Publicidad
La León-Santas Martas, ejecutada al 82%

La León-Santas Martas, ejecutada al 82%

ACTUALIDAD IR

Alfonso Martínez | 25/10/2017 A A
Imprimir
La León-Santas Martas, ejecutada al 82%
Fomento Fomento trabaja en los firmes e inicia la instalación de defensas y señalización vertical
Las obras de la autovía A-60 en su tramo León-Santas Martas avanzan "a buen ritmo", aunque el plazo oficial de finalización se sigue manteniendo para dentro de un año.

Fuentes del Ministerio de Fomento confirman a este periódico que el grado de ejecución alcanza ya un 82%. En cualquier caso, hay que tener en cuenta además que de los 27,3 kilómetros que tiene este tramo de la autovía las obras continúan en 20, ya que los 7,3 restantes entraron en servicio el 30 de octubre de 2012 (son los 7,3 kilómetros entre la ronda sur de la capital leonesa y la localidad de Puente Villarente tras un desembolso de 39,2 millones de euros).

En la actualidad, las obras para extender la vía de alta capacidad hasta la localidad de Santas Martas se centran fundamentalmente en la ejecución de los firmes y el drenaje superficial de la plataforma, aunque también han comenzado en algunas partes del trazado las tareas para la instalación de las defensas y de la señalización vertical.

Se han ejecutado hasta el momento obras por valor de 49 millones y faltarían 23 para acabar este tramoLos últimos datos que han trascendido fijan en 49 millones de euros la inversión ejecutada y cabe recordar además que el coste total se sitúa en 72 millones de euros. De esto se deduce que en un año habrá que ejecutar obra por importe de 23 millones de euros.

Tras casi cuatro años paralizadas, las obras de la autovía que algún día tendrá que llegar a Valladolid han avanzado de forma notable durante los últimos dos años para conseguir que el tramo entre las localidades de Puente Villarente y Santas Martas pueda inaugurarse justo dentro de un año, tal y como ha comprometido el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna. Otro de los recientes avances registrados en las obras del extremo leonés de la esperada autovía a Valladolid ha sido la ejecución de los pasos elevados sobre los restos arqueológicos del yacimiento de Lancia, que fue una de las causas de la paralización del proyecto.

Fue concretamente el 13 de abril de 2011 cuando desde la Comisión de Patrimonio Cultural de Castilla y León se ordenó la conservación y la lectura permanente de los citados restos, lo que supuso un importante escollo para la construcción de la autovía. Tras cinco años de bloqueo y disputas técnicas y políticas, la solución definitiva para preservar el yacimiento llegó en junio de 2016, cuando el citado organismo autorizó el proyecto modificado de la autovía A-60 en su tramo León-Santas Martas. Se trataba del resultado de incorporar determinadas medidas correctoras con el objetivo de permitir la conservación y la lectura permanente de los restos arqueológicos del yacimiento de Lancia. Y la solución pasó por los pasos elevados que se acaban de construir.

Es preciso recordar además el estado de los otros dos tramos de la autovía León-Valladolid (A-60). En este sentido, cabe destacar que el más cercano a la ciudad del Pisuerga (Valladolid- Villanubla) se abrió al tráfico en septiembre de 2013 tras 40,1 millones de inversión por parte de las arcas estatales.

Mientras, el tramo central de esta demandada autovía (Santas Martas-Villanubla) tenía ya aprobado el estudio informativo, por lo que ahora procedía acometer la redacción de los proyectos. Y este proceso acaba de ponerse en marcha. En este sentido, cabe recordar que este tramo está dividido en seis partes y el objetivo que se ha planteado el Ministerio de Fomento es acometer en primer lugar la que partiría de la localidad de Villanubla y serviría para sortear Medina de Rioseco.

El coste total del tramo intermedio es de 365,4 millones de euros, mientras que la parte que ahora se impulsa necesitaría un presupuesto de 56,9 millones. Atravesar Medina de Rioseco es uno de los puntos más problemáticos del viaje entre León y Valladolid. Es una travesía larga en una localidad muy poblada y el elevado volumen de tráfico puede generar problemas de seguridad para los peatones. Además, la limitación de la velocidad durante un tramo tan prolongado y con varios semáforos alarga de forma considerable el tiempo de viaje.

Es por eso que se ha dado prioridad a este subtramo. El Ministerio de Fomento ha sacado a la licitación el contrato para redactar su proyecto por un importe de 1,7 millones de euros. El plazo de ejecución es de 24 meses y será a partir de entonces cuando se ejecutará.
Volver arriba
Newsletter