Publicidad
Un piquete en LM Ponferrada bloquea la salida de la producción

Un piquete en LM Ponferrada bloquea la salida de la producción

EL BIERZO IR

Ampliar imagen
Ical | 26/07/2021 A A
Imprimir
Un piquete en LM Ponferrada bloquea la salida de la producción
Empleo Las presión se incrementa ante la sospecha de que la compañía intente deslocalizar y un nutrido grupo de coches de trabajadores impide que se traslade la mercancía
 Un grupo de empleados de la factoría de palas eólicas de LM Windpower en Ponferrada bloqueó desde primera hora del lunes, la salida de la producción en la fábrica situada en la localidad de Santo Tomás de las Ollas para protestar contra los despidos de 393 trabajadores planteados por la dirección.

Según explicó el presidente del comité de empresa, Gabriel Garnelo, esta medida de presión se mantendrá «indefinidamente» hasta encontrar una solución a la situación, que calificó de «deslocalización encubierta».

A las puertas de la factoría, el piquete formado por un nutrido grupo de coches particulares impide la carga de las palas eólicas fabricadas en la factoría en los vehículos especiales de transporte que se encargan de llevarlas a sus respectivos destinos.

«Pretendemos que no salga ningún tipo de inmovilizado de la planta», explicó Garnelo, que señaló que esta medida trata de incrementar la presión contra la empresa, como antesala a la manifestación prevista para este sábado en Ponferrada.

Al respecto, Garnelo animó a la población berciana a participar en esa marcha reivindicativa, que partirá de la plaza Lazúrtegui a las 12 horas en dirección a la plaza del Ayuntamiento. «Es una cuestión de todos, no sólo de los trabajadores de LM», recalcó el presidente del comité, que señaló que la problemática «afecta a Ponferrada, a toda la comarca y al resto de la provincia». «Necesitamos de la ayuda de todos para que esto salga adelante», apuntó.

Cabe recordar que la dirección de la planta en el expediente de regulación de empleo que han puesto sobre la mesa y cuyas negociaciones con la mediación del Servicio Laboral de Castilla y León (Serla) se desarrollan por el momento sin acuerdos.

De los 393 trabajadores propuestos para despidos, se ofrece la recolocación para 265 empleados en las factorías de LM en Castellón y Francia. Se trata de una propuesta que no sólo deja sin empleo a 393 personas en el Bierzo, si no que abre las puertas a que 265 familias dejen la comarca si aceptaran las condiciones.

No obstante, se trata de unas condiciones muy poco ventajosas para los trabajadores, según han indicado algunos de ellos, en comparación con los desplazamientos temporales que en ocasiones se realizan en la empresa. También se proponía la contratación de una agencia de colocación para la incorporación laboral de trabajadores los restantes a los que no se propone para traslado.


La historia se repite

Hace ahora diez años, en el año 2011, la empresa anunció su intención de cerrar la factoría ponferradina, una previsión a la que tuvo que dar marcha atrás debido a la presión de los trabajadores, que en aquella ocasión también bloquearon la salida de la producción de la factoría, entre muchas otras medidas de protesta.

Entonces, la mediación de Gobierno y Junta obligó a la compañía a presentar un plan industrial de futuro para la planta berciana, después de haber recibido importantes cantidades económicas procedentes de fondos para de reindustrialización de zonas mineras en años previos.


Podemos mediará con los ministerios 

El coordinador general de Podemos en Castilla y León, Pablo Fernández, ha querido manifestar su apoyo a los trabajadores  y ha destacado que desde su grupo político se va a trabajar “en todos los niveles y en todas las estancias” para intentar impedir los despidos y poder salvaguardar la totalidad de los puestos de trabajo.

“La comarca del Bierzo  ha sufrido ya el proceso de descarbonización y ahora, que las energías renovables están en auge, no puede permitirse esa destrucción de empleo”, explica en una nota de prensa. El líder de la formación morada ha exigido a la Junta de Castilla y León una “explicación directa” a través de la Consejería de Empleo para que interlocute con la empresa con el fin de evitar los despidos y exhortará a Mañueco a que “se impliquen personalmente y medie con la empresa para evitar la destrucción de empleo del mismo modo que se ha hecho por ejemplo con la Fasa en Valladolid”.

En la misma línea, Fernández ha asegurado que se trabajará desde el grupo parlamentario Unidas Podemos y procurarán que los ministerios competentes del Gobierno de España interlocuten y puedan negociar con la empresa para evitar la destrucción de empleo y la deslocalización de puestos de trabajo porque defiende que "la fabricación de componentes para palas eólicas que se quiere llevar a Francia o a Castellón se puede realizar perfectamente en el Bierzo. No se puede permitir que una multinacional que ha recibido cuantiosas ayudas públicas después
actúe a su antojo y pretenda destruir 393 puestos de trabajo de empleados que llevan años ejerciendo de forma impecable su trabajo". 
Volver arriba
Newsletter