Publicidad
Pinilla se traslada a San Juan de Dios mientras duren las obras

Pinilla se traslada a San Juan de Dios mientras duren las obras

ACTUALIDAD IR

El Hospital San Juan de Dios se encuentra a tan solo 300 metros de Pinilla. | L.N.C. Ampliar imagen El Hospital San Juan de Dios se encuentra a tan solo 300 metros de Pinilla. | L.N.C.
Sergio Jorge | 13/02/2020 A A
Imprimir
Pinilla se traslada a San Juan de Dios mientras duren las obras
Sanidad Sacyl alquilará dos plantas del hospital privado hasta que se termine la reforma del centro de salud, que está prevista que dure 18 meses y empiece este año
Las obras del centro de salud de Pinilla se acometerán de forma integral y no por áreas, como en un principio había ideado la Consejería de Sanidad. De esta forma, el edificio será clausurado por completo y toda la asistencia sanitaria que se presta actualmente se ubicará en dos plantas del Hospital San Juan de Dios, situado a menos de 300 metros. Por ello, Sacyl ha mantenido conversaciones con este centro sanitario perteneciente a la Orden Hospitalaria del mismo nombre, y por tanto de propiedad privada, para alquilar dos plantas de casi 1.000 metros cuadrados en total.

Se evita por tanto la idea inicial del departamento de Verónica Casado, que era ejecutar las obras del centro de salud de Pinilla sin dejar de prestar servicios sanitarios, derivando las áreas que estuvieran reformándose a unos barracones que se iban a instalar en las inmediaciones del actual edificio, que cambiará por completo y apenas mantendrá la estructura. Así lo confirma el gerente de Atención Primaria, José Pedro Fernández Vázquez, quien rechazó así que estas obras pudieran afectar tanto a pacientes como a profesionales sanitarios, teniendo en cuenta las consecuencias para la salud y la práctica normal de la asistencia que podría conllevar que Pinilla siguiera en funcionamiento con el consiguiente ruido, suciedad y peligro para todos los presentes en la zona. Hay que tener en cuenta que son más de 21.000 las tarjetas sanitarias adscritas a este centro ubicado en el municipio de San Andrés del Rabanedo.

La propuesta de San Juan de Dios es ofrecer dos plantas que actualmente están sin uso y en perfectas condiciones, según corrobora Fernández Vázquez. Además, se pueden cumplir allí los condicionantes que se pedían desde la Gerencia, que es separar Pediatría de Medicina General.
La Consejería quería colocar barracones para consultas , pero la Gerencia de Primaria no vio idónea esta propuesta
Así, en la primera planta estará la asistencia para menores de 14 años, además de matronas y trabajadores sociales, en un espacio que tendrá en total 386 metros cuadrados. En la segunda planta se ubicarán, además de las consultas de médicos y enfermeros, el personal de administración, con 581 metros cuadrados para estos servicios. Está previsto también que haya personal de Sacyl en el hall de entrada para orientar a los pacientes en las nuevas dependencias. La propuesta de San Juan de Dios, que aún debe ser aprobada por la Consejería de Sanidad, es alquilar las dos plantas por un precio estimado de 7.000 euros al mes, sin incluir el mantenimiento, la limpieza, los sistemas informáticos y el mobiliario, que será aportado por Sacyl aprovechando lo que ya se presta y se posee del centro de salud de Pinilla.

Esta situación se mantendría durante los 18 meses que durarán las obras de reforma de Pinilla, que según explican Fernández Vázquez y su equipo, no pueden postergarse más ya que actualmente los contratos incluyes cláusulas de penalización en el caso de que la empresa constructora incumplan los plazos previstos. A este año y medio habría que añadir el periodo anterior al inicio de los trabajos en el centro de salud, para lo que Atención Primaria espera que en tres meses se pudieran desplazar todos los servicios actuales, así como el tiempo posterior necesario para volver a reubicar en los espacios ya reformados y la colocación del nuevo mobiliario.

Hay que recordar que ya está redactado el proyecto y ahora mismo se está a la espera de que haya presupuestos autonómicos, que dependen a su vez de los nacionales, para que se puedan sacar a licitación las obras. Puesto que son unos ocho meses los que pueden transcurrir entre la licitación y la adjudicación, Fernández Vázquez estima que las obras se inicien como muy tarde a finales del presente año, por lo que Pinilla estaría totalmente reformado y en uso a finales del año 2022.

Hay que recordar que el presupuesto que maneja la Consejería de Sanidad para la ejecución de la reforma total de Pinilla es de 2,5 millones, en un centro de salud que contará con nueve consultas de medicina general, nueve de enfermería, tres de pediatría, tres de enfermería pediátrica, una sala de lactancia, dos consultas polivalentes, una sala de curas, una de intervenciones menores y 24 zonas de espera, además de varios despachos, sala de extracción y laboratorio, un aula grande para docencia y conferencias y una consulta de matrona, así como un pequeño auditorio que se ubicará fuera del edificio, concretamente donde hay ahora varias plazas de aparcamiento.

Resto de centros de salud


El proyecto de rehabilitación de Pinilla guarda similitudes con otros dos centros de salud planificados en la provincia de León, como son los de El Ejido y Sahagún. Por un lado, el de la capital leonesa tendrá un coste de 4,8 millones y recientemente el consejo de gobierno de la Junta ha dado el visto bueno para que se proceda a su licitación y posterior adjudicación, por lo que las obras también podrían empezar antes de finalizar el año. En cuanto a Sahagún, también falta por licitarse y adjudicarse el proyecto, que también está redactado, por un coste de 2,8 millones. A este centro se le han añadido dos servicios que en principio no estaban contemplados: fisioterapia y radiología.

Falta por concretar el de Navatejera, para lo que aún hay que licitar la redacción del proyecto.
Volver arriba
Newsletter