Publicidad
Emoción en el encuentro de enfermeros: “Ahora la gente mira el futuro con optimismo”

Emoción en el encuentro de enfermeros: “Ahora la gente mira el futuro con optimismo”

EL BIERZO IR

Profesionales asistentes al encuentro de enfermeros | JF Ampliar imagen Profesionales asistentes al encuentro de enfermeros | JF
Javier Fernández | 09/06/2022 A A
Imprimir
Emoción en el encuentro de enfermeros: “Ahora la gente mira el futuro con optimismo”
Sanidad Quedada de enfermeros para compartir vivencias y homenajear a Belén Mato, fallecida durante la pandemia
Multitud de enfermeros se reunieron en el edificio de servicios de la Universidad de León en el Campus de Ponferrada para poner en común sus experiencias y sentimientos después de dos años críticos de pandemia en un encuentro convocado por el Colegio Oficial de Enfermería de León. En el acto, además, se rindió homenaje a Belén Mato, enfermera berciana fallecida por covid. Óscar del Valle, el organizador, explica la finalidad de la sesión: “Consiste en una proyección de seis vídeos donde vamos a relatar vivencias, sentimientos, emociones e imperfecciones de todo lo que hemos vivido durante estos dos años, tanto en el hospital como en atención primaria. Desde el Colegio de Enfermería de León teníamos el deber de hacer un acto de reconocimiento”.

Por otro lado, del Valle reconoce el progreso que existe en cuanto a la pandemia, pero avisa de que debemos seguir con ciertos cuidados: “Tenemos que avanzar y evolucionar, aunque todavía hay covid y hay que estar alerta. Estos dos años hemos tenido un máster de aprendizaje y formación continua de cómo hay que vivir y afrontar la pandemia. La gente ha aprendido mucho, aunque todavía hay alguna que se relaja. La mascarilla es un elemento decorativo que debemos llevar con nosotros”.

Uno de los objetivos del encuentro es la puesta en común de experiencias reales vividas en primera persona por los profesionales. Margarita, trabajadora del Centro de Salud de Flores del Sil, relata su vivencia con emoción: “En los centros de salud nos tuvimos que adaptar desde el primer momento. Todo lo presencial se convirtió en a domicilio. Éramos como extraterrestres en las casas ajenas. Muchas veces, las consultas por teléfono eran como el teléfono de la esperanza. Nos agradecían siempre que estábamos ahí y que podían hablar con alguien”.

Otra de las profesionales, Maite, denuncia la falta de empleados en el sector, pero destacó el trabajo de todas las enfermeras: “Tenemos una capacidad de adaptación tremenda y supimos salir adelante desde el primer momento. Ahora la gente mira el futuro con optimismo”.

Por último, Jesús, otro asistente al evento, resalta que la organización ante la pandemia en Ponferrada fue muy buena: “Como profesional, empecé en Segovia. Fue duro, pero muy gratificante. Después, aquí en Ponferrada, ha sido un trabajo multidisciplinar. Había unos protocolos muy bien definidos y el paciente jamás estuvo solo. Me impactaban las despedidas y las llamadas de cuando el paciente se despertaba y podía hablar con su familiar, se me escapaba alguna lágrima”.
Volver arriba
Newsletter