Publicidad
José Naranjo, desequilibrio y mucho gol en banda y en punta

José Naranjo, desequilibrio y mucho gol en banda y en punta

DEPORTES IR

José Naranjo, durante un encuentro con el AEK Larnaca. | EL DÍA Ampliar imagen José Naranjo, durante un encuentro con el AEK Larnaca. | EL DÍA
J.C. | 10/07/2021 A A
Imprimir
José Naranjo, desequilibrio y mucho gol en banda y en punta
Fútbol / Segunda División La Deportiva incorpora al atacante de 26 años que llegó a meter 16 goles en un año en Segunda en el Nástic y procede del AEK Larnaca
En esa mezcla que está formando la Ponferradina con jugadores que vienen de brillar en Segunda B y buscarán hacerlo también en una categoría superior, y otros que ya lo han hecho en la división de Plata del fútbol español aunque quizá no vengan de su campaña más brillante, el último en llegar es el atacante José Naranjo, que aportará desequilibrio y mucho gol jugando tanto en banda como en punta a la escuadra que dirige Jon Pérez Bolo.

Si bien aún no es oficial, según adelantaba ‘Unión Deportivista’ y ha podido confirmar La Nueva Crónica, Naranjo ya está en tierras bercianas y el lunes arrancará la pretemporada con el resto de la primera plantilla.

Se trata de un jugador de 26 años y 1,86 metros de altura que hace seis campañas llegó a meter 16 goles en una única temporada en Segunda División con el Nástic de Tarragona, si bien nunca volvió a conseguir mostrar ese nivel superlativo que le llevó a firmar hace tres años un contrato como uno de los jugadores mejor pagados del Tenerife, club con el que le quedaba un año de contrato pero que negoció para rescindirlo.

No jugó sin embargo en tierras tinerfeñas el último año, sino que llevaba temporada y media actuando como cedido en Chipre, concretamente en un AEK Larnaca que este año terminó la liga en quinta posición.

Le quedaba un año firmado con el Tenerife, que negoció su rescisión. Este año metió 6 tantos en el 5º de Chipre Seis goles en 30 encuentros disputados (19 siendo titular) hizo Naranjo, que la campaña anterior había visto cómo al mes de llegar y cuando llevaba cinco titularidades seguidas el parón por el Covid frenaba la liga.

Menos de 500 minutos, divididos en 10 partidos de los cuales sólo en cinco fue titular, había jugado con anterioridad en la primera vuelta en el Tenerife, perdiendo el protagonismo que sí había tenido en su temporada inicial en Canarias, en la que llegaba a los 36 encuentros y anotaba seis goles.

No fue la de Chipre su primera experiencia en el extranjero, pues entre la etapa del Nástic y la del Tenerife, además de un año sin mucha suerte en el Leganés (no llegó a los 600 minutos disputando 16 encuentros) se fue un año a Bélgica, donde llegó a disputar la Europa League con el Genk.

Ahora el jugador andaluz, que debutó en Segunda con 18 años con el Recreativo y vivió en el Villarreal B su primer año con continuidad en el fútbol profesional jugando en Segunda B, intentará recuperar su mejor nivel en tierras bercianas.
Volver arriba
Newsletter