Publicidad
"Como este, todos los sábados"

"Como este, todos los sábados"

ACTUALIDAD IR

Las peñas, la Lucha Leonesa, el Mercado de las Tres Culturas... muchas propuestas en León este sábado. | MAURICIO PEÑA Ampliar imagen Las peñas, la Lucha Leonesa, el Mercado de las Tres Culturas... muchas propuestas en León este sábado. | MAURICIO PEÑA
D.L. Mirantes | 06/10/2019 A A
Imprimir
"Como este, todos los sábados"
Sociedad Gran ambiente en la capital leonesa en el remate de San Froilán
"Como este, todos los sábados", deseo expresado por miles de leoneses y visitantes en la jornada de este sábado en la capital leonesa. Contra los tópicos, el termómetro de Santo Domingo marcaba ayer casi treinta grados a las 18:30 horas y el cielo estaba completamente despejado. No solo los integrantes de las numerosas peñas que resistían en el Húmedo andaban en manga corta, también muchos de los aficionados a la Lucha Leonesa que pudieron disfrutar a los pies de la Pulchra Leonina de uno de los corros más emblemáticos de la que todavía, pese al calendario, es Liga de Verano. Luciendo escudo y camiseta también cruzaban miles de aficionados la pasarela hacia el Bernesga camino del Reino de León para animar a la Cultural frente al Guijuelo. Y en manga corta hacía Bigott la prueba de sonido en el escenario del Come y Calle del Jardín de San Francisco, minutos después de que los gallegos Xoubas emocionarán al público con ‘La llorona’ al menos tanto como las gastrocaravanas con sus menús. Casi al tiempo, en la plaza de las Palomas cientos de leoneses descubrían las cervezas artesanas de una feria con sabor al lúpulo del Órbigo y a las maltas de las Grañeras.

El San Froilán ‘capitalino’ mostraba otra cara, otra propuesta, más cercana a las tablas y los topos que a la saya y el rodao, a la gorra y la bermuda más que al fajín y la capa. Lo que no quiere decir que vivir San Froilán de espaldas a la tradición, aunque se les dé una interpretación alejada de la ortodoxia pero tan alegre como la del Mercado de las Tres Culturas, que durante todo el día estuvo repleto de paseantes y compradores, disfrutando de los dulces, los perfumes o la artesanía, uno de los puntos fuertes con las demostraciones en vivo.

Con todo ello, el centro de la capital leonesa se convirtió ayer en un lugar lleno de vida y de propuestas atractivas para locales y visitantes. Una mañana y una tarde de sábado que los leoneses querrían cada semana, mucho más en las puertas en la otoño, de los meses más oscuros. Meses en los que muchos extrañan al santo patrón que por unos días logra convertir la ciudad en lo que muchos desearían que fuera todo el año.
Volver arriba
Newsletter