Publicidad
El año de la covid-19

El año de la covid-19

OPINIóN IR

30/12/2020 A A
Imprimir
El año de la covid-19
Llegados los últimos días de diciembre, toca echar la vista atrás para hacer balance de este 2020… que no olvidaremos jamás…

Comenzaba el año sin que nadie fuera capaz de imaginar por lo que íbamos a pasar. Ni siquiera el 14 de marzo, cuando se declaraba el estado de alarma, éramos conscientes de lo que nos esperaba; y, de hecho, probablemente no lo seamos aún del todo…

Hemos sufrido –quien más, quien menos– la covid-19 muy de cerca, si no en nosotros mismos, en familiares o amigos, despidiendo –incluso– a seres queridos… desde la distancia, claro. Son ya más de 1,7 millones de muertos en todo el mundo… y los números no dejan de crecer…

La pandemia ha puesto todo patas arriba, provocando situaciones impensables: tres meses largos confinados en casa; comercios, bares e iglesias cerrados; suspensión de eventos, fiestas de los pueblos, procesiones… y hasta del ‘todopoderoso’ fútbol; y, así, un largo etcétera…

De hecho, ya sabes que ahora mismo estamos bajo un estado de alarma que no finalizará –al menos, así fue aprobado– hasta el 9 de mayo. Y aunque es cierto que las medidas establecidas no son las mismas que en marzo, hoy, salvo excepciones, no podemos estar en la calle a partir de las diez de la noche, ni juntarnos más de seis personas, ni viajar a otras comunidades autónomas…

Y es que la pandemia nos ha hecho cambiar nuestra forma de vida, procurando evitar, por ejemplo, el contacto físico con otras personas o tratando de reducir la actividad social. Y, no sé a ti pero, a mí, desde luego, ver a todo el mundo con mascarilla por la calle –que casi parece del guion de una película de ficción del siglo pasado– me sigue impresionando…

Acaba ya el 2020 –el año de la covid-19– con buena parte de nuestras ilusiones puestas en las vacunas que, esperemos, contribuirán a que la situación mejore en un 2021 que se presenta, cuando menos, con incertidumbre… Y en el que, ni que decir tiene, seguirá siendo fundamental que todos y cada uno de nosotros actuemos con responsabilidad.
Volver arriba
Newsletter