Publicidad
Los personajes del tío Ful: Carmina Fernández, madre de futbolistas

Los personajes del tío Ful: Carmina Fernández, madre de futbolistas

CULTURAS IR

Fulgencio Fernández | 09/01/2021 A A
Imprimir
Los personajes del tío Ful: Carmina Fernández, madre de futbolistas
Personajes Esposa y hermana de futbolista, madre de dos históricos del fútbol leonés, el internacional Felipe y Miñambres, entrenador del Atlético Astorga... el fútbol vive con ella
En los partidos del Atlético Astorga nunca falta Carmina Fernández en uno de los fondos. Ella sola, con su bufanda de su equipo de casi toda la vida –«también soy de La Bañeza, donde nací y donde jugó mi hermano»– y muy cerca del entrenador del Astorga, que es su hijo Miguel Ángel. «Prefiero verlo yo sola, porque lo vivo con mucha pasión y en esto del fútbol cada uno tiene su opinión... y yo la mía».

En la vida de Carmina, nacida en La Bañeza y afincada en Astorga desde los 18 años, el fútbol ha sido, y es, santo y seña: «Mi hermano, Calvo, jugó en la Cultural y el Levante; mi marido también jugó en el Astorga; mis hijos Felipe y Miguel Ángel (Miñambres) fueron futbolistas y ahora juegan al fútbol mis nietos, el hijo de Felipe en el Unión Adarve de Madrid y el de Miguel Ángel en los juveniles del Veguellina».

- ¿Y cómo se fue a Veguellina
- Porque entonces entrenaba al equipo su padre, que ahora entrena al Astorga... y hasta se fue a entrenar a China.

Sin duda el que más lejos llegó fue Felipe, que fue internacional y acudió con la selección al Mundial de Estados Unidos. «Fuimos mi marido y yo a Estados Unidos a verlo, porque Felipe quería que estuviéramos allí. Y, la verdad, me gustó mucho aquel país, con todas las cosas que se dicen de él, pero me gustó».

Y aunque muestra su orgullo por la carrera de Felipe, ahora director técnico del Celta, Carmina quiere hablar de Miguel Ángel. «Era muy técnico, debutó más joven que Felipe en  el Astorga y cuando fue con él a Gijón aprovechó y estudió Derecho en Oviedo... Después Felipe quería que fuera con él a Tenerife, pero él quería seguir su camino».

Y lo siguieron, los dos.

- Felipe trabaja demasiado, sale de casa temprano y no se sabe cuándo vuelve. Y todo va a parar a él.

El fútbol visto por una madre... y hermana, esposa, abuela.
Volver arriba
Newsletter