Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad

Los recuerdos que evoca el deporte

Los recuerdos que evoca el deporte

OPINIóN IR

23/08/2019 A A
Imprimir
Los recuerdos que evoca el deporte
Para la gente que es seguidora de un equipo, ese sentimiento va mucho más allá de un simple partido o resultado. Como los fieles suelen llevar acompañando a ese club un largo periodo de tiempo, los logros o hechos destacados hacen devolver la memoria a momentos determinados, como con quién lo viviste o cómo era tu vida en aquel momento.

Es a veces una fuente de nostalgia que, en la Bundesliga alemana, se reflejó de forma perfecta este pasado fin de semana. En esa máxima categoría debutaba el Unión Berlín y, durante el choque del estreno, su grada se llenó de pancartas con fotografías gigantes de otros aficionados o seres queridos que fallecieron. La vida les impidió ver ese partido que habían soñado pero, para que fuera exactamente como si estuviesen en el campo viendo el debut, los hinchas que llevaron las 455 imágenes presentes pagaron su entrada y cada una de ellas fue contada en la asistencia oficial al campo.

Un genial homenaje para lo que representa muchas veces el deporte. Para todos esos pensamientos que pueden venir a la cabeza cuando, tras muchos años viendo los partidos de determinado club con una persona, esa ya no está y el equipo alcanza uno de esos logros que sabes perfectamente que le hubiera emocionado.

Aquel familiar fallecido con el que empezaste a ver a la Cultural o la Ponferradina y sabes que hubiera disfrutado del ascenso; ese amigo con el que ibas siempre al Palacio a ver el Ademar, del que fuiste uña y carne y ahora has perdido el contacto, pero al que sabes que llamarás años después si un día vuelves a verle ganar un título; esas personas con las que te juntabas para seguir el partido del Madrid, el Barcelona o el Atlético; aquella otra con la que incluso quedabas para seguir por las noches la NBA...

Seguro que, en todas estas hipotéticas situaciones, hay gente en la que puede sentirse representado. Que le pueden sacar la sonrisa o hacer aparecer la nostalgia. Porque al final, los deportes son muchas cosas, pero también recuerdos.
Volver arriba
Newsletter