Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
Es tiempo de aunar esfuerzos, por Juan Martínez Majo

Es tiempo de aunar esfuerzos, por Juan Martínez Majo

CUENTA CON LEóN IR

Ampliar imagen
Juan Martínez Majo | 22/05/2020 A A
Imprimir
Es tiempo de aunar esfuerzos, por Juan Martínez Majo
Cuenta con León El delegado de la Junta en León analiza las fortalezas de la provincia en el suplemento 'Cuenta con León' de La Nueva Crónica
El virus nos ha confinado, ha cambiado la forma en la que vivimos y, ahora, nos obliga a organizar nuestro futuro más inmediato desde la coordinación entre instituciones, la responsabilidad individual y la solidaridad entre leoneses. El dolor por las vidas perdidas, el sufrimiento de los afectados y sus familias, el compromiso y entrega del personal sanitario y la inmensa labor de los trabajadores de los servicios esenciales que han mantenido en funcionamiento la sociedad durante el Estado de Alarma merecen nuestro consuelo, reconocimiento, admiración y afecto. León y los leoneses han dado la talla, hemos pagado un alto coste, y desde la Administración debemos echar el resto para recuperar la normalidad.

León cuenta, es y será una tierra de oportunidades, con capacidad para enfrentarse a esta nueva realidad, la que surge tras la crisis sanitaria, social y económica producto de la pandemia del Covid19. Desde la Junta de Castilla y León, además de mantener el nivel de compromiso para combatir el coronavirus, ya trabajamos en políticas activas de empleo para reactivar la economía de la provincia. Una estrategia para la recuperación que debe asentarse en la colaboración con las entidades locales y en las sinergias positivas derivadas del trabajo en común con el resto de provincias de la Comunidad bajo las directrices del Gobierno autonómico.

No olvidemos que León es la única provincia inmersa en dos Planes Territoriales de Fomento de la Industria, el de las Comarcas Mineras y el de Villadangos del Páramo, que se suman al Plan Industrial de la antigua planta de Vestas, y que son considerados por la Junta como prioritarios para la atracción de nuevas empresas que impulsen proyectos especiales. Programas de desarrollo económico que incluyen medidas financieras, de infraestructuras o logísticas que nos deben servir de ejemplo para emprender nuevas acciones para revitalizar León como enclave de la distribución del Noroeste de España. La estación intermodal de Villadangos, el Cetile de Chozas o la plataforma de Torneros son cimientos sobre los que crecer económica y socialmente. Levantemos León aprovechando nuestros recursos endógenos y, especialmente, nuestra estratégica posición geográfica.
Y lo debemos hacer sumando esfuerzos, con la Mesa por el futuro de León en la que activamente también trabajará la Junta como punto de encuentro social e institucional desde el que generar suelo industrial, líneas de apoyo para la explotación de yacimientos de minerales alternativos o para el impulso de proyectos innovadores como el Icamcyl, el cual debe consolidarse como un centro de transferencia de tecnologías para los sectores industriales de futuro de la provincia y con capacidad para captar financiación y proyectos internacionales. Cooperemos entre administraciones, León lo necesita, para reanimar entidades como la Ciuden y convertirla en un auténtico centro de formación y polo industrial para sectores vinculados a la energía y materias primas para la empresa.

León cuenta, claro que cuenta, y tiene opciones de progreso. Como la ampliación del Parque Tecnológico de León, que debe ir unida a la captación de inversiones y a un plan de desarrollo en el que se impliquen la Universidad y la empresa para promocionar sectores como el químico-farmacéutico, la ciberseguridad y las TIC, el aeronáutico, el metalúrgico o el agroalimentario. Y defendamos nuestro patrimonio, porque León es cultura y naturaleza. Aprovechemos de un modo sostenible lo mucho y bueno que hemos heredado, como las siete reservas de la biosfera, dentro de una estrategia para atraer turismo.

Y todo ello, en un León conectado, dentro del futuro Corredor Atlántico, que necesita las autovías a Valladolid y Orense y la mejora de las comunicaciones con Portugal a través de Bragança. Las administraciones tenemos que trabajar por la mejora de la red de carreteras interiores, pero también por la modernización de las conexiones por ferrocarril con el Bierzo o de la red de Feve que da servicio al norte de la provincia. Ese debe ser el horizonte, un León con Ave y aeropuerto, con una buena red de transportes de viajeros en el mundo rural y de mercancías terrestres hacia el exterior, pero también estamos obligados a avanzar para extender la banda ancha a todo el territorio provincial, garantizando la conexión en todos los pueblos de León dentro de la Agenda Digital Rural que impulsamos en la Junta.

Transporte, conexión a las redes de telecomunicación, programas industriales y apoyo al sector primario, a los proyectos que apuesten por una agricultura y ganadería moderna y generadora de empleo, con especial atención a la contratación femenina y al relevo generacional con la incorporación de jóvenes al sector. Es la mejor de las medicinas contra la despoblación, el reto más importante al que se enfrenta nuestra envejecida sociedad y que no puede caer en el olvido en los planes de reconstrucción económica y social tras la pandemia. Desde la Junta apoyamos al campo y la industria agroalimentaria como yacimiento de empleo y eje de desarrollo rural, especialmente a las empresas de productos autóctonos. Del mismo modo que trabajamos en concentraciones parcelarias y en la transformación o modernización de regadíos como los Payuelos.

La crisis del Covid19, que ha sido dura y dejará importantes secuelas, puede ser un punto de partida para reanudar la actividad económica con fuerza y seguridad, para poner en valor servicios públicos fundamentales como la sanidad o la educación. Desde la Junta apostamos por el mantenimiento de los servicios de salud en nuestros pueblos sin el cierre de consultorios y la conservación de las escuelas rurales. Al igual que nos comprometemos con la reforma, rehabilitación y construcción de viviendas. Debemos incentivar a las familias para que se instalen en el pueblo, apoyar a la mujer, favorecer la crianza en el medio rural. E, igualmente, avanzar en la ayuda a domicilio, en la atención a nuestros mayores y en la ampliación del servicio a los dependientes. La Provincia son sus pueblos, y su futuro es el futuro de León.
Volver arriba
Newsletter