Publicidad
Los habitantes que pierde León en 50 años los gana Valladolid: 107.000

Los habitantes que pierde León en 50 años los gana Valladolid: 107.000

ACTUALIDAD IR

Evolución demográfica de las provincias de León y Valladolid durante el último siglo. | L.N.C. Ampliar imagen Evolución demográfica de las provincias de León y Valladolid durante el último siglo. | L.N.C.
Víctor S. Vélez | 20/09/2021 A A
Imprimir
Los habitantes que pierde León en 50 años los gana Valladolid: 107.000
Demografía En los sesenta la provincia leonesa tenía 220.000 residentes más que la vallisoletana. Ahora, son cerca de 65.000 menos
No todas las provincias han seguido el mismo recorrido en este medio siglo. Los 106.327 habitantes perdidos por León desde 1970 han sido ganados en cifras prácticamente idénticas por Valladolid: 107.636 habitantes más.

Salvo Valladolid, las otras ocho provincias de Castilla y León pierden población. Eso sí, la crisis demográfica no ha sido igual en todas las provincias: Burgos 'solo' perdió en medio siglo 3.535 personas, una cantidad que León multiplicó por 30 en el mismo período de tiempo. Zamora es la segunda provincia de la comunidad que más habitantes se ha dejado, cerca de 90.000. A los vecinos zamoranos les siguen Ávila y Salamanca, ambas con un descenso de más de 50.000 vecinos.

Hace un siglo, León tenía 412.417 habitantes y Valladolid contabilizaba 280.931. Una brecha considerable que, incluso, fue a más en las décadas siguientes. De este modo, la provincia leonesa comenzó los sesenta con 220.000 habitantes más que la vallisoletana.

Es en el último medio siglo cuando la diferencia se ha ido igualando, hasta el punto de que Valladolid haga un calco en su aumento demográfico de la pérdida de población que, paralelamente, ha experimentado León. En este medio siglo, las provincias que albergan las 'capitales' de las dos regiones que componen Castilla y León han aprendido a convivir en un marco autonómico que, a tenor de los datos, deja una tendencia en sus padrones completamente opuesta.

Valladolid superó a León en número de residentes en el 2002 y, desde entonces, la brecha ha ido aumentando En los años ochenta y noventa, Valladolid fue estrechando su diferencia en el censo con respecto a León en torno al medio millón de habitantes. Precisamente en esas cifras, el 'sorpasso' se produjo en 2002. Desde entonces, la provincia vallisoletana ha ido incrementando progresivamente su diferencia de población con la leonesa y actualmente cuenta ya con cerca de 65.000 vecinos más.

Es cierto que en la última década la provincia de Valladolid también ha registrado un descenso demográfico, aunque la caída en los padrones desde la crisis de 2008 es mucho más brusca en el caso de León. La sangría demográfica se ha acelerado en territorio leonés en estos últimos años hasta el punto de que, según las estimaciones que realiza el Instituto Nacional de Estadística (INE), podría bajar de la barrera de los 450.000 habitantes el próximo año.

Las predicciones del INE señalan que en la próxima década ambas provincias perderán población En cuanto a las predicciones del INE sobre Valladolid tampoco son demasiado halagüeñas y, hacia finales de esta década, tampoco llegaría al medio millón de habitantes. En este sentido, las dos provincias más pobladas de Castilla y León ayudarían a seguir incrementando el tamaño de las grandes urbes. Estos estudios apuntan a que en el año 2035, en Madrid contarán con 7,3 millones de personas y en Barcelona rozarán los seis millones.

Estas estimaciones del INE todavía no reflejan los cambios en el estilo de vida de la sociedad española que hayan podido producirse debido a la pandemia del Covid-19. En este sentido, muchas voces apuntan a que la población podría volver a asentarse en provincias como León o Valladolid, incluso en el medio rural de las mismas, huyendo de los confinamientos, de las posibilidades de contagio y de la dificultad de mantener la distancia que existen en las grandes ciudades ante esta y otras posibles crisis sanitarias que se pudieran dar en el futuro. Solo el tiempo dirá cómo será la evolución demográfica de León y Valladolid. Si seguirán recorridos diametralmente opuestos o si irán de la mano... ya sea cuesta arriba o cuesta abajo.
Volver arriba
Newsletter