Publicidad
La realidad que se percibe

La realidad que se percibe

OPINIóN IR

19/03/2019 A A
Imprimir
La realidad que se percibe
Una amiga, más bien una hermana, me descubrió hace unos días una página en Facebook (CIEC, Centro de investigación y estudios corporales) y me proponía leer un artículo: ‘Sobre abrazar la contradicción y cómo lo sagrado de la atención humana da forma a nuestra realidad’.

Es realmente interesante porque pone el foco en nuestra percepción de la realidad. Y el papel que juega en este proceso la contradicción en contraposición a la armonía, que «como bien absoluto es para los dioses, no para el hombre». No es aconsejable tratar de lograr el orden –ni como objetivo ni como método– o sacrificar la simetría. Abracemos, dice, la contradicción pues esta es la única manera en la que el hombre puede ver la realidad «y cuanto más fiel sea a su percepción de la contradicción, más abierto está a lo que está disponible para su entendimiento». «La idea de Dios como orden perfecto es peligrosa como un ideal a ser perseguido por el hombre…»

Y entiendo que el hombre, ser contradictorio por naturaleza, ha de abrirse a lo contrario, a planteamientos diferentes y nuevas realidades. Pero no comparto tanto el rechazo a cualquier intento de armonía, porque si es verdad que no somos dioses, sí que algo de esa esencia divina poseemos por el hecho de ser creados. Y, por tanto, esa búsqueda de Dios –deseo del orden que nos es connatural– la veo necesaria. No somos menos hombres (contradictorios) por parecernos más a Dios (armonía). Cuando más ordenados tengamos los afectos, las convicciones o nuestras aspiraciones, más satisfactoria puede ser nuestra vida. El equilibrio vital –orden entre el trabajo, la familia y las relaciones– lo veo como algo positivo. Y la coherencia entre lo que pienso, digo y hago. Hay personas que mienten: abracemos la contradicción, podrían alegar. Pero yo prefiero la paz y la armonía que me da saber que cuando me dices algo, puedo confiar. Porque hay un cierto orden entre tu percepción de la realidad y la realidad misma.

El domingo se impartió un seminario (PNL) en Adas (‘adasolidaria.com’) donde se trató, entre otros aspectos, de cómo podemos modificar nuestra percepción para solucionar algunos problemas. Y en El País, un artículo titulaba: ‘No puedes convencer a un terraplanista y eso debería preocuparte’. A pesar de la evidencia científica, hay gente que percibe la realidad de una manera contradictoria y ¿crees que por eso más humana?
Volver arriba
Newsletter