Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR

Villamanín: Un barracón legionario muestra la importancia de la Vía Carisa

Villamanín: Un barracón legionario muestra la importancia de la Vía Carisa

ESPECIALES IR

En la imagen, fotografía de archivo de la campaña arqueológica realizada en La Carisa en 2018. | L.N.C. Ampliar imagen En la imagen, fotografía de archivo de la campaña arqueológica realizada en La Carisa en 2018. | L.N.C.
Estefanía Niño | 15/03/2019 A A
Imprimir
Villamanín: Un barracón legionario muestra la importancia de la Vía Carisa
León Romano En 2018 los trabajos arqueológicos se centraron en el campamento de L.lagüezos, a una altitud de 1.675 metros
El municipio de Villamanín atesora parte de la historia de la presencia del Imperio Romano en el norte de la península. La Vía Carisa sigue guardando muchos secretos que alimentan su leyenda, pero la historia real se abre paso cada año, intervención arqueológica tras intervención, sacando a la luz pruebas y restos que respaldan su importancia. La Carisa fue una vía de conquista efectuada por el ejército en su discurso desde la Asturias Cismontana hacia la Transmontana. Es uno de los trazados más antiguos conocidos en el norte leonés, y fue mejorada en el año 26 antes de Cristo por el general romano Publio Carisio, al que debe su nombre.

Publio Carisio fue clave en las guerras cántabras, y decisivo para la derrota de los astures en Lancia y para la posterior conquista de la Asturias transmontana. Desde hace varios años, el Ayuntamiento de Villamanín se ha puesto mano a la obra para investigar los vestigios romanos, y lo ha hecho con varias incursiones arqueológicas sobre el terreno –que discurre por los municipios de Villamanín, Lena y Aller- con la arqueóloga Esperanza Martín al frente.

En el año 2018, los trabajos arqueológicos se centraron en el campamento de L.lagüezos, a una altitud significativa de 1.675 metros. L.lagüezos -que se emplaza en el punto de la cordillera que divide las comunidades autónomas de Castilla y León y Asturias- es uno de los recintos castrenses pertenecientes al complejo campamental de la Carisa, al que se unen los campamentos de Curriel.los y La Cuaña y la vía Carisa, infraestructura viaria que partía de Legio (actual León), hasta la línea de costa (posiblemente Noega, en la actual Campa Torres). Su posición geográfica ha llevado a los investigadores del enclave a considerar este enclave como el primero, cronológicamente hablando, del grupo hasta ahora conocido de la Carisa, y las evidencias sobre el terreno avalan su importancia. En este sentido, Esperanza Martín destaca como descubrimiento más importante, “desde el punto de vista arqueológico”, el hallazgo de una barricada legionaria petrificada, un zócalo, que hace pensar en la reiterada ocupación del espacio en diferentes años o campañas.

Varias campañas desde 2011

Los trabajos arqueológicos en la Vía Carisa se vienen desarrollando desde el año 2011 con el apoyo de los municipios por los que discurre el trazado. En la última campaña, al Ayuntamiento de Villamanín se sumaron, además, ayudas económicas de la Diputación de León y la Junta de Castilla y León. Lo cierto es que los trabajos en La Clarisa son difíciles de documentar de una forma solo visual, por lo que se procede sobre el terreno con prospecciones por magnetometría, análisis de datos LiDAR y topografía pormenorizada. En el intento de documentar la estabilización de las tropas en barracones son muchos los objetos que se han ido encontrando a lo largo de las últimas campañas como hoces, hachas, picos, piquetas de tiendas de dos tipos distintos, clavos, cuchillos, y armas. Destacan especialmente dos, una única moneda, un denario de plata de entre el 89 y el año 90 antes de Cristo, y el puñal de un legionario metido en su propia vaina, siendo ésta una pieza única.

A vista de dron

La existencia de un nuevo yacimiento en el enclave de la Vía Carisa es un nuevo secreto a desvelar. Durante la campaña efectuada en 2018, y a gracias a la colaboración Grupo de Investigación Histórica de Lena, pudo observarse a vista de dron este nuevo enclave. Se trataría de una zona enclavada entre León y Asturias a unos 50 metros más arriba de donde se ha estado trabajando. Las inspecciones oculares sobre el terreno hacen tener la suficiente certeza como para asegurar que hay un nuevo yacimiento, pero será necesario el apoyo económico de las instituciones para iniciar los trabajos que lo demuestren. En este sentido el alcalde de Villamanín, José Luis García Oblanca, señalaba que el deseo del Ayuntamiento es seguir apoyando y manteniendo las investigaciones en La Carisa.
Volver arriba
Newsletter