Publicidad
Insistiendo

Insistiendo

OPINIóN IR

13/04/2021 A A
Imprimir
Insistiendo
Ayer, 12 de abril, los sindicatos CCOO y UGT volvimos a concentrarnos ante la Subdelegación de Gobierno en León. Se trata de una acción repetida y que se sostendrá en el tiempo siempre que el Gobierno de la Nación no acceda a modificar una agenda política excesivamente condicionada por los intereses y las presiones de una minoría obsesionada por mantener sus privilegios.

Que estamos en un momento histórico en el que se pide al conjunto de la sociedad una actitud de solidaridad y responsabilidad inédita no es algo que se pueda poner en duda. Los sindicatos de clase hicimos en estos meses un ejercicio de responsabilidad demostrando nuestro compromiso con la sociedad española. En los momentos más difíciles de la gestión de la pandemia impulsamos la negociación de una serie de acuerdos que permitieron la construcción de una red de protección para el tejido productivo esencial para impedir la destrucción de millones de puestos de trabajo.

Esa responsabilidad es la que hay que exigir ahora al Gobierno y a aquellos que siempre han salido triunfadores de las últimas crisis económicas para que se pague con mayor igualdad social y mejor distribución de la riqueza a esa mayoría social que ha tenido un comportamiento solidario y ejemplar durante estos largos y oscuros meses.

Es el momento de que el Gobierno incluya en su agenda política la negociación del incremento del Salario Mínimo Interprofesional, cumpliendo los objetivos de la Carta Social Europea; la negociación de la derogación de la reforma laboral de 2012 y la negociación de la reforma de las Pensiones de 2013, acabando con el factor de sostenibilidad y garantizando la revalorización de las pensiones.

El Gobierno de España tiene una deuda con la mayoría social de este país. Tiene una deuda en concreto con la clase trabajadora que es la que, con su fuerza de trabajo, puede levantar nuestra economía. Y tiene que pagar esa deuda por justicia y por inteligencia. Insistiremos. Seguiremos recordándoselo.
Volver arriba
Newsletter