Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
Manuel Bernardo, veterinario: "El futuro es la estrategia 'One Health', una sola salud"

Manuel Bernardo, veterinario: "El futuro es la estrategia 'One Health', una sola salud"

EL BIERZO IR

Manuel Bernardo, experimentado veterinario berciano, en una imagen de archivo. Ampliar imagen Manuel Bernardo, experimentado veterinario berciano, en una imagen de archivo.
D.M. | 07/04/2020 A A
Imprimir
Manuel Bernardo, veterinario: "El futuro es la estrategia 'One Health', una sola salud"
Sanidad Este profesional berciano analiza la crisis desde el punto de vista de su sector y aboga por más educación en salud y enfermedad
El vínculo entre animales y humanos en lo que se refiere al origen del nuevo coronavirus, hace a los veterinarios tener una voz más que autorizada para hacer una valoración de esta crisis sanitaria desde su punto de vista profesional. De hecho, el comité de expertos alemán está presidido por un veterinario, Lothar Whieler.

Estos profesionales creen que en España debería haber veterinarios en el comité asesor científico estatal y no los hay. Dentro de las 370 propuestas que se intercambiaron el PSOE y Podemos para conformar gobierno, la 157 decía que "se reforzará la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición". Y la 158: "Impulsaremos mediante políticas, programas, e investigación el enfoque 'One Health de la OMS que entiende que las personas los animales y el medio ambiente forman parte de un mismo ecosistema y su salud y la seguridad alimentaria están estrechamente relacionadas".

"Ahí estamos los Veterinarios si o si, y esto en el futuro debe llevarse a cabo". Lo dice veterinario berciano Manuel Bernardo Álvarez, quien  no duda en remarcar que la pandemia ha puesto de manifiesto la necesidad mayúscula del proyecto 'One Health', Una Sola Salud, una estrategia global enfocada a aumentar la comunicación, la colaboración y la coordinación interdisciplinar entre médicos y veterinarios en el cuidado integral de la salud de las personas, los animales y el medio ambiente para un beneficio universal, y para una prevención integral ya promovida desde el año 2000 por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Y es que, el actual camino en solitario que lleva la medicina asistencial, expresa Bernardo, «provoca que ante una crisis de este tipo, se vea absolutamente desbordada». “Y más desbordada aun, con los recortes en camas hospitalarias y en el nº de médicos, enfermeras, auxiliares y las privatizaciones de servicios de limpieza, cocina, mantenimiento..” Servicios asistenciales que ahora hacen mucha falta y los han quitado y privatizado.

Aunque las cifras de personas fallecidas por la pandemia de Coronavirus asusten, explica, «las medidas de confinamiento son las que han impedido e impiden muchas más muertes de las que la pandemia ha causado ya en España y en el mundo».

Bernardo alude a informes y estudios de destacadas instituciones en materia epidemiológica como es el caso del Imperial College of London. Estudios estadísticos que hablan por ejemplo de que España podría tener ya hasta siete millones de personas contagiadas con el coronavirus. «Las cifras oficiales asustan, hay gente muy asustada porque España ha superado los casos de contagios de Italia. Ese tipo de comparaciones no son acertadas, a su juicio, porque también hay que tener en cuenta las distintas formas de ofrecer los datos de cada país, el recuento, o el número de test que se hacen.

La visión positiva de los datos


Pero que haya más de 135.000 o más personas en España que se hayan infectado «no tiene por qué ser un dato malo desde todos los puntos de vista de esta pandemia en concreto. Los datos hay que ponerlos en contexto». A juicio de Manuel Bernardo, estas cifras, oficiales, seguramente muy por debajo de las cifras reales de contagiados, vienen también a decir que hay muchas personas ya inmunizadas en España «ya hay muchas personas que han pasado la enfermedad”. Y es que me da la sensación que muchas veces perdemos la cuestión de fondo, que es lo importante, el fin de estas medidas de confinamiento es evitar que todos nos contagiemos a la vez y se colapse el sistema de salud, la salud asistencial y no nos puedan atender a todos a la vez, ese es el problema».

Y es que las grandes instituciones en Epidemiología hablan algunas como Harvard de que el 60% de la población mundial llegará a infectarse en algún momento con este virus. El Imperial College of London dice que el 90%. Y esto será en fases, en oleadas. Sin olvidar que el 80% de las personas que se contagien pasarán los efectos del virus casi sin síntomas o con síntomas leves. El grupo de riesgo somos los mayores de 60 años. «Por eso es tan importante poner los datos en contexto. Se sabe que este nuevo virus sí tiene una gran morbilidad, y una gran transmisibilidad o facilidad de contagio entre personas», si bien la mortalidad no es tan elevada como el SARS o el MERS y se situaría entre el doble y el triple que una epidemia de gripe anual», aunque los datos oficiales estén mostrando porcentajes mucho más altos. Para saberlo con exactitud hay que hacer test de anticuerpos y parece que empezarán a hacerlos ya.

"Los veterinarios conocemos bien las grandes epidemias"


Insiste en que las medidas se toman para no colapsar la salud asistencial a la espera de ganar tiempo para conseguir la vacuna, ya que la vacuna «que tardará meses, porque ha de ser segura y eficaz, no puede ser un experimento». El otro modo de acabar con la pandemia es la inmunidad colectiva o de grupo, o de rebaño y eso se producirá después de que poco a poco, un alto porcentaje de la población se vaya contagiando y superando la enfermedad, los veterinarios conocemos muy bien las grandes epidemias de los animales y los laboratorios de Sanidad Animal y algunos laboratorios en las Facultades de Veterinaria, están perfectamente capacitados para hacer test de PCR y de anticuerpos, pero "se nos ha apartado a los veterinarios, inexplicablemente, de la lucha contra COVID-19. Trabajamos día a día en los Mataderos, en la clínica de grandes y pequeños animales, en la sanidad de puertos y fronteras, en la seguridad e inspección alimentaria, en la inspección de establecimientos alimentarios, en Laboratorios de Salud Pública y Sanidad Animal, y tenemos una sólida formación en zoonosis, las enfermedades que de los animales se transmiten a las personas, en Epidemiología".

Solo dos grandes pandemias de virus se han extinguido de la faz de la Tierra, recuerda: la viruela y la peste bovina. El nombre de vacuna tan añorado por todos hace referencia a un animal, la vaca, donde se obtuvo la primera vacuna contra la viruela".



Para este experimentado veterinario, lo que está claro es la necesidad de un cambio en el futuro en cuanto a educación para la salud y en prevención. «Es necesaria mucha más información y formación en salud, en prevención, educación en salud», explica, lo que ayudaría a la población a tomar cuidadosas medidas preventivas con más cotidianeidad, o a utilizar con responsabilidad los servicios de urgencias sanitarias, por ejemplo.

Grandes decisiones políticas


Pero además, ve esencial la toma de grandes decisiones «de los grandes políticos y gobernantes de los grandes países a nivel global enfocados a un beneficio global en el ámbito de la salud: " 'One Health' es el futuro. La salud de los animales y del medio ambiente para mejorar la salud de las personas". 


Parece claro que el origen del virus está en los murciélagos, especies muy beneficiosas por su función en la naturaleza, insectívoros, polinizadores...mamíferos voladores que pueden llegar a vivir 30 años… pero también unas bombas hospedadoras de virus. La hipótesis con más peso indica que el virus pasó al pangolín, una especie cuya función no está tan clara, pero cuyas escamas se utilizan en la medicina tradicional, en pseudomedicina y pseudoterapias en muchos países del sudeste asiático. "Algo que debe erradicarse, las falsas terapias, los magufos. Esa mezcla de venta de animales vivos salvajes y domésticos con alimentos y la falta de higiene en los mercados de Asia y África son auténticas bombas. Algo así en Europa no hubiera ocurrido porque las condiciones de higiene o seguridad alimentaria son otras», explica.

En Europa las normas de seguridad alimentaria y de agricultura y ganadería son para todos los países igual, en la medicina asistencial cada país va un poco a su bola”. Parece claro, a su juicio, que ese tipo de mercados con animales vivos junto a animales sacrificados y alimentos debe desaparecer, pero para eso "debe desaparecer la pobreza las pseudomedicinas y otras tantas cosas", argumenta.

Eso debería ser después de superar una crisis sanitaria que nos tendrá algunas semanas más en confinamiento porque «esa es la medida principal, distanciarnos y aislarnos ahora para no contagiarnos todos a la vez».

Además y ante la cantidad de informaciones poco fiables y de bulos  que aparecen en distintos foros, como redes sociales o medios no profesionales, Bernardo añade que no hay ninguna evidencia de que el agua, los alimentos o las mascotas puedan transmitir el virus «pero eso no quiere decir que no haya que tomar precauciones. Los perros salen a la calle y con su hocico y sus patas andan por el suelo, en todo lo que haya por el suelo, excrementos de otros perros, deshechos..., siempre hay que tomar medidas de higiene con ellos, no sólo ahora, y lavarse las manos es una de ellas"
Volver arriba
Newsletter