Publicidad
Los nuevos regadíos de Valderas, a la espera de que la CHD lo piense

Los nuevos regadíos de Valderas, a la espera de que la CHD lo piense

ACTUALIDAD IR

Este lunes se reunió el consejero de Agricultura con la presidenta de la CHD. | L.N.C. Ampliar imagen Este lunes se reunió el consejero de Agricultura con la presidenta de la CHD. | L.N.C.
L.N.C. | 08/11/2021 A A
Imprimir
Los nuevos regadíos de Valderas, a la espera de que la CHD lo piense
Campo Jesús Julio Carnero señala que ya acaba la fase de información pública de las balsas del Órbigo y que prevén licitar la redacción del proyecto "próximamente"
El consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, avanzó este lunes que su departamento presentará alegaciones al Plan Hidrológico del Duero 2021-2027 para incorporar 7.000 hectáreas más de regadío en el documento, que en su borrador inicial incorpora un total de 49.000 hectáreas de secano que se transformarán. A este respecto, la presidenta de la Confederación, Cristina Danés, avanzó que estudiará la petición, que estará en todo caso condicionada a no poner en riesgo inversiones en marcha por parte de otros regantes, que «puedan contar con esa garantía de suministro de agua». Entre esas hectáreas que quieren incorporar al nuevo regadío están las de la zona del municipio leonés de Valderas donde llevan años reivindicando su inclusión. La Junta defiende que la densidad de población se multiplica por tres en las zonas de regadío respecto a las de secano, se genera un valor añadido bruto 3,5 veces mayor que en las explotaciones de secano y la realidad es que se incorporan 6,5 veces más de jóvenes respecto a secano.

Así lo pusieron de manifiesto ambos responsables en una de las reuniones periódicas mantenida ayer para tratar asuntos que afectan a ambas administraciones. Sin embargo, la relevancia del Plan Hidrológico, actualmente en fase de alegaciones hasta el 22 de diciembre, otorgó si cabe más importancia al encuentro, en el que los representantes del Gobierno regional expusieron los pormenores de las alegaciones que presentarán al Plan.

Balsas del Órbigo


Carnero explicó que la cuenca del Duero es la que menor capacidad de regulación tiene, dentro de las grandes de España, por lo que su departamento apostó por incrementar esta capacidad, algo que defendió por motivos como la importancia de «resolver problemas» de regulación estructurales en zonas con déficits para atender las demandas actuales. Carnero consideró que la cuenca está «infradotada» en regulación de agua, con el 30% de capacidad «cuando hay margen de crecimiento de hasta el 50 %». Por otro lado, Carnero reivindicó que la cuenca sea más resiliente frente a las consecuencias del cambio climático, “permitiendo las actividades necesarias que se precisan para garantizar el desarrollo rural en el territorio y el mantenimiento de la actividad socioeconómica, la población y el empleo en este medio”. “Podemos llegar a un buen acuerdo. Queremos que el agricultor que está en el escudo de la CHD se mantenga; y la clave es hacer un uso más eficiente del agua”, sostuvo el consejero.

En virtud de lo anterior, Carnero señaló que el Plan Hidrológico actual contempla únicamente dos regulaciones, que son las del Órbigo, cuya fase de información pública está llegando a su fin y se prevé próximamente sacar a licitación el proyecto
Volver arriba
Newsletter