Publicidad
Marta García: "El móvil me echa humo, está siendo increíble"

Marta García: "El móvil me echa humo, está siendo increíble"

DEPORTES IR

Ampliar imagen
Jorge Alonso | 23/02/2021 A A
Imprimir
Marta García: "El móvil me echa humo, está siendo increíble"
Atletismo La nueva campeona de España de 3.000 metros en pista cubierta valora un día después un éxito que "no me esperaba, pero sí creía tener posibilidades"
A priori este lunes podía ser un lunes más para Marta García. Levantarse, desayunar y acudir como cada día a la Facultad de Medicina de la Universidad de Valladolid, donde poco a poco comienza a ver el final del largo camino que supone estudiar esa carrera más todo lo que vendrá con el título en la mano. Sin embargo, no era un día más y eso se lo recordaba un teléfono «que echa humo» más allá de las felicitaciones de sus compañeros de clase, marcadas, como todo, por la maldita pandemia. En su caso, con un cachito de vida en León, otro en Palencia y otro en Valladolid, las felicitaciones llegaban desde toda la comunidad y las entrevistas con diferentes medios de cada una de las provincias se sucedían. «No me esperaba esta repercusión, no sé cuántas llamadas llevo ya», reconocía.

Sin embargo, la felicidad a través del teléfono no ocultaba que ayer Marta vivía la resaca de lo logrado el domingo, nada menos que un Campeonato de España en pista cubierta que es su primer título absoluto en su primer año en la categoría. Su oro, por delante de otra leonesa como Blanca Fernández en los 3.000 metros, supone un éxito que parecía inalcanzable y con la que alarga su temporada ‘indoor’ hasta el Europeo de Torun del primer fin de semana de marzo en lo que será su primera internacionalidad absoluta curiosamente a unos 40 kilómetros del lugar en el que saboreó por primera vez «estar con esos atletas que ves en todos los campeonatos» ya que fue reserva de la selección española en el Europeo por equipos de 2019.

La carrera fue como me esperaba, tenía un plan pero al final acabé improvisando y salió bienAhora será ella la que represente a España al máximo nivel tras habérselo ganado en una prueba con un nivel espectacular, con numerosas atletas con la mínima europea hasta el punto de verse obligada la Federación Española a disputar dos semifinales, algo que no ocurría desde hacía 21 años. Pese a ello, reconocía García haber aprovechado esa semifinal «para probarme, tenía buenas sensaciones y apreté al final aunque sí es cierto que mucha gente me dijo que igual me había pasado».

Obviamente no le pasó factura en la final del domingo, en la que la gran favorita, Carolina Robles, se hizo cargo de marcar el ritmo durante toda la carrera hasta que a falta de una vuelta Marta cambiaba de ritmo para llevarse la carrera con la claridad de la que es capaz de correr sonriendo los últimos 200 metros sabiendo que la victoria era suya: «Era un poco la carrera que me imaginaba y está bien tener un plan que salga como quieres, aunque sí que es cierto que cuándo cambiar fue algo improvisado, simplemente lo sentí y salió bien».

Una sonrisa que aseguró «haber sentido, aunque no la vi por la mascarilla», por parte de su entrenador, Uriel Reguero, al que señala como «parte clave» en lo conseguido al frente de un grupo con numerosas atletas de la provincia como Saúl Ordóñez o Nuria Lugueros.

La Junta la dejó sin beca de residencia este año y ahora comparte piso con otra campeona de EspañaComo suele ocurrir en estos casos, la clase política salió también a presumir de lo logrado por un atleta de la tierra a la que hace unos meses dieron la espalda. El presidente de la comunidad, Alfonso Fernández Mañueco, el presidente de las Cortes Luis Fuentes o la directora general de Deportes, María Perrino, sacaban pecho de lo logrado después de retirarle tanto a Marta como a otros atletas de la comunidad la beca de residencia para esta temporada al no proponerles para la misma la Federación de Castilla y León por militar en clubes de fuera de la autonomía y redactar la Junta una convocatoria que cambiaba las reglas de los últimos años excluyéndoles y parecía hecha a medida para ser aprovechada por los jugadores de rugby de los equipos profesionales de Valladolid. «Ojalá poder presumir de vuestro apoyo, pero la realidad es que no lo he tenido», contestaba a través de las redes sociales.

Lo ocurrido obligaba a buscar piso y hacerse cargo de todos los gastos a una atleta a la que le faltan horas en el día para compaginar deporte y estudios, algo en lo que sin duda le ayudaba esa residencia. Eso sí, puede presumir ese piso de Valladolid de contar con dos campeonas de España y una medalla de chocolate, ya que García comparte vivienda con el oro y la cuarta clasificada en los 800 metros este fin de semana, Lorea Ibarzabal y Lorena Martín respectivamente.

Una muestra más del excelente estado de salud del que goza el atletismo leonés, con cuatro medallas de cinco posibles en un Campeonato de España de pista cubierta que pasará a la historia del deporte provincial y que quiere ser, en el caso de Marta, la primera de muchas medallas al más alto nivel.

Cuarta campeona de España ‘indoor’ del atletismo leonés


Con su título en Madrid, Marta García se convierte en la cuarta campeona de España en pista cubierta del atletismo leonés. En 2017 era Blanca Fernández, plata tras García en Gallur, la que se hacía con el título en la misma distancia, los 3.000 metros. Antes, Margarita Ramos había dominado el lanzamiento de peso con 11 oros en Nacionales en pista cubierta entre 1987 y 1998, mientras que la primera medalla de oro en un Campeonato de España ‘indoor’ fue para Consuelo Alonso, que lo logró en los 800 metros en el año 1972.
Volver arriba
Newsletter