Publicidad
Los leoneses de la Cultural

Los leoneses de la Cultural

OPINIóN IR

17/09/2021 A A
Imprimir
Los leoneses de la Cultural
Hay un debate eterno en la Cultural que, en realidad, es extrapolable a la mayoría de clubes deportivos: el de la presencia o no de jugadores de la casa.

¿Que sería lo ideal tener cuantos más mejor? Obvio. ¿Qué forzarlo es un error? También. Porque que nadie se engañe, esa película que muchos se montan sobre que iría más gente si jugaran leoneses, es por sí sola una mentira que los números demuestran. Cuando tú aumentas afición, espectadores y seguimiento es cuando ganas, eso es lo que la gente quiere y el ejemplo es el año de ascenso, donde antes ya de subir habías pasado de unos 1.500 a 8.000 y de León estaba solo, y además siempre en la diana, Víctor Díaz.

Y como el trabajo de cantera, por bien que lo hagas como lo ha hecho la Cultural en los últimos años, no es flor de un día sino que es algo a largo plazo, el problema es que apenas había gente que valiera o que no estaban interesados en jugar aquí.

Dejemos de lados los casos de Claudio y Cristian, ambos con nivel de sobra para estar pero ojo, también contratos muy altos que afrontar para ello. Pero vale, aceptemos que mejor gastarse las fichas en ellos que en otros. Del resto: ¿Cuántos jugadores de León, dejando de lado los de la Ponferradina, han llegado a Segunda? ¿Cuántos se han estabilizado en equipos punteros que buscaran jugar en Plata? ¿Cuántos prefirieron irse en categorías inferiores a las canteras de otros equipos de Asturias o Castilla y León, que no era precisamente irte al Madrid o el Barça?

Sin embargo, ahora sí ves gente que puede valer. Formada desde abajo, que tuvo ofertas para irse pero decidió quedarse a crecer en León, que apostó por ti en ese momento ganándose que les devuelvas la confianza. Porque eso sí, por buenos que sean, tienes que dársela, y para eso tienes al técnico ideal en el banquillo.

Y por eso ves a Aarón, un año más tarde de lo que debería haber sido, saliéndose y siendo de lo mejor del equipo. A un juvenil como Rodri ganándose el ser una alternativa. A Marcos, Junior o Javier con opciones de tener minutos esta campaña. A David López por detrás yendo con España sub’19. Al juvenil brillando en División de Honor. En definitiva a la cantera, ahora sí, llamando a la puerta y no queriendo que sin más se abra.
Volver arriba

Newsletter