Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies.
ACEPTAR
Publicidad
Daniel Juárez lleva su jazz a León

Daniel Juárez lleva su jazz a León

CULTURAS IR

El saxofonista Daniel Juárez actúa con su banda en El Albéitar. | L.N.C. Ampliar imagen El saxofonista Daniel Juárez actúa con su banda en El Albéitar. | L.N.C.
Emilio L. Castellanos | 21/11/2019 A A
Imprimir
Daniel Juárez lleva su jazz a León
Música Este jueves ofrecerá un concierto en El Albéitar sustentado en sus discos 'Neuronal Odd World' y 'Tales From Some Off Those Lands'
Apenas levantaba unos palmos del suelo y Daniel Juárez ya se había tropezado con la sonoridad y el ensalmo del jazz. Con tan sólo cuatro años de edad su padre ya le había abierto las puertas de una música que, al cabo del tiempo, ha acabado deviniendo en el principal santo y seña de su realidad. Formado al amparo del carisma y la significación de Musikene, el Conservatorio Superior de Música del País Vasco que tantos y tan buenos músicos ha conferido al jazz nacional y del que proceden también algunos de sus colaboradores más estrechos, el saxofonista de Talavera de la Reina ha participado en la urdimbre de un enjambre de proyectos instruidos en una suerte de jazz de matiz contemporáneo y permeable a otros paisajes musicales y creativos, uno de los cuales, el quinteto que lidera, visita este jueves El Albéitar (21 horas; entrada gratuita con invitación a recoger en la taquilla de la sala) en cuyo escenario se medirá con un repertorio basado en sus discos 'Neuronal Odd World', publicado hace un par de años, y 'Tales From Some Of Those Lands', próximo a ver la luz.

"El jazz es una música que se puede fusionar con cualquier otro tipo de género. El jazz es una música abierta, que siempre ha tenido esa vocación", asegura Juárez, quien reconoce influencias propias del soul, el world music, la música electrónica y diferentes tipos de fusión, principalmente, "que al final acaban citándose en un todo que es la música", sin renunciar al poso de la tradición. Tras su paso por Musikene, el músico toledano cursó un Master en Holanda y fue protagonista también de un intercambio que le condujo a Nueva York, ciudad donde compartió y enriqueció su talento con otros músicos y donde grabó el citado 'Neuronal Odd World', que sucedía tres años después a su primer registro como líder de su propia formación, 'Caminos' (2014). A pesar de su juventud, ha ido desplegando una trayectoria copiosa en detalles y de la que él se muestra satisfecho. "Siempre es difícil emprender camino en un mundo donde hay tanta oferta de música increíble. Yo estoy contento, sobre todo con la evolución que ha experimentado la banda a nivel de sonido. Creo que ahora mismo suena mejor que nunca".

El quinteto es un formato en el que siente especialmente cómodo, "hace que mis temas funcionen y suenen potentes y como los tengo en la cabeza", y es sobre el que ha depositado algunos de los momentos más rutilantes de su carrera. En León, donde tocará saxos tenor y soprano, Juárez estará acompañado por Álvaro del Valle (guitarra), Jorge Castañeda (piano), Darío Guibert (contrabajo) y Roberto Pistolesi (batería), músicos habituales en los proyectos en los que anda enconmedado, tanto propios como ajenos, y con los que mantiene vínculos artísticos muy ceñidos. "Los temas se abren a que cada vez puedan ocurrir cosas distintas y la improvisación propicia que cambien a cada instante. Siempre que toco con estos chicos, aprendo algo. Huimos de automatismos y rutinas. Experimentamos con unas ideas base para ver hasta dónde se puede llegar".

A modo de declaración de intenciones, Daniel Juárez expresa su concepción del hecho musical y su manera de aproximarse al jazz: "La música es una forma de expresión directa y pura, un lenguaje que transmite todo tipo de emociones sin necesidad de pronunciar una sola palabra… tratamos de conversar a través de este idioma, improvisando, moldeando el ritmo y las melodías para generar un diálogo con sentido, diferente y especial en cada ocasión. Los elementos de los que bebemos son nuestras influencias, que nacen del jazz, pero que hoy se extienden y se identifican con una gran cantidad de géneros musicales; sin duda, esto se ve reflejado en nuestras composiciones y forma de tocar. La música está en constante cambio, así como nuestras inquietudes y afán por experimentar, a través de los cuales aprendemos; este proceso da lugar a nuevos elementos sonoros y expresivos que (re)generan nuestro lenguaje actual".
Volver arriba
Newsletter