Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad

¡El pueblo, con los irmandiños!

¡El pueblo, con los irmandiños!

EL BIERZO IR

Cientos de personas se dieron cita en el castillo pese a la lluvia para no perderse el asalto. | D.M. Ampliar imagen Cientos de personas se dieron cita en el castillo pese a la lluvia para no perderse el asalto. | D.M.
D.M. | 21/09/2019 A A
Imprimir
¡El pueblo, con los irmandiños!
Cultura Gran éxito de la recreación histórica del asalto al castillo de Ponferrada, que pese a la lluvia concentró a centenares de personas que disfrutaron de la historia
 No fue la lluvia quien venció a los irmandiños. Fueron otra vez las tropas del Conde de Lemos y una traición quienes echaron por tierra las aspiraciones de la revuelta campesina de derrocar a los nobles opresores.

El castillo de Ponferrada fue testigo este sábado de una nueva recreación histórica del asalto irmandiño a la fortaleza, un hecho histórico del año 1468 en el que las hermandades de labriegos surgidas en Galicia se hicieron y arrasaron con múltiples propiedades de los nobles antes de que su revolución fuera finalmente aplastada.

La Asociación Caballeros de Ulver capitaneó una vez más esta recreación que atrajo a cientos de personas, vecinos y turistas, que nos e achantaron frente a la lluvia que caía en Ponferrada durante todo el día.

Justo a la hora del asalto, el cielo dio una tregua y el combate entre las tropas del Conde Lemos y los irmandiños resultó finalmente muy vistoso, con la narración de la historia en altavoces, para que el público pudiera comprender el espectáculo del que estaba siendo testigo cinco siglos y medio después de la batalla real.

Infantería, arqueros, lanceros... dieron un impresionante color al castillo que tomó vida un año más gracias a este llamativo evento.

¡El pueblo está con nosotros! gritaba el líder de las tropas del Conde. ¡No, el pueblo está con los irmandiños!, replicaron desde el bando campesino ganándose con mucha diferencia la entrega del público.
Volver arriba
Newsletter