Publicidad
Todo cambia

Todo cambia

OPINIóN IR

15/11/2018 A A
Imprimir
Todo cambia
A veces pareciera que nada cambia, que todo sigue su camino, todo es estable, nadie te altera, la anodina cotidianeidad te adormece en sus morfeicos brazos y piensas que, quizás, sea el momento de seguir disfrutando de la relajación que dan los años y sus arrugas. Ese será el momento de saltar y dar un giro radical a tu río vital, no esperes ni un minuto más, si sigues como hasta ahora pronto formarás parte del paisaje y cual castaño otoñal dejarás caer los pocos frutos y hojas que te adornan y ya nada más podrás ofrecer. Tú decides.

Sigues, mantienes y disfrutas, o te arriesgas, rompes y emprendes otro camino. Nadie te obliga. Solo tú y un folio en blanco al que llenar de nuevas letras, nunca escritas, y decir: adelante. Si aciertas, pocos lo valorarán. Si te equivocas, aparecerán los indolentes con colmillos rasgados de tanto roer el hueso de su apática existencia, aquellos que nunca han fracasado porque nunca nada han hecho más que seguir la corriente, aquellos que todo critican pero que nunca se ponen delante, aquellos que amasan y acumulan para sí pero que nada buscan o anhelan para el conjunto de los comunes. Estos rabiarán y lanzarán dardos cargados del veneno que a ellos mismos daña. No pueden condicionar tus decisiones quienes nada deciden, más si acaso, el color de los calcetines que cada día se ponen, y ni eso pues lo tienen pautado para así no tener que tomar partido. Cuando te critiquen, sabrás que estás vivo, que lo has intentado, que no tomaste la decisión fácil, pensar y filosofar solo para ti.

Mañana puede que ya sea demasiado tarde, quizás te veas obligado a anclarte un poco más, tal vez nadie acuda a pedirte compromiso. Seguir callado, ciego y mudo puede ser una opción, pero no para ti. Sin ti la vida sigue, las cosas funcionan igualmente. Contigo no habrá sobresaltos, no llegarás para hacer milagros. Solo deberás intentar dar todo lo mejor para mover un grano de arena, solo un pequeño grano de arena pero para todos. No es gran cosa, pero es algo.
Volver arriba
Newsletter