo Valcarce en posición de fuera de juego, lo que impidió que el tanto subiera al marcador.

Sufrió la primera media hora la Ponferradina, que obligó a Caro a salvar a su equipo hasta en 3 ocasionesLo cierto es que fue un espejismo, ya que el Fuenlabrada dominó y llegó haciendo méritos suficientes para adelantarse. Además, lo hizo a la carrera, buscando a una defensa local que quería jugar lo más lejos posible de su área y que sufrió a la espalda. Nteka, Pathé Ciss y Borja Garcés obligaron a Caro a salvar a los suyos sin encontrar la Deportiva la manera de salir con el balón jugado y centrando sus esfuerzo en alejarlo lo máximo posible de su área.

Más de media hora duró el acoso, lo que tardó Curro en realizar el primer tiro de los bercianos, alto y desviado, pero que fue un alivio para un equipo que intentó entonces calmar el ritmo, tener algo más el balón y buscar a su referencia, Yuri. La primera vez que lo hizo, fue para enganchar de tacón una pared con Curro que dejaba al sevillano solo ante Belman, si bien su disparo en el mano a mano, poco acertado, lo detenía el guardameta.

Los lamentos de ambos jugadores tras la acción eran comprensibles, ya que en la primera que tuvo el conjunto berciano llegó la ocasión más clara de la primera mitad. Y es que respiró otro aire la Deportiva en los minutos previos al descanso, los mejores en lo que iba de partido, que invitaban a pensar en una segunda parte bien diferente a los primeros y sufridos 45 minutos.

Bien es verdad que en el reinicio ni mucho menos sufrió la Deportiva tanto como en la primera mitad, de hecho llegó mucho más a la portería rival aunque sin demasiado acierto, con un disparo de Valcarce que detuvo bien Belman y un cabezazo de Doncel solo dentro del área que el extremo cruzó demasiado. El Fuenlabrada cargaba el área en el balón parado, pero ni Glauder ni Pathé Ciss, que ya en la primera mitad había rematado fuera una falta lateral que metió el miedo en el cuerpo a la zaga local, pusieron en aprietos a Caro.

Con el partido abierto y los cambios sucediéndose con la sensación de que si algún equipo marcaba se iba a llevar el gato al agua, los últimos 20 minutos sumaron un nuevo protagonista que si bien pudo decantar la balanza, tampoco lo hizo: Ávalos Barrera.

A falta de cinco minutos, Nteka marcaba el 0-1, pero el VAR lo terminaba anulando por juego peligrosoEn el 70, Pablo Valcarce ganaba un balón a la zaga, se quedaba solo ante Belman y en su remate era empujado por un defensor que llevaba al colegiado a señalar primero el penalti y acto seguido un fuera de juego tremendamente ajustado y que apenas se tomó tiempo para revisar el VAR.

Fue ciertamente esa la última que tuvo la Ponferradina, que a partir de ahí vio como el Fuenlabrada era el que le devolvía el guión de la primera mitad y acababa más fuerte el partido. Caro, muy seguro, desbarataba un disparo peligroso de Kante y no dudaba en las salidas que se sucedían en los continuos centros laterales de los madrileños. Uno de ellos, de Álex Mula a falta de poco más de cinco minutos para el final del tiempo reglamentario, encontraba a Nteka entrando desde atrás con absolutamente todo, rematando en el corazón del área con la pierna a la altura de la cabeza de Paris y Amo. El balón entraba, el colegiado daba por bueno el gol, pero la revisión del VAR invitaba al árbitro a visitar la pantalla para terminar anulándolo por juego peligroso.

Era el punto y final del partido, que a pesar de sumársele 5 minutos tras lo ocurrido, apenas vería como ocurría nada más que la salida del campo de Pablo Larrea tras haber disputado apenas 20 minutos.

Al final, un empate que tras los minutos finales dejaba más contento a bercianos que fuenlabreños aunque con el sabor agridulce que supone saber que el sueño se aleja a la vez que el objetivo principal está prácticamente sellado.
Volver arriba
Newsletter