Publicidad
La ULE refuerza su compromiso con los objetivos verdes 2030

La ULE refuerza su compromiso con los objetivos verdes 2030

ACTUALIDAD IR

Ampliar imagen
L.N.C. | 10/03/2022 A A
Imprimir
La ULE refuerza su compromiso con los objetivos verdes 2030
Universidad de León Realiza actuaciones que le han valido el sello ‘Blue Campus’ y el estar entre las 600 mejores del mundo en objetivos de no pobreza, igualdad y hambre cero
Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) fueron definidos en septiembre de 2015 por todos los estados miembros de Naciones Unidas como parte de la nueva Agenda para el Desarrollo Sostenible, conocida como Agenda 2030. Estos 17 objetivos tienen como finalidad erradicar la pobreza, proteger el planeta y mejorar las condiciones de vida y perspectivas de futuro de todos los seres humanos. Las universidades como parte fundamental de la sociedad de hoy, juegan un papel esencial en la consecución y transmisión de esos objetivos. La Universidad de León (ULE) en su compromiso de hacer efectiva y real esas metas, desarrolla desde hace años diversas actividades de carácter transversal con el empeño firme del cuidado del medio ambiente y de mantener la senda para mejorar la vida de todas las personas.

Sobre ese carácter transversal trabaja el vicerrectorado de Infraestructuras y Sostenibilidad donde el servicio que presta a toda la comunidad universitaria está vinculado al Desarrollo Sostenible. El vicerrector Ramón Ángel Fernández asegura que todas las actividades que se ofrecen desde su área encierran «un trasfondo de cuidado del medio ambiente» puesto que van encaminadas a la gestión de materiales y la relación con las personas usuarias de los distintos servicios. Desde la construcción de edificios sostenibles a la transformación digital, pasando por le renovación de ordenadores, el diseño de nuevas instalaciones, la compra de licencias de programas informáticos o la reparación y mantenimiento del centro de proceso de datos, son algunas de las actividades desarrolladas desde este vicerrectorado.

Otro papel importante para la consecución de los ODS llega de la mano de la Oficina Verde de la ULE, un servicio que funciona desde 2009 y que con los años ha ido incorporando numerosas actuaciones en defensa de la sostenibilidad y la calidad ambiental. Algunas de esas iniciativas son el préstamo de bicicletas, el programa de recarga de coche y patinete eléctrico o la licencia de una aplicación para el móvil «que permite trazar los desplazamientos que se hacen desde el domicilio a la ULE y viceversa con el fin de medir los ahorros energéticos que tenemos, de emisión de CO2 e incluso ayudar al Ayuntamiento de León en el diseño de ciclocarriles», explica Andrés Juan Valdés, director de la Oficina Verde, al tiempo que recuerda que hace un año la ULE se convirtió en la primera universidad española en obtener el sello ‘Blue Campus’, un reconocimiento al fomento de la institución por fomentar el consumo de agua de la red pública dentro de la comunidad universitaria y reducir el uso de botellas de plástico.

Impact Ranking, Consumo y Demografía

Estas dinámicas sostenibles y de buen hacer medioambiental quedan patentes en la lista de ‘The Impact Ranking’, un estudio que evalúa el impacto social de las instituciones de educación superior y su contribución al desarrollo de esa Agenda 2030. En ese último ranking, la ULE está clasificada entre las 600 mejores universidades del mundo en evidencias de los ODS de ‘No pobreza’, ‘Igualdad’ y ‘Hambre Cero’.

La mejor puntuación la ha obtenido en el ranking de contribución al Objetivo nº 1 (‘No pobreza’) en el que aparece en el puesto 85 de 591 universidades. En este caso, se han valorado indicadores como los programas propios de ayudas a estudiantes procedentes de familias con bajos ingresos, o de ayudas a estudiantes procedentes de países con ingresos bajos o medianos. La ULE también se encuentra muy bien posicionada en contribución al Objetivo nº 5 (‘Igualdad de Género’), en un rango 201-300 de 776 instituciones, gracias a la buena valoración alcanzada respecto a la proporción de académicas senior, o en publicaciones sobre igualdad de género. Y en cuanto al Objetivo nº 2 (‘Hambre Cero’), la posición de la ULE es destacada gracias a la valoración positiva alcanzada tanto en investigación como, entre otras cosas, en la proporción de graduados en Ingeniería Agraria.

En el ámbito de la docencia, la ULE también impulsa la formación y la educación en los distintos sellos de sostenibilidad. César Sahelices, profesor de Comercialización e Investigación de Mercados asegura que es necesario inculcar formación para cambiar las decisiones de consumo que hoy se ajustan a tres parámetros: «el sello oficial del producto, cuestiones asociadas a ese sello que no están certificadas en concreto, y los reclamos comerciales que afectan al consumidor porque en ocasiones se confunden con sellos oficiales con menciones como natural, tradicional, típico».

La ULE también busca contribuir a uno de los grandes problemas de la provincia de León como es el reto demográfico. Para ello impulsa las becas RALBAR para la realización de prácticas extracurriculares estivales en municipios rurales de la provincia de León, y el programa Campus Rural para que doce estudiantes realicen prácticas en localidades de menos de 5.000 habitantes. Ambas iniciativas tratan de unir el mundo rural con el universitario, para activar los entornos más despoblados y propiciar así la recuperación de su vitalidad rural, medioambiental y sostenible.
Volver arriba
Newsletter