Cerrar
Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.

Honores para el maestro

EL BIERZOIR

Antonio López el pasado verano en los talleres Cian-m de Fabero.| D.M. Ampliar imagen Antonio López el pasado verano en los talleres Cian-m de Fabero.| D.M.
D.M. | 25/01/2018 A A
Imprimir
Honores para el maestro
Arte El pintor Antonio López será investido este viernes doctor ‘honoris causa’ de la Universidad Complutense con el escultor faberese Tomás Bañuelos como padrino del acto
La Universidad Complutense de Madrid investirá este viernes como ‘doctor honoris causa’  al pintor y escultor de Tomelloso Antonio López. Con el nombramiento, la institución académica quiere «reconocerle su incuestionable prestigio internacional, referente mundial en el campo de la producción plástica y en la cultura contemporánea».

Antonio López tiene una reciente vinculación a la provincia de León, en concreto a la villa de Fabero, por dar brillo y poner en primera línea de la formación artística a nivel nacional al proyecto Cian-m, que en los últimos veranos ha reunido a artistas de toda España para participar en los talleres y clases magistrales con el propio Antonio López y con otros maestros del arte actual.

Precisamente el impulsor de este programa artístico Cian-m, el escultor faberense Tomás Bañuelos, profesor de Bellas Artes en la Universidad Complutense, ejercerá como padrino del acto de nombramiento de Antonio López que tendrá lugar en el paraninfo de la Universidad, donde el rector Carlos Andradas le impondrá el birrete que le designa ‘doctor honoris causa’ .

Antonio López es premio Príncipe de Asturias de las Artes y miembro de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando. Su obra forma parte de las colecciones artísticas más importantes del país.
Volver arriba
Cerrar
Iniciales LNC

Editorial

Icono viñeta con el texto Lolo

La Viñeta

Silueta de la escultura La Negrilla

La Negrilla

Carta

A pie de calle