Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
Polémico inicio del curso en el instituto de Valencia de Don Juan

Polémico inicio del curso en el instituto de Valencia de Don Juan

ACTUALIDAD IR

Concentración de este lunes por la mañana a las puertas del instituto. | L.N.C. Ampliar imagen Concentración de este lunes por la mañana a las puertas del instituto. | L.N.C.
Víctor S. Vélez | 16/09/2019 A A
Imprimir
Polémico inicio del curso en el instituto de Valencia de Don Juan
Educación El Ampa del centro denuncia que se eliminan materias optativas de Bachillerato y que hay seis docentes menos a pesar del aumento en el número de alumnos
El curso 2019/2020 ha comenzado de forma polémica este lunes en el IES Fernando I de Valencia de Don Juan y muchos alumnos no acudieron a su primera jornada en el aula "como medida de visualización y reivindicativa". El Ampa ha convocado una protesta a las puertas del centro educativo esta mañana por la eliminación de materias optativas en Bachillerato y por la reducción de la plantilla docente, de 60 a 54 profesores, a pesar de aumentar el número de alumnos matriculados.

Desde Educación han informado a las familias que estas medidas se encuentran dentro de los mínimos marcados para el número de alumnos matriculados. No obstante, desde los organizadores de la protesta de ayer y desde la Federación Leonesa de Ampas (Felampa) consideran que "si quieren mantener la escuela rural tienen que dejar los números mínimos a un lado". "No es lo mismo una optativa con diez alumnos en el Ordoño II de León, que tiene 1.000 alumnos, que en Valencia de Don Juan que hay 300", apunta el presidente de Felampa, Arsenio Martínez, al tiempo que califica la situación de "alarmante".

Desde el Ampa del Fernando I destacan la importancia del centro por ser el único instituto de la cabecera de comarca y aseguran que con estos recortes "no se puede comenzar el curso con normalidad". Así, Ana González explica que los alumnos de segundo curso de Bachillerato no pueden elegir la optativa de Tecnología Industrial. "Solo tres alumnos la quieren coger pero es que hay 17 de Ciencias. Desde el centro nos dicen que los mínimos están cubiertos, que la Tecnología Industrial no es necesaria y que se matriculen en otra asignatura como Geología o Dibujo Técnico", señala a este periódico una de las integrantes del Ampa del instituto coyantino.

A la protesta acudieron miembros de otras ampas de la provincia y portavoces sindicales, como es el caso de UGT, que emitió un comunicado calificando de "caótico" el inicio del curso en este centro. Estos desajustes, tal y como apuntan desde el Ampa en un manifiesto preparado para la manifestación de ayer, para las familias coyantinas con alumnos en el Fernando I "dejan al entorno rural en inferioridad de condiciones". "La Dirección Provincial de León, aconsejada por la Consejería de Educación, está influyendo en la despoblación del mundo rural", se exponía en el manifiesto.

Aviso a la Dirección Provincial


Las madres y padres del centro consideran que, más allá de ajustarse a la norma, "deben luchar por tener las mismas oportunidades que el alumnado de los centros de las ciudades". Por ello, el pasado viernes enviaron una carta a la Dirección Provincial de Educación para solicitar más personal docente. "Nuestro centro tiene unas características muy especiales: está en la cabecera de comarca y absorbe el alumnado del resto de núcleos rurales, que en estos momentos pertenecen a la tan de moda 'España vaciada'", exponen en la misiva firmada por la vicepresidenta del Ampa, Carmen Fernández.

Del mismo modo, aportando más motivos para devolver el claustro al número de profesores del pasado curso, desde el Ampa apuntan a que en el IES Fernando I existe "un gran número de alumnos con necesidades de apoyo específico" y que se va producir una "masificación de los grupos". Las familias coyantinas afectadas por estos recortes confían en que "poco a poco la situación se vaya resolviendo" y que el nuevo curso se desarrolle con normalidad y "sin que se merme lo más mínimo la calidad educativa".
Volver arriba
Newsletter