Publicidad
Cerraron los bares pero no acabaron con las ganas de cantar

Cerraron los bares pero no acabaron con las ganas de cantar

CULTURAS IR

T. Giganto | 18/04/2020 A A
Imprimir
Cerraron los bares pero no acabaron con las ganas de cantar
Música Domani Sapone es el nombre de un grupo de música detrás del que están Richard y Diana, dos hermanos de Benavides miembros de una estirpe de músicos que amenizaron las verbenas de todo León. Ellos ahora ponen música al confinamiento
Cuando se va a un pueblo, el que sea, y uno se encuentra con el bar cerrado, malo. "Algo pasa". O no hay suficientes feligreses para mantener la puerta abierta o el dueño no se encuentra en condiciones sea la razón que sea. Pero tiene que ser grave. Parecían todopoderosos los bares en León pero pudo con sus trapas una pandemia que mantiene en vilo el futuro de la hostelería pero también el de sectores como la música, muy unida a esos lugares de encuentro que son cobijo y escenario de tantos músicos. Cerraron los bares pero no acabaron con las ganas de cantar. Al menos no pudieron con las que tienen de seguir creando los chicos de Domani Sapone, Richard y Diana Majo. Son hermanos, con las raíces en la tierra de Benavides de Órbigo y miembros de una estirpe donde lo más normal es criarse entre instrumentos. Los Cirolines de Benavides pusieron la música a muchas fiestas de la provincia de León, hicieron bailar y disfrutar a muchos leoneses y les enseñaron a ellos el valor de la música. Hoy Richard y Diana Majo lo que quieren es ponerle ritmo al confinamiento, y lo han hecho con el tema ‘Nos cierran los bares’, una canción presentada estos días como single pero que a buen seguro pasará a formar parte de su próximo álbum que están aprovechando para dar forma en esta cuarentena.

El pasado 11 de enero sacaron su primer disco, ‘Volumen I’, cuya puesta de largo estaba prevista en Espacio Vías justo cuando decretaron el estado de alarma en España. "Ahora estamos confinados y separados pero cada uno desde su casa ha grabado su parte y las he juntado en el estudio que tenemos aquí, en Benavides. En ella hablamos de esta situación que estamos viviendo", explica Richard sobre una canción a la que él ha puesto guitarra, batería y voz, a la que contribuye también su hermana Diana.

Pero hasta llegar al ‘Nos cierran los bares’ que este sábado presentaron en sus redes sociales, Domani Sapone ha pasado por varias etapas desde que empezaron en 2017. Primero fueron versiones de otras canciones "que resultaron bien» pero les sabía a poco y les entraron las ganas de tener sus propios temas, de mejorar. "Y en eso estamos", reconoce Richard. Ellos son compositores, músicos, cantantes, productores...  "Los dos solos antes el peligro", bromea el músico ribereño. Tienen todas las herramientas para dar forma a sus canciones, como buenos familiares que son de Los Cirolines, músicos muy famosos en la década de los 60 en la provincia leonesa. "De ahí nuestro contacto con la música. Tenemos otro hermano, Jorge, que es guitarrista en La Última Legión, y estamos muy vinculados a ella pues la hemos visto en casa desde pequeños", explica el músico leonés.

– ¿Echáis de menos los bares?
– Mucho. Son sitios donde liberarse uno de todo... Sí, se echan mucho de menos. Somos gente de bar y en este caso están sirviendo además como una medida de la gravedad del asunto. Está el bar cerrado, algo pasa.
Volver arriba
Newsletter