Publicidad
Reme Remedios: "En este poema podía estar descrita la creación del mito"

Reme Remedios: "En este poema podía estar descrita la creación del mito"

LNC CULTURAS IR

Reme Remedios ante uno de los cuadros de su exposición en Ármaga. | VICENTE GARCÍA Ampliar imagen Reme Remedios ante uno de los cuadros de su exposición en Ármaga. | VICENTE GARCÍA
Vicente García | 16/10/2020 A A
Imprimir
Reme Remedios: "En este poema podía estar descrita la creación del mito"
Arte y poesía La galería Ármaga, en colaboración con el Club Leteo, presenta ‘Elipsis de luz’, una visión particular de la poesía de la autora portuguesa Ana Luisa Amaral, Premio Leteo 2020, a cargo de la gran artista berciana
«No tengo la certeza de que eso sea verdad, porque el tiempo llega aquí en una elipsis de luz y no sé hacia dónde me lleva, por dónde anduve, por que parajes».                                          (Ana Luisa Amaral).
 
Llama la atención la maravilla de dibujos llenos de luz y vida de Reme Remedios en la galería Ármaga en colaboración con el Club Leteo y su premio anual de poesía.

Reme conoció hace poco más de un mes la poesía de Ana Luisa Amaral y desde entonces ha estado enfrascada en dibujar lo que le sugiere uno de sus poemas: ‘Adamastor’ del libro ‘Escuro’, del año 2014, donde lleva a cabo un recorrido a través del alma portuguesa y la concepción de un mito. Es una obra donde la musicalidad del idioma se integra con la sensibilidad de sus poemas, dando un sentido especial y fascinante a su obra, mediante las más variadas metáforas.

Esa poesía tan íntima y abierta a la vez se plasma por medio de imágenes visuales en los dibujos de Reme Remedios, cuyo alma, sin ser lusa, se encuentra en ese enclave berciano, donde el idioma, casi gallego, tiene la musicalidad del portugués.

Dice que de toda la obra de Ana Luisa ha elegido un solo poema que ha desarrollado en sus cuadros. «Sobre todo me he centrado en un poema del libro ‘Escuro’ que se titula ‘Adamastor’ y que narra la creación de un mito, del mito de Adamastor. A mí me parece que en este poema podía estar descrita la creación de cualquier mito. Habla de dos partes: una parte que es donde está el sol y otra parte donde está la creación del mito que es debajo de una línea tenue. Esto así visualmente me dio la idea de unos dibujos que tuvieran que ver con este texto».

Ana Luisa Amaral dice en su poema ‘Adamastor’:
«Había en ese tiempo una especie de sol,
Y estaba encima del agua,
Y yo en el fondo del mar
Yo veía aquel brillo sin saber que era el sol,
Sólo una línea difusa que clareaba
Lugares del nunca».

Y sus dibujos crean esa dualidad, la del sol en lo alto, la tenue línea y el comienzo, los inicios del mito. En ese aspecto Reme ha recorrido las diferentes formas de lo que ella representa como el inconsciente, con su carga arquetípica y simbólica donde surge la necesidad humana de crear el mito y es la que mayor carga de dibujo presenta. Hay otra parte que sería la parte consciente, sobre la línea en la que dibuja unos círculos a modo de sol, que narra Ana Luisa lo que Adamastor puede intuir que es donde puede ir o lo que se puede crear a partir de lo humano.

La exposición tiene dos partes: por un lado los dibujos realizados después de la lectura del texto y por otro lado dibujos y acuarelas en las que estaba trabajando y que tienen mucha relación con los aspectos de su poesía y además son inéditos.

La poeta presenta el alma portuguesa a través de las personas y sus vivencias, sus sentimientos y emociones, no es una narración de hechos y fechas, sino de vidas de personas que luchan por sacar adelante sus propias historias en ese país y de esa parte escondida y misteriosa que nos narran a través de los mitos.

Dice Reme: «hay un texto que va a estar incluído dentro de la exposición, un verso que describe como si las imágenes fueran el fiel reflejo de estas palabras o al revés. También Ana Luisa habla mucho del no tiempo, de los espacios que se superponen, de los espacios temporales, le interesa el misterio, lo que no llegamos a comprender». Ese texto del que habla es el que encabeza este artículo.

La influencia de la poesía es importante en la obra de Reme, porque sus cuadros son pura poesía creada a base de fuertes sentimientos personales que trascienden y son acogidos por el resto de las personas como algo propio. Y eso lo refleja en sus comentarios sobre la poesía. Dice Reme: «Me gusta la poesía de Ana Luisa, por la poesía en si, por su escritura, cómo está concebida esa poesía me parece lucidez un ritmo precioso para leer y comprender y diferentes estratos en la concepción del ser humano, lo que somos, cómo estamos en la vida. Es una poesía fácil de leer y para mi ha supuesto en diferentes lecturas ir profundizando en esos estratos que tiene».

Los dibujos están realizados en rotulador sobre papel, y acuarela y dice además: «me gustó el concepto elipsis de luz por ese misterio que representa y las dificultades para llevarlo a la imagen». En la primera serie hay cuadros que son dibujo de líneas, mientras que otros tienen un ligero toque de color y dos de ellos tienen un colorido en el que los amarillos cobran fuerza sobre el cuadro. En los cuadros de la segunda parte de la exposición el color está presente en todos ellos y esa luz no eludida da una fuerza singular a las imágenes.

Una excelente exposición de dos grandes poetas: la de la palabra y la de la imagen y el dibujo. Reme Remedios ha sabido interpretar de acuerdo con su sensibilidad la fuerza y el sentimiento de Ana Luisa como si fueran el mismo ser, aunque con formatos diferentes.

El poema ‘Adamastor’, de Ana Luisa Amaral finaliza así:
«La otra, la que yo no conozco,
Porque no tiene voz,
se quedó en la oscuridad
por inventar».

La exposición se podrá contemplar en la galería Ármaga hasta el día 31 de octubre.
Volver arriba
Newsletter