Publicidad
Joaquín Tejedor: "Queremos que la gente venga y se lo pase bien"

Joaquín Tejedor: "Queremos que la gente venga y se lo pase bien"

CULTURAS IR

The Dixielites, la banda madrileña que suma swing y ska, actuará este viernes en la Plaza La Leña de Villamañán Ampliar imagen The Dixielites, la banda madrileña que suma swing y ska, actuará este viernes en la Plaza La Leña de Villamañán
Emilio L. Castellanos | 07/09/2018 A A
Imprimir
Joaquín Tejedor: "Queremos que la gente venga y se lo pase bien"
Jazz La decimotercera edición del Villamajazz se extenderá durante este fin de semana en la localidad de Villamañán
Es inevitable la pregunta para Joaquín Tejedor, organizador del Villamajazz: ‘Cuando arrancaste con el festival en 2006, ¿esperabas llegar a la edición decimotercera?’. Y su contestación es rotunda y muy expresiva: «No, ni de coña». La nueva edición del Festival de Jazz de Villamañán, que se extenderá a lo largo del próximo fin de semana (desde este viernes, día 7, hasta el domingo, día 9) y convivirá como es habitual con las fiestas de esta localidad leonesa, «hoy por hoy, el festival no podría entenderse sin las fiestas y las fiestas sin el festival», sirve de nuevo punto de inflexión a una iniciativa que nació inspirada por las dos grandes pasiones de Tejedor, Villamañán y Jazz Manouche, y que, al cabo del tiempo, ha acabado convirtiéndose en uno de los referentes principales del swing en toda España. «Este año seremos unos sesenta músicos los que participemos en el festival, nada que ver con los que éramos en los dos o tres conciertos de las primeras ediciones. Nunca pude imaginarme lo que ha llegado a ser el festival, lo que ahora mueve, con esa gran cantidad de público que se desplaza a Villamañán. Eso me hace pensar que está gustando y que hemos acertado. Sólo queremos que la gente venga, participe y se lo pase bien». Desde luego, algo debe tener el Villamajazz cuando un montón de músicos se ofrecen a su organización para participar en él y disfrutar de su particular personalidad, basada en las ideas de proximidad y participación, traducidas en conciertos con los músicos a pie de calle tocando sin establecer frontera alguna con un público especialmente implicado y numeroso.

Por supuesto, el jazz manouche constituye el principal eje argumental de la propuesta del Villamajazz, sin desdeñar otras sugerencias musicales. Tejedor, un abogado leonés que ha encontrado en el ejercicio musical un auténtico bálsamo, es un apasionado de este subgénero jazzístico, del que es representante excelso el legendario guitarrista belga Django Reindhart. Y tal predilección quiso compartirla con sus paisanos de Villamañán, lo que propició el nacimiento del Villamajazz y su plena consolidación a lo largo de los años. Joaquín Tejedor ha asumido con total naturalidad la organización de un festival que se vive con enorme intensidad en Villamañán y a cuya materialización contribuye toda la localidad. La liebre es el símbolo icónico con el que se ha identificado desde sus inicios al festival y este año su imagen volverá a presidir cada una de las camisetas de color mostaza (la variedad cromática es ya un rasgo emblemático de esta iniciativa musical) que se venderán para paliar parte de las exigencias económicas de un Villamajazz que, en su edición decimotercera, comprenderá un total de once conciertos, además de una clase-exhibición de Lindy-Hop, para los que no hay que pasar por taquilla, refrendando así la condición participativa de que ha hecho siempre gala este certamen jazzístico.

Swing Combo, liderado por la cantante y actriz leonesa Rosario Granell, es el grupo donde milita Joaquín Tejedor en calidad de guitarrista junto a Emilio Saiz (guitarra), Enrique Yudego (contrabajo) y Fernando Santamarta (batería). Llevaba un tiempo sin dejarse caer por Villamañán para que Joaquín pudiera centrarse en su faceta de organizador. Se trata de una de las bandas históricas del festival, habiendo sido, sin duda alguna, uno de sus embriones. Nacido al amparo de la Escuela Municipal de Música de León, visita Villamañán en el día grande de sus fiestas, el sábado 8 de septiembre, para formalizar uno de sus conciertos coincidiendo con la publicación de una grabación propia que incluye tres temas. Será en la Plaza La Leña, a partir de las 13:00 horas, cuando Swing Combo se arranque con un repertorio que funde swing con otros géneros musicales como el bolero o la copla, entre otros. Por supuesto, no será este el único grupo leonés que se distribuya por las localizaciones de Villamañán que ejercen como escenario de las diversas actuaciones del Villamajazz. Así, protagonizará el concierto inaugural de esta decimotercera edición (7 de septiembre, 20:30 horas), en la Plaza Mayor, French Jazz Connection, una de las variantes de Tri-Full-Jazz (trío leonés de batería, piano y contrabajo que se mueve sobre todo en los universos del be-bop y el hard-bop y que integran los hermanos González, Roberto y Angel, y Juanjo Alonso) que, bajo el formato de quinteto, alberga al cantante y trompetista Jacinto Carbajal y el trombonista Samuel Rodríguez. Después de este concierto, será el turno (22:00 horas, Calle Nueva) de otra formación leonesa, el dúo Radio Lulü, formado por la gran cantante Leticia Robles y el guitarrista Emilio Saiz, artífices de un estilo propio y exclusivo nacido de la fusión del swing y otros paisajes sonoros. El día 7 contará con otro grupo de la tierra, Ska Swing Combo, quien abrirá la sesión nocturna, a medianoche, de la Plaza La Leña y que contará también con el concurso de The Dixielites, banda madrileña que suma swing y ska.

El Villamajazz siempre se guarda algunas sorpresas y rarezas. Rompiendo con el aroma jazzístico que envuelve a todo el festival, The Kickers, un grupo leonés rockabilly, irrumpirá en la Plaza La Leña el día 8, a las 15:00 horas. Tras su concierto, a las 18:00 horas y en el mismo escenario, se ha previsto una clase magistral de Lindy-Hop, estilo de danza que se popularizó en uno de los templos del swing norteamericano, el Savoy Ballroom de Harlem. Algunas parejas ambientarán con este tipo de baile varios de los conciertos programados, como el del Aguardiente Swing, grupo de raíz alicantina que mantiene un estrecho vínculo con el Villamajazz («nuestro festival preferido», según sus propias palabras) y que visita tierra leonesa acompañado por el cantante y guitarrista Peter Gun. Su actuación se celebrará en uno de los puntos más emblemáticos de todo el festival: la confluencia de las calles Mayor y La Amargura. Será el día 8 a las doce de la noche. Después de su actuación, le llegará el momento en el mismo lugar al Hot Club Valladolid y el cantante Camil. No hay que obviar, desde luego, el concierto que ofrecerá también el día 8 (la jornada más copiosa de toda la muestra musical), en la Plaza Mayor y a las 20:00 horas, el grupo italiano, de Padua, Gypsy Thief, cuyo repertorio se nutre de piezas de Django y el swing de los años 40.

La última jornada del Villamajazz, la del domingo 9 de septiembre, arrancará con la participación de La Lunfardita (13:45 horas, Plaza Mayor), cuarteto madrileño que destaca por mantener lazos entre tango y swing y donde destaca sobremanera la voz de Carolina Dubois. También han sido elogiadísimas las cualidades vocales del cantante hispano-argentino Art Zaldívar, el artista que clausurará el festival en la Plaza Mayor a partir de las 20:30 horas.
Volver arriba
Newsletter