Publicidad
Luz verde al estudio arqueológico del tramo berciano de la A-76

Luz verde al estudio arqueológico del tramo berciano de la A-76

ACTUALIDAD IR

Nacional 120 entre Ponferrada y Orense, en una imagen de archivo. | CÉSAR SÁNCHEZ (ICAL) Ampliar imagen Nacional 120 entre Ponferrada y Orense, en una imagen de archivo. | CÉSAR SÁNCHEZ (ICAL)
Alejandro Cardenal | 13/11/2016 A A
Imprimir
Luz verde al estudio arqueológico del tramo berciano de la A-76
Fomento La Junta autoriza el estudio del impacto sobre el patrimonio cultural en el tramo entre Villamartín de la Abadía y Requejo, que se realizará hasta final de año
La Junta de Castilla y León ha dado luz verde para que comienzos los trabajos de prospección arqueológica y el estudio del impacto sobre el patrimonio cultural en el tramo bercian de la futura autovía A-76 que discurre entre Villamartín de la Abadía, en el municipio de Fabero y Requejo, pedanía de Sobrado.

Los trabajos, que estarán dirigidos por el arqueólogo Javier Quintana López y se realizarán bajo la supervisión del Servicio Territorial de Cultura de León.

Y es que de producirse algún hallazgo de carácter arqueológico durante el transcurso de los trabajos, que se llevarán a cabo hasta final de año, éste deberá ser entregado al museo de León.

El pasado mes de octubre, los grupos popular y socialista de las Cortes de Castilla y León acordaron unir fuerzas para agilizar el proyecto, al que lastraron también los más de 300 días de gobierno en funciones, pero que ya acumulaba notables retrasos desde su concepción.

El Ministerio de Fomento anunció en diciembre de 2014 el inicio de la redacción de los dos primeros tramos de la autovía, el de A Veiga de Cascallá a Barco y el de Requejo a Villamartín de la Abadía siendo su plazo de ejecución 18 meses. Según aquel anuncio, realizado ambos proyectos ya deberían estar rematados en junio de aquel año.

El actual consejero de Fomento de la Junta de Castilla y León, Juan Carlos Suárez Quiñones, siempre ha defendido que el proyecto era «irrenunciable», considerando este vial un importante impulso al sector del transporte. Para ello ha buscado una postura conjunta con el resto de administraciones territoriales y luchará para que el proyecto se lleve a cabo con la «máxima celeridad».

Para defender la construcción de la nueva autovía también nació la Plataforma de la A-76, un colectivo del que forman parte agrupaciones empresariales, ayuntamientos, concellos, partidos políticos y agentes sociales de todo el Bierzo, Valdeorras y Lemos, para tratar de que finalmente el proyecto sea una realidad.
Volver arriba
Newsletter