Publicidad
El Caminito del Rey

El Caminito del Rey

LNC CULTURAS IR

Ampliar imagen
Vicente García | 20/05/2022 A A
Imprimir
El Caminito del Rey
La ruta de la semana Una antigua ruta malagueña reparada y adecuada como una de las mejores de España
El Caminito del Rey ha sido una de las rutas preparadas en los últimos años que mayor éxito de visitantes está teniendo. Inicialmente era un sendero que servía para controlar los diferentes embalses del Guadalhorce y también se usaba como vía de comunicación entre localidades diferentes del territorio.

Se construyó a principios del siglo XX y en 1921 fue inaugurado y visitado en su primera parte por el rey Alfonso XIII, por lo que tomó ese nombre, anteriormente se llamaba los balconcitos. Solamente son 8 km y tres de ellos son de pasarelas, el resto son accesos y el valle del Hoyo. Solamente se puede realizar en dirección norte-sur, por lo que es necesario prever la vuelta, que se puede hacer con el bus lanzadera.

Es necesario estar atentos a los horarios y para ello y contratar las reservas ver la web: https://caminitodelreymalaga.com/

A finales del pasado siglo el camino estaba tan deteriorado que se produjeron varios accidentes y las administraciones decidieron cerrarlo volando parte de los accesos, pero determinadas personas seguían arriesgando por lo que las administraciones decidieron adecuarlo y dedicarlo al turismo que es la función que ahora mismo tiene. Se reabrió en 2015 y ha tenido un éxito asombroso. En momentos de mucha afluencia en la página oficial no suelen quedar entradas de ningún tipo, pero buscando en empresas de aventura, con todo incluido, suele haber plazas, aunque sale un poco más caro.

El recorrido se hace por el borde del embalse del Gaitanejo y pasarelas en los desfiladeros del Gaitanejo y los Gaitanes. El nombre de Gaitanes se daba a las aves rapaces que abundaban en la zona. Además hay extrañas formaciones y cuevas creadas por los fenómenos geológicos de la zona.

El Caminito del Rey puede comenzar en el aparcamiento que existe en las cercanías del túnel al lado del pantano del Conde de Guadalhorce, o bien desde el restaurante el Kiosko, al final del recorrido del bus lanzadera. Desde este lugar la ruta es más larga hasta llegar al centro de control o caseta de recepción, pues va bordeando diferentes revueltas del pantano. La otra, más directa, va desde el aparcamiento anterior, que a veces se encuentra completo, cruzando un túnel, que ahora está iluminado, para seguir por un camino al lado del embalse durante casi un kilómetro y medio.

En el centro de recepción se validan las entradas, se prestan los cascos, obligatorios para todos, y reproductores de audio para quienes hacen visita con guía.

En ese punto comienza la ruta propiamente dicha, pasando por la antigua central eléctrica de Gaitanejo y más tarde por la presa del mismo nombre, para continuar al lado del río Guadalhorce durante un pequeño tramo e introducirse a continuación en las primeras pasarelas del recorrido, en el desfiladero de Gaitanejos.

La altura se va haciendo cada vez mayor y el fondo en algunas ocasiones no se puede más que adivinar, no solamente por esa razón sino porque las paredes del desfiladero se encuentran muy próximas y en algunas ocasiones casi se tocan. Poco después se ven unas antiguas escaleras para bajar al nivel del río a comprobar como venía el caudal del mismo. A continuación el río se ensancha un poco y el camino desciende con algunas revueltas hacia el valle.

Sin embargo las pasarelas continúan en vertical sobre el río, aunque a menor altura que en el tramo anterior, para llegar al valle, donde se puede contemplar el llamado puente del rey, que fue donde Alfonso XIII dijo que quería dejar el camino y volver a la seguridad del tren. Un puente estrecho de apenas 70 cm y sin barandillas, colgado sobre el abismo a casi 100 metros del río.

Hay un pequeño tramo de camino sin pasarelas y se llega al Tajo de las Palomas, que es el segundo cañón, siguiendo de nuevo por otras pasarelas y enfrente se puede ver un pequeño tramo de vía del tren entre dos túneles. Se pasa al lado del puente del rey sin cruzarlo pues se encuentra en muy malas condiciones y, aunque ha sido algo reforzado, no conviene arriesgar.

Continúa otro tramo de pasarelas unidas a la roca vertical y luego sale a un valle amplio, el valle del Hoyo, donde no se van a encontrar paredes verticales durante un rato, sino un desnivel en cuesta con buen camino. Al principio del valle se puede contemplar como al fondo se ve el último tramo y el puente colgante. Se cruza el valle, donde se encuentra el cortijo del Hoyo, una vivienda ocupada hasta hace poco.

Tras recorrer este largo valle se va siguiendo por restos de antiguos canales, para volver a entrar en zona de pasarelas, ancladas de nuevo a la roca vertical, y con bastante mayor altura que los tramos anteriores. Es el desfiladero de los Gaitanes.

Tras un recorrido espectacular entre paredes con restos fósiles se llega al puente colgante al lado de un acueducto que surte a la central hidroeléctrica del Chorro. Una vez cruzado el puente se desciende un poco para continuar por la pared Sur, otro tramo horizontal y encarar las escaleras ascendentes del final, que lleva a la salida de las pasarelas.

Una vez en el camino se ve la central hidroeléctrica del Chorro, se pasa al lado del viaducto de los Albercones, el antiguo poblado del Chorro y, tras una caminata, solamente queda llegar al punto de recepción, dejar los objetos que la organización haya prestado a los caminantes y seguir hasta la estación del Chorro donde se puede tomar el tren o la lanzadera que por 1,50 euros devuelve a los viajeros al punto de salida.

Características

Zona geográfica. Sur de Andalucía, provincia de Málaga.
Entorno. Bosque, borde de pantano, paredes verticales y valles fluviales.
Tipo de ruta. Lineal por camino, plataformas ancladas a la roca vertical, cruzando un puente colgante.
Inicio / fin. Aparcamiento Ardales / Estación del Chorro.
Distancia.  Aproximadamente 8 Km.
Tiempo aproximado. Entre tres y cuatro horas.
Desnivel. 200 metros.
Dificultad. Baja, pero muy aérea, aunque con mucha seguridad en todo el recorrido.
Observaciones. Muy bien adecuada con guías y mucha señalización.
Volver arriba
Newsletter