Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
Miércoles, 20 de marzo de 2019 Logo
Buscar en la web
Mostrar menú Cerrar menú

Raquel Gago: ¿Inocente o asesina?

Raquel Gago: ¿Inocente o asesina?

ACTUALIDAD IR

Ampliar imagen
I. Herrera | 11/12/2016 A A
Imprimir
Raquel Gago: ¿Inocente o asesina?
Tribunales La libertad de la agente de Policía Local se verá revertida o consolidada por la decisión del Tribunal Supremo que, el próximo miércoles, verá los recursos de las tres condenadas
Su papel en medio de este crimen nunca ha estado del todo definido. Muchos indicios, pero pocas pruebas; muchas casualidades, pero ningún móvil; muchos años de cárcel sobre una sentencia, pero está en libertad provisional a la espera de que el Tribunal Supremo decida sobre su futuro. La agente de Policía Local Raquel Gago, condenada como cómplice del asesinato de Isabel Carrasco a 12 años de prisión por el Tribunal Superior de Justicia de Castilla yLeón, tiene todas las esperanzas puestas en la resolución de los recursos de casación por parte del Supremo, que celebrará la vista el próximo miércoles. Su entorno sólo confirma lo evidente, que está nerviosa, muy nerviosa. Y es más que razonable después de un juicio que no logró elevar los indicios a pruebas, pero que sirvió al jurado popular para considerarla culpable de un delito de asesinato. El juez, contra todo pronóstico, suavizó la interpretación del jurado y la condenó como encubridora del crimen, si bien el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León encarriló de nuevo su fallo al veredicto.

Ahora la última palabra la tiene el Tribunal Supremo, y está previsto que se pronuncie antes de las navidades. Las terceras para Raquel Gago de gran tensión, pues las del 2014 las pasó en la prisión de Mansilla de las Mulas esperando a que se celebrara la vista que daría pie a su puesta en libertad provisional (el 29 de enero de 2015). El año pasado Gago comió el turrón con el juicio a la vuelta de la esquina. Y este año la incertidumbre es todavía mayor, pues en esas fechas podría decidirse si su futuro más inmediato está dentro o fuera de la cárcel.

El Supremo no tendrá que decidir sólo sobre Raquel, también habrá de hacerlo acerca de los recursos interpuestos por la defensa de madre e hija, Montserrat González y Triana Martínez, en busca de una considerable reducción de la condena en el caso de la primera y de la libertad en el de la segunda. Las posibilidades de que prosperen estos recursos parece generar menos dudas que el que atañe a la policía local. Al menos en tanto en cuanto el mismo tribunal que la condenaba como cómplice de asesinato a 12 años de cárcel decidió mantener la condición de libertad de la que gozaba hasta la existencia de una sentencia firme, que será la que dicte el Supremo tras la vista del miércoles.

La defensa de Gago pide una vez más la libre absolución de Raquel o, en el peor de los casos, que se repita el juicio que, a su entender, vulneró los derechos fundamentales de su defendida al entender que se la ha condenado sin pruebas de cargo pasando por alto la presunción de inocencia.

Además de las defensas, Ministerio Fiscal y acusación particular han recurrido también ante el Supremo, y también centrándose en la policía. Están satisfechos con las condenas impuestas a madre e hija, pero no así con las decisiones tomadas en cuanto a Raquel Gago, para la que pidieron ya en su día el inmediato ingreso en prisión y que se le volviera a condenar por tenencia ilícita de armas, delito del que fue absuelta por el Superior de Justicia.

Raquel es la verdadera incógnita que tendrá que despejar el Supremo: ¿Inocente o asesina?

El crimen por el que están condenadas estas tres mujeres se cometía el 12 de mayo de 2014. La víctima, la expresidenta de la Diputación y el PP de León, Isabel Carrasco, fallecía sobre la pasarela del Bernesga que une el paseo de la Condesa con la avenida de Salamanca alcanzada por tres disparos que efectuó Montserrat González, según la teoría del Superior de Castilla yLeón en el marco de un plan trazado previamente por las tres procesadas.

El rencor a la víctima habría sido el móvil en el caso de madre e hija, pero en el de Raquel parece que sólo su amistad con Triana podría justificar su participación.
Sobre Montserrat pesa una condena de 22 años de prisión y sobre su hija Triana, de 20. La defensa pide la absolución de Triana y en el caso de Montserrat, que ha asumido los hechos públicamente exculpando a su hija, una reducción de pena.

En cuanto a Gago, la fiscalía pide en su recurso que se agrave la pena para ella. El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León la condenó a 12 años como cómplice de asesinato, tal y como determinó el jurado. Ahora el Ministerio Público solicita, además, otra pena de dos años de prisión para ella por otro delito, el de tenencia ilícita de armas.
Volver arriba
Newsletter