Cerrar
Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.

Bierzo Aire Limpio pide que se anule el permiso a Cosmos para quemar cenizas volantes de carbón

EL BIERZOIR

Imagen de archivo de una protesta de Bierzo Aire Limpio contra la incineración de residuos. | Ical Ampliar imagen Imagen de archivo de una protesta de Bierzo Aire Limpio contra la incineración de residuos. | Ical
L.N.C. | 12/08/2017 A A
Imprimir
Bierzo Aire Limpio pide que se anule el permiso a Cosmos para quemar cenizas volantes de carbón
Medio Ambiente Creen que la autorización es un "fraude" y que abre la puerta a la incineración de residuos
La plataforma ecologista Bierzo Aire Limpio  ha interpuesto recurso a la autorización ambiental de la Junta de Castilla y León a la introducción de 200.000 toneladas de cenizas volantes de carbón al año en la fábrica de Cementos Cosmos de Toral de los Vados y pide que se anule este permiso.

El colectivo considera que "es un acto ilegal ya que constituye una modificación encubierta y sustancial de la Autorización Ambiental emitida solo un año antes" y que "infringe varios artículos del Reglamento de Emisiones Industriales y de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León".

Pese a que la Administración argumenta que la actuación consiste únicamente en modificar la denominación de las «cenizas volantes» procedentes de las centrales térmicas que utiliza esta fábrica, y que ya estaban
previstas en la autorización ambiental vigente, la plataforma entiende que "estas cenizas volantes  se consideran  residuos" y por tanto requiere una modificación en la normativa para poder ser autorizada su quema y no sólo un simple cambio en la denominación.

Así, tal y como explican en un comunicado, Bierzo Aire Limpio entiende que conceder autorización al uso de estas cenizas de carbón supone "un fraude"  que se excede al proceso actualmente autorizado y legalizado. Según explican. "Hasta el momento, las cenizas volantes de centrales térmicas se reciben como materia prima y se introducen únicamente dentro del proceso de fabricación en la fase de la molienda del clínker, es decir, tras el horno, para fabricar el cemento comercial, mediante un simple proceso de mezcla".

Sin embargo, con la nueva autorización permite su uso para "la fabricación de crudo previo a la calcinación en el horno; es decir, se pretende colar una autorización de facto para abrir el horno a la gestión de
residuos", según valora Bierzo Aire Limpio. 

La queja se extiende además al hecho de que los efectos ambientales y la toxicología de este proceso de quema "no han sido evaluados en modo alguno", al igual que lo que supondrá a nivel de seguridad y salubridad el transporte de todas esas cenizas por las carreteras de la comarca.
Volver arriba
Cerrar
Iniciales LNC

Editorial

Icono viñeta con el texto Lolo

La Viñeta

Silueta de la escultura La Negrilla

La Negrilla

Carta

A pie de calle