Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad

Noemí González: "La política municipal tiene que ser menos política y más trabajo en común de vecinos"

Noemí González: "La política municipal tiene que ser menos política y más trabajo en común de vecinos"

FALDóN NOTICIA APERTURA IR

Noemí González es la primera alcaldesa electa de La Pola de Gordón. | L.N.C. Ampliar imagen Noemí González es la primera alcaldesa electa de La Pola de Gordón. | L.N.C.
Estefanía Niño | 26/06/2019 A A
Imprimir
Noemí González: "La política municipal tiene que ser menos política y más trabajo en común de vecinos"
La Pola de Gordón Entrevista a la alcaldesa del Ayuntamiento de La Pola de Gordón
Hace escasos diez días Noemí González se convertía en la primera alcaldesa electa del municipio de La Pola de Gordón. Junto a ella, un equipo de gobierno ‘novato’ en el mundo de la política, pero con muchas ganas de trabajar. En estas dos semanas al frente del Ayuntamiento han podido ojear la deuda municipal y comprobar su funcionamiento. Ahora llega el momento de poner en marcha su propia hoja de ruta, abogando por la colaboración de todos, la suma de esfuerzos, los proyectos encaminados a mejorar el medio y el reto de que la gente no solo se quede en la comarca, sino que los que se fueron puedan volver.

–Acaba de tomar posesión hace escasos días y es la primera alcaldesa electa de La Pola de Gordón ¿Qué sensaciones le produce?
–Estoy muy contenta, pero el sentimiento es de mucha responsabilidad. Entrar en el Ayuntamiento y ver que funciona con muchas piezas que tienen que encajar, que tienen que funcionar a la vez, me da la impresión de que es un funcionamiento muy pesado, que va a ser difícil moverlo.

–Un nuevo equipo de gobierno en el que ninguno tiene experiencia en política ¿Es una ventaja o un inconveniente?
–Creo que es una ventaja. Hay cosas que hay que cambiar y me parece que la política, sobre todo en un municipio, tiene que ser menos política y más vecindario, más trabajo de vecinos y más buscar objetivos en común que beneficien a la mayoría y no pensar tanto en partidos y grupos políticos.

–¿Quizá la inexperiencia se suple con muchas ganas?
–Claro, porque no conocemos los límites. Mucha gente me dice "uy, no vais a poder". A lo mejor es porque ya saben cosas que nosotros no sabemos, pero como no sabes dónde está el límite, es más fácil sobrepasarlo o por lo menos intentarlo.

–Si me permite la expresión, es usted una alcaldesa 'verde' ¿veremos esa mentalidad reflejada en la política y en las decisiones municipales?
–Sí, tiene que ser así. Ya no porque yo sea una alcaldesa verde como usted dice, sino porque es el futuro. Si queremos tener futuro, tiene que ser un futuro verde, si no, no hay futuro.

–Hace unos diez días que han tomado posesión ¿han tenido tiempo de evaluar el estado financiero del Ayuntamiento o de hacerse una idea de la situación económica?
–Evaluación de estado todavía no, pero sí que nos hemos asomado a las deudas y dan vértigo.

–En su programa electoral no hablaban de grandes proyectos, pero sí abogaban por pequeñas actuaciones que no necesitarían demasiada inversión ¿Puede adelantarnos alguna idea?
–Estamos viendo la posibilidad de hacer una compostera. Ya estamos en contacto con una persona que sabe del tema y a ver qué se puede hacer. Eso es una cosa que está ya en marcha, y en breve empezaremos a pensar lo de las autocaravanas y todo lo que se mencionaba en el programa.

–Como docente, está claro que los niños son para usted una pasión ¿Tendrán un mayor protagonismo en las actividades municipales?
– Sí y mucho, porque lo mismo que el futuro tiene que ser verde, si no hay niños no hay futuro. Queremos que ellos amen su tierra, que sea una cosa que se aprenda desde pequeños. Es verdad que esto es un rincón, que a lo mejor estamos lejos de todos los sitios, que a lo mejor no es un paraíso como puede ser El Caribe, pero es nuestra casa y es un sitio muy bonito, tiene muchas posibilidades y queremos que siga siendo nuestro lugar de referencia, el sitio al que volver o en el que vivir.

–En su toma de posesión, hacía un llamamiento a la colaboración de todos, a la aportación de ideas para buscar un Gordón más fuerte. ¿La clave del futuro está en la suma de sinergias?
– Sí, tiene que ser así. Tenemos que ir todos en la misma dirección porque los grandes proyectos como fue el de la Hullera Vasco-Leonesa ya vemos lo que hay, y además no solo aquí, en todas partes. Las grandes empresas se aprovechan del terreno, se aprovechan de la vida de los vecinos, de las aguas, se lo llevan todo, lo desarman todo, las ayudas, la economía, y cuando les conviene levantan el trapo y se van y lo dejan todo como lo han dejado. En cambio, si hacemos un plan de futuro juntos y se ayuda al panadero, se ayuda al periodista de la zona, se ayuda al albañil... todos nosotros contribuyendo unos con otros, generando y creando riqueza entre nosotros, generando un movimiento en el que el poco dinero que podamos mover se mueva entre nosotros, así, por mucho que uno se quiera ir, pues no se va a llevar gran cosa y lo que seamos capaces de mover nos va a beneficiar a todos.

–Con cuatro años de mandato por delante ¿cuáles serán los retos?
– A mí me gustaría, en la naturaleza, ser capaz de limpiar el río porque hay vertidos prácticamente en todos los pueblos. Ser capaz de que funcione y de sacarle partido, con una piscifactoría, con una playa fluvial. Me gustaría ser capaz de ayudar a crear empleo para aquellos gordoneses que tuvieron que irse, contra su voluntad, a buscarse la vida lejos. Empleo para nuestros parados de larga duración y tengo un particular interés en ayudar a emplearse a nuestras mujeres, son fuertes y trabajadoras y si conseguimos retenerlas, ellas poblarán nuestros pueblos.
Volver arriba
Newsletter