La Diputación destina 90.000 euros a apoyar el Banco de Tierras del Consejo del Bierzo

La Diputación destina 90.000 euros a apoyar el Banco de Tierras del Consejo del Bierzo

EL BIERZO IR

El presidente del Consejo Comarcal del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel y de la Diputación, Eduardo Morán, sellando el acuerdo. | CCB Ampliar imagen El presidente del Consejo Comarcal del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel y de la Diputación, Eduardo Morán, sellando el acuerdo. | CCB
Ical | 23/09/2021 A A
Imprimir
La Diputación destina 90.000 euros a apoyar el Banco de Tierras del Consejo del Bierzo
Campo Morán puso de relieve la importancia del proyecto para ayudar personas, muchos jóvenes, "que no tenían vínculos con la agricultura o ganadería se incorporen al sector”
El presidente de la Diputación de León, Eduardo Morán, y el presidente del Consejo Comarcal del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel, firmaron este jueves  un convenio de colaboración con una vigencia de cuatro años, hasta 2024, mediante el que la institución provincial aportará 90.000 euros para apoyar el Barco de Tierras.

Un convenio que, tal y como señaló Eduardo Morán, se lleva a cabo desde año 2013 con el objetivo de “confirmar el trabajo iniciado en su día por el Consejo Comarcal mediante el Banco de Tierras”, lo que permite “recuperar fincas del minifundio de la comarca del Bierzo para la agricultura y otras actividades” así como “colaborar medioambientalmente en la comarca para recuperar fincas abandonadas que producían problemas a las fincas del entorno”.


Comercialización de productos


Morán puso de relieve la actividad del Consejo Comarcal del Bierzo para “ayudar a que jóvenes de la comarca y personas que no tenían vínculos con la agricultura o ganadería se incorporen al sector”, al tiempo que “piensa en la segunda parte como es la comercialización de los productos con la creación ya de una cooperativa”.

“El Banco de Tierras se ha consolidado con los años y tiene una función de agrupar fincas en el Bierzo, donde se necesita una concentración parcelaria para hacer una modernización de regadíos que va con mucho retraso en Camponaraya y Carracedelo y que, mientras no se hacen y no se rentabiliza mejor el suelo agrícola, hace una labor importante”, expuso el presidente de la institución provincial.

Por su parte, el presidente del Consejo Comarcal del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel, resaltó la “apuesta decidida” de la Diputación de León por el Banco de Tierras, que en esta ocasión “da un paso más y muy importante con la firma de un convenio cuatro años, mientras que hasta ahora todos eran anuales”, lo que supone “una evidencia clara de la apuesta firme por el sector agroalimentario berciano”, al que se refirió como “decisivo para la economía berciana y fundamental para la generación de empleo, riqueza y bienestar en la población”.

Para Courel, el Banco de Tierras ha demostrado ser “un éxito y un ejemplo para otros territorios” gracias a un trabajo llevado a cabo para “recuperar tierras en desuso y fomentar la profesionalización del trabajo de la tierra”.

“En El Bierzo se produce una revolución en el campo y el Banco de Tierras colabora a ello con un cambio del minifundio de autoconsumo por un modelo empresarial capaz de desarrollar un cambio generacional”, incidió el presidente del Consejo Comarcal, quien apostó por la agroalimentación como “motor del Bierzo”, para lo que aseguró que se necesita el apoyo de la administración”.

Herramienta contra la despoblación


En este sentido  trasladó su “deseo de un compromiso específico de la Junta de Castilla y León”, al tratarse de “una herramienta para superar el problema de despoblación en la comarca en la que los jóvenes se han dado cuenta de que hay una oportunidad gracias agricultura y los productos”.

Para ello, el Banco de Tierras cede los terrenos y ofrece formación e incluso presta maquinaria, al tiempo que lleva a cabo campañas en favor de la recuperación del sector y los viñedos en una “apuesta por el consumo productos de productos kilómetro cero con ferias y campañas” como la denominada ‘Hazte profesional y quédate en El Bierzo’, desarrollada entre 2019 y 2020, que dio lugar a la primera cooperativa horticultora del Bierzo, ‘ Huertos del Sil’.
Volver arriba
Newsletter