Publicidad
Ingenieros con la bombilla encendida

Ingenieros con la bombilla encendida

ACTUALIDAD IR

Miguel Ángel Diéguez y Christian Puente resultaron ganadores. | L.N.C. Ampliar imagen Miguel Ángel Diéguez y Christian Puente resultaron ganadores. | L.N.C.
Víctor S. Vélez | 17/06/2021 A A
Imprimir
Ingenieros con la bombilla encendida
Universidad La Escuela de Ingenierías de la ULE organizó su primer concurso de prototipos, en el que hubo protagonismo de la aeronáutica y de la lucha contra la pandemia
Una estación meteorológica instalada sobre un dron, un programa que codifica las condiciones climáticas para los pilotos de avión o una puerta automática que solo se abre para quienes cumplen con todos los protocolos frente al Covid. Los proyectos presentados este miércoles en la primera edición del Concurso de Prototipos de la Escuela de Ingenierías Industrial, Informática y Aeroespacial dejaron patente el talento de los futuros ingenieros de la Universidad de León (ULE), que retoma ya la presencialidad de este tipo de eventos.

Según explicó a este periódico la subdirectora de Relaciones Institucionales de la Escuela de Ingenierías, Inmaculada González, la organización del evento decidió limitar a cinco los proyectos participantes en esta fase final que se desarrolló en el vestíbulo del centro. Este concurso de prototipos se tuvo que cancelar el pasado año debido al Covid, pero desde la ULE se habían planteado el reto de poder celebrarlo antes de que terminase el curso. "Aunque el año académico se encuentre tan avanzado, hemos querido organizar este encuentro por ir recuperando la presencialidad, casi como ensayo. Esperamos retomar también, en octubre o noviembre, el Foro de Empleabilidad de Industria 4.0, que tuvo que suspenderse en marzo de 2020 justo al inicio de la pandemia, y que supone oportunidades para los ingenieros en empresas de aquí, de León", valora Inmaculada González.

Además de la Escuela de Ingenierías, en la organización del evento han colaborado la Federación Leonesa de Empresarios (Fele) y la Asociación de Mujeres Empresarias y Directivas de León (Asele). Ambas agrupaciones empresariales patrocinaron los premios de la primera edición de este concurso.

'Solo te abro si echas hidrogel'


El proyecto ganador fue el desarrollado durante los últimos meses por Miguel Ángel Diéguez y Christian Puente, una puerta automática pensada para tiempos de pandemia. 'Solo te abro si echas hidrogel' podría decir este dispositivo, dado que la puerta, adaptable a diferentes tamaños y entornos, solo permite el acceso cuando el usuario muestra una tarjeta validada, no tiene fiebre en el control de temperatura que realiza y el usuario se echa gel hidroalcohólico del dispensador que tiene instalado.

Del mismo modo, la tecnología puesta en marcha por estos dos alumnos de Ingeniería Electrónica permite controlar el aforo y guarda en una base de datos toda la información relativa a los usuarios que traspasan la puerta. "Es algo que también se puede aplicar a empresas y que es apropiado en tiempo de pandemia", valoran Miguel Ángel y Christian.

Estudiando 4.000 aeropuertos


Por su parte, en la categoría que reconocía al mejor ‘software’ el reconocimiento fue a parar a la ‘app’ diseñada por Daniel Aláez, del Máster de Ingeniería Aeronáutica, que puede llegar a evitar catástrofes aéreas. "Los 'Metars' son partes meteorológicos que tienen que ser decodificados por los pilotos cuando se aproximan al aterrizaje. En una fase crítica no debería perderse tiempo en esto y la 'app' que propongo lo generaría automáticamente durante el vuelo. El sistema actual está obsoleto y supone un riesgo durante las maniobras", explica Daniel Aláez a este periódico.

Para ello, el universitario ha generado una base de más de 4.000 aeropuertos de todo el mundo, cuyos datos ha cruzado con los de la Agencia Estatal de Meteorología de Estados Unidos. "Haciendo clic en el aeropuerto que corresponda, se carga el parte meteorológico ya codificado", resume el joven que está detrás de este prototipo.

Drones y robots para casi todo


El protagonismo de la aeronáutica en el concurso de prototipos celebrado ayer en la ULE también queda justificado por los drones. Así, Pablo Sánchez presentó su Trabajo de Fin de Grado que consiste en una estación meteorológica basada en Arduino que se coloca sobre un dron para realizar tomas atmosféricas a diferentes alturas. El objetivo de este prototipo es "optimizar las predicciones" del tiempo, mientras que el de otro de los participantes que también decidió apostar por los drones, Daniel Fernández ,sería captar imágenes aéreas de minas y caminos para facilitar el trabajo de arquitectos y topógrafos.

Por último, Eduardo Fernández, alumno del Máster de Formación del Profesorado, llevó al vestíbulo de la Escuela de Ingenierías un proyecto de robot autónomo para ser desarrollado en unidades didácticas de ESO, Bachillerato y Formación Profesional. "Los alumnos aprenden de forma práctica en un concurso en el que los robots compiten por ver quién consigue derribar unas latas sin salirse de un tatami que habilitamos", señala este futuro docente sobre su proyecto de electrónica.
Volver arriba
Newsletter